21.07.2024 |
El tiempo
domingo. 21.07.2024
El tiempo
El Diario de Cantabria
ALERTA El Diario de Cantabria

POLÍTICA

Aragonés pide la recaudación del 100% de los tributos

La Generalitat de Cataluña plantea un nuevo modelo de financiación que busca que la región recaude el 100% de los impuestos, transfiera al Estado una cantidad y establezca un fondo de reequilibrio territorial.
El presidente de la Generalitat, Pere Aragonés. EP / Archivo
El presidente de la Generalitat, Pere Aragonés. EP / Archivo
Aragonés pide la recaudación del 100% de los tributos

La Consejera de Economía de Cataluña, Natalia Mas Guix, ha presentado una propuesta innovadora en materia de financiación autonómica, que ha generado un importante debate en el ámbito político y económico. Esta iniciativa, diseñada para dotar a Cataluña de una mayor autonomía financiera, plantea un cambio significativo en el sistema actualmente vigente.

Según lo expuesto por Mas Guix, el nuevo modelo financiero pretende que la Generalitat de Cataluña asuma la recaudación y gestión total de los impuestos, en contraposición al sistema actual que solo permite retener el 9% de los ingresos fiscales. Este paso significaría un aumento drástico en los ingresos de la región, estimándose en unos impresionantes 52 mil millones de euros, el doble de lo que actualmente dispone la administración catalana.

El sustento de esta propuesta radica en la idea de que Cataluña, como una de las regiones más prósperas de España, debería tener un mayor control sobre sus recursos económicos. Mas Guix ha subrayado que esta medida sería comparable con otros modelos de financiación más federalistas, como los regímenes forales del País Vasco y Navarra, así como el sistema especial de las Islas Canarias.

Desde el Gobierno catalán se argumenta que el sistema actual presenta serias deficiencias, entre las que se destaca la falta de autonomía financiera y el desequilibrio horizontal en la distribución de recursos entre las comunidades autónomas. Cataluña, siendo la tercera región que más aporta al Estado, se encuentra en una situación paradójica al ser la décima en recibir recursos, lo que genera un déficit fiscal considerable que se estima en un 8,1% del PIB regional.

Para abordar esta cuestión, la propuesta incluye un mecanismo de transferencia de fondos al Estado por los servicios prestados en Cataluña, así como la creación de un fondo de reequilibrio territorial destinado a las regiones con menor capacidad económica. Esta medida busca corregir las disparidades en el desarrollo regional y promover una distribución más equitativa de los recursos.

Mas Guix ha enfatizado que esta propuesta es plenamente compatible con la Constitución española y responde a la necesidad urgente de que Cataluña disponga de más recursos para satisfacer las demandas sociales y garantizar la prestación de servicios básicos a sus ciudadanos. Además, se ha hecho hincapié en la falta de lealtad institucional por parte del Estado, evidenciada en una inversión considerada insuficiente en Cataluña en comparación con otras regiones, como Madrid.

En el contexto político, esta propuesta surge como una iniciativa conjunta entre ERC, Junts y el PSOE, como parte de un acuerdo más amplio para la investidura del presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. Sin embargo, su implementación requerirá de un intenso debate político y una posible reforma legislativa para modificar la Ley Orgánica de Financiación de las Comunidades Autónomas (LOFCA), un paso que podría generar tensiones y controversias en el ámbito nacional.

Aragonés pide la recaudación del 100% de los tributos
Comentarios