02.07.2022 |
El tiempo

Revilla ha dejado claro que no quieren bajar los impuestos que permitan mejorar la vida de los ciudadanos

La diputada del PP, María José González Revuelta, en el Parlamento. / ALERTA
La diputada del PP, María José González Revuelta, en el Parlamento. / ALERTA
Revilla ha dejado claro que no quieren bajar los impuestos que permitan mejorar la vida de los ciudadanos

El Partido Popular defenderá el lunes en el Parlamento de Cantabria una proposición no de ley para pedir al Gobierno regional que asuma su propuesta para bajar los impuestos y contrarrestar los efectos "de la inflación desbocada que se come los salarios y pensiones de los ciudadanos" y, al mismo tiempo, "sea un revulsivo para una economía maltrecha".

La secretaria autonómica del PP y diputada regional, María José González Revuelta, ha informado este jueves en rueda de prensa de esta iniciativa, en la que el PP reclama al Ejecutivo cántabro que baje un punto cada uno de los tramos de la escala autonómica del Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) y que "presione" al Gobierno de España para que acepte la propuesta económica de Alberto Núñez Feijóo de deflactar el IRPF.

González Revuelta, portavoz de Economía del Grupo Popular, ha recordado que, mientras el "constante aumento" de la inflación -que en marzo se situó en el 9.8%, el mayor en los últimos 38 años, y en abril en el 8.4%, con una inflación subyacente que escala al 4.4%- incide "negativamente" en las familias y empresas, que ven reducido su poder adquisitivo y su competitividad, los gobiernos de Pedro Sánchez y de Revilla "han dejado claro que no quieren bajar los impuestos ni tomar medidas que permitan mejorar la vida de los ciudadanos".

Para la dirigente del PP, esta política fiscal contrasta con la llevada a cabo por los países del entorno, que "han bajado los impuestos" a familias, autónomos y pymes para consolidar la recuperación económica y la creación de empleo.

"Por si la crisis generada por el COVID no hubiera sido suficiente, Pedro Sánchez subió los impuestos en 2021 y lo ha vuelto a hacer en 2022", ha lamentado González, advirtiendo de que esta política "ha lastrado la recuperación económica y social del país, situándolo a la cola de Europa", y de que "el futuro no pinta mejor porque las previsiones de crecimiento de la economía española están siendo revisadas a la baja por numerosos organismos".

Este escenario nacional "se agrava" en Cantabria, según ha dicho, porque la comunidad tiene una de las presiones fiscales "más altas" de España y porque, según el Observatorio del BBVA, el crecimiento de la economía regional para este año y el próximo "es peor que la media del país y la inflación es mayor que en otras comunidades autónomas habiendo llegado al 10.2%".

La secretaria autonómica del PP ha censurado "el afán recaudatorio del gobierno y el sinsentido de sus políticas", porque mientras las familias y empresas "no pueden más", el año ha acabado con un "récord histórico" de recaudación tributaria y en los dos primeros meses del año "se han recaudado ya 7.500 millones de euros de los 10.000 millones de más previstos para todo el año".

Para González Revuelta, desde que estalló la guerra en Ucrania el pasado 24 de febrero, la coalición de gobierno de PRC y PSOE "ha perdido dos meses en anuncios, sin concretar una sola medida para socorrer a las familias y a las empresas que piden soluciones ante una inflación desbocada".

"Anunciaron por todo lo alto la bajada de una serie de tasas de las que a día de hoy nada se sabe, plantearon adaptar el mínimo exento de tributar al aumento de la inflación, propuesta que supuso el cese de la consejera de Economía. Unas medidas, que eran absolutamente insuficientes ante la gravedad de la situación que viven empresas y familias pero que ni siquiera se van a implementar", ha señalado la diputada, para quien "si algo ha dejado claro esta crisis de gobierno", es que ni el vicepresidente Pablo Zuloaga (PSOE), ni Revilla (PRC) "quieren bajar los impuestos a los cántabros".

"Es una cuestión de ideología y Revilla y Zuloaga, como Sánchez, dicen una vez más sí a los impuestos altos, dicen sí a recaudar más y dicen no a la bajada de impuestos mientras empresas y familias no llegan a fin de mes", ha considerado.

PROPUESTA PP

Es por ello que el PP va a defender en Cantabria la propuesta que el presidente Feijóo presentó a Sánchez hace unos días, ya que "no se resigna" a que el Gobierno regional y su presidente "no hagan nada para mejorar la vida de los ciudadanos", ha dicho.

Según ha detallado, se trata de una propuesta de bajada de impuestos "selectiva, inmediata y temporal" para hacer frente al incremento de los precios, a través de reformas en el IRPF para las rentas medias y bajas, que son las que más están sufriendo las consecuencias de la inflación.

Desde el PP plantean que Revilla "haga valer su posición de socio de Sánchez" para que los cántabros que no llegan a fin de mes "puedan ver como su nómina aumenta al bajar sus retenciones" y piden que desde el Gobierno de Cantabria se inste al de España a deflactar la tarifa del IRPF ajustando los tramos de la escala, los mínimos exentos, las reducciones, las deducciones y las bases que se utilizan para calcular las retenciones a cuenta, a la evolución de la inflación y a la capacidad económica "real" de los contribuyentes, según ha propuesto Feijóo para evitar que aumente la recaudación tributaria exclusivamente por el alza de precios y no por el crecimiento real de la economía.

Además, instan al Gobierno de Cantabria a que baje un punto los tipos impositivos en cada uno de los tramos de la escala autonómica del IRPF, lo que beneficiaría a todos los cántabros, pero especialmente a las rentas medias y bajas que "más han sufrido las subidas de impuestos de los últimos años".

"A Revilla y Zuloaga ya no le valen las excusas de siempre, ni escudarse en que no se pueden bajar los impuestos porque se ponen en riesgo los servicios públicos porque nadie se lo cree ya. Nadie se cree que recibiendo mil millones de euros adicionales del Estado y Europa, y teniendo un superávit en el ejercicio pasado de 128 millones de euros, no se puedan bajar los impuestos en Cantabria", ha afirmado.

De hecho, según ha apuntado, "todos" los expertos coinciden en que lo único que compromete la viabilidad de Cantabria es la financiación autonómica, y no una rebaja de impuestos. "Financiación que no parece preocupar mucho a este gobierno", ha concluido.

Revilla ha dejado claro que no quieren bajar los impuestos que permitan mejorar la vida de los ciudadanos
Comentarios