03.03.2021 |
El tiempo
miércoles. 03.03.2021
El tiempo
El Diario de Cantabria

Los jugadores del Racing, a la espera del resultado de las pruebas PCR

Los contactos directos de Jon Ander, incluidos jugadores, técnicos y empleados del Racing, se sometieron ayer a las pruebas PCR | Hoy conocerán si hay más casos positivos y hay quien tiene que prolongar el confinamiento

José Picón, tras realizarse la prueba y realizando una vídeollamada con sus compañeros Gándara y Goñi. / Hardy
José Picón, tras realizarse la prueba y realizando una vídeollamada con sus compañeros Gándara y Goñi. / Hardy
Los jugadores del Racing, a la espera del resultado de las pruebas PCR

Todos los contactos directos de Jon Ander, entre quienes se encuentran sus compañeros de equipo, los técnicos y los empleados que orbitan alrededor de la primera plantilla racinguista, abandonaron ayer por un momento su retiro hogareño para acercarse a Los Campos de Sport. No muy lejos de allí, junto al Palacio de Deportes que apenas se utiliza para acoger deportes, está el llamado coroauto, el lugar elegido por el departamento de Sanidad del Gobierno de Cantabria para coger muestras de posibles casos de infectados por Covid. A lo largo de toda la mañana fueron pasando por allí uno a uno y habrá sido a primera hora de la mañana de hoy o incluso durante la madrugada cuando habrán ido recibiendo los resultados. Éstos serán importantes para conocer si todos los jugadores podrán poner fin al confinamiento el domingo, diez días después de conocerse el positivo de Jon Ander, o si hay que esperar algo más.

Todos los compañeros de Jon Ander, al igual que los técnicos y empleados con los que había mantenido un contacto más que directo en el autobús de vuelta de Leioa, habían superado con éxito los tests de antígenos del pasado viernes. Fue en esa misma ronda en la que se detectó el positivo del delantero alavés, lo que provocó no sólo su confinamiento, sino también el de todos sus contactos directos. Cabía el peligro de que el coronavirus se hubiera expandido en el vestuario verdiblanco y por eso los técnicos de Sanidad pidieron que todos se sometieran a un PCR. Lo hicieron después de que el propio Jon Ander se sometiera a uno el mismo viernes por la tarde, horas después de su positivo en el test de antígenos y que confirmó su caso a primera hora del sábado.

En el Racing son optimistas al respecto porque no hay nadie que presente síntomas que se puedan vincular al Covid. Sí los tiene Jon Ander aunque muy leves. En el caso de que hoy se transmita un pleno de negativos, el domingo terminarán todos el confinamiento preventivo de diez días y podrán comenzar a entrenar y a preparar el siguiente partido, que será el de Copa del Rey en Mutilva el jueves de la próxima semana.

Del barakaldo. Fue a lo largo de la mañana de ayer y a partir de las diez y media cuando los contactos directos de Jon Ander, entre los que estaban sus compañeros de equipo, comenzaron a pasar por el coroauto, donde les recogieron una muestra nasal a partir de la cual realizar el PCR. Curiosamente, también ayer pasaron por las instalaciones sanitarias los tres jugadores cántabros del Barakaldo, que son José Picón, Miguel Gándara y Pablo Goñi. Los tres jugaron en Los Campos de Sport el pasado sábado día 28 y tuvieron que realizarse las correspondientes pruebas médicas porque su equipo también está confinado. También detectaron un positivo en el test de antígenos previo al partido que debían haber disputado el pasado fin de semana y, por lo tanto, también están confinados en casa. También todos los futbolistas del equipo vizcaíno pasaron ayer los correspondientes PCR y al vivir ellos en Santander, les tocó ir al aparcamiento del Palacio de Deportes.

La excursión de ayer al coroauto fue una forma de romper con la pesada rutina de estos días que ha interrumpido los entrenamientos del primer equipo verdiblanco. Por la tarde, continuaron con los ejercicios que les encomiendan los preparadores físicos con el fin de que no pierdan la forma adquirida en los últimos meses durante este nuevo repentino parón de actividad que están sufriendo los jugadores verdiblancos.

Lo cierto es que éstos no están pudiendo coger el tono a la temporada por los continuos parones que están sufriendo. De hecho, van a acumular seis fines de semana de los que sólo habrán jugado dos. Eso tiene un peligro eminentemente futbolístico porque en una liga regular lo más valioso es adquirir una regularidad que se consigue con un ritmo de competición adecuado y que el Racing no ha tenido. Ha avanzado a tirones hasta la fecha porque comenzó jugando tres partidos, paró, volvió a jugar otros tres y ahora le ha tocado parar de nuevo.

Con todo, además de las carencias que puedan mostrar de manera individual y colectiva los jugadores del Racing, también estará presente el mayor peligro de lesiones que conlleva meterse diez días en casa. La vuelta a la actividad normalizada a partir de la próxima semana, si todo avanza según lo establecido, habrá que hacerla con cuidado. Para entonces, es probable que Javier Rozada pueda contar con Jordi Figueras, que justamente se estaba sumando de manera progresiva a la rutina del grupo cuando se detectó el positivo de Jon Ander. El día anterior, el jueves, ya había completado buena parte de la sesión con el resto y era estos días cuando tenía previsto ir aumentando la carga de trabajo sin descartar que ya pudiera participar del partido del próximo fin de semana contra el Real Unión.

Por ahora, el único partido que ha quedado aplazado de manera oficial por la Federación Española de Fútbol es el que estaba fijado para el pasado domingo en Zubieta contra la Real Sociedad B. Sin embargo, no va a quedar más remedio que hacer lo propio con el del Real Unión, que seguramente se fuera a celebrar el sábado para dar más tiempo a descansar y preparar el partido copero de entre semana de la próxima semana. Desde el Racing creen que será hoy cuando el juez de Competición de la Federación aplace el encuentro ante el equipo irundarra y, por lo tanto, al Racing le queden dos jornadas pendientes de disputar.

Lo cierto es que esta notificación federativa es una pura formalidad, ya que el Racing no podría jugar nunca ese partido al tener que estar confinado al menos hasta el próximo domingo. Y es que, incluso si todos los resultados de los PCR realizados ayer dieran negativo, el confinamiento se alargará durante diez días. Lo que puede suceder si se detecta algún positivo es que ese jugador en concreto que lo dé tenga que estar más días metido entre las cuatro paredes de su casa. La Federación aprobó una normativa a principios de curso que establecía que los partidos debían disputarse si ‘sólo’ había tres positivos o menos en un equipo, pero es un protocolo que no vale para nada cuando hay otro gubernamental que confina a todo un vestuario en cuanto detecta un caso.

Los jugadores del Racing, a la espera del resultado de las pruebas PCR
Comentarios