24.06.2021 |
El tiempo

Otro año más sin ascenso

El jugador del Racing discute con el árbitro una jugada del partido. / HARDY
El jugador del Racing discute con el árbitro una jugada del partido. / HARDY
Otro año más sin ascenso

El Racing ha dilapidado todas sus opciones de luchar por el ascenso en la segunda fase al empatar a cero contra el Arenas. Ese resultado le imposibilita terminar entre los tres primeros aunque ganara el próximo fin de semana en Amorebieta. De este modo, por lo máximo que peleará el conjunto cántabro en lo que queda de curso será por clasificarse para la Primera RFEF de la próxima campaña.

Los hombres de Solabarrieta lo intentaron hasta el último momento pero con más corazón que cabeza y con muy poco fútbol. Demasiado pronto se encomendaron a la heroica y ni siquiera fueron capaces de contabilizar ocasiones claras de gol. Tanto es así, que las mejores fueron para el equipo visitante, que al menos hizo trabajar a Lucas Díaz. Su portero, en cambio, apenas tuvo que intervenir.

Comenzó el partido el Racing con ánimo de encarrilar la victoria cuanto antes, para lo que se hizo pronto con el dominio de la posesión. Sin embargo, careció de profundidad  y de capacidad para fabricar ocasiones ante una bien plantada defensa del Arenas. De hecho, se marchó al descanso sin haber lanzado entre palos y con los únicos lanzamientos de Cedric y de Pablo Torre, ambos muy desviados. Tanto es así, que la mayor sensación de peligro la tuvieron dos centros del equipo vizcaíno que se envenenaron por los desajustes de la retaguardia local.

El segundo tiempo fue el de la impotencia, el de querer y no poder. Solabarrieta cambió a sus hombres de ataque pero de poco sirvió por su incapacidad de generar juego. Sólo las carreras de Soko generaban cierta inquietud en los defensores visitantes. Los minutos pasaban, la ansiedad crecía y el resultado no cambió en ningún momento, por lo que el Racing ya sabe que se pasara un año más fuera del fútbol profesional.

Otro año más sin ascenso
Comentarios