04.12.2022 |
El tiempo
972x90_cuenta_online_si_te_da.gif
ALERTA El Diario de Cantabria

En prisión comunicada y sin fianza los dos hombres detenidos por matar con GHB a un empresario en el hotel Palace

El magistrado titular del Juzgado de Instrucción número 11 de Madrid, en función de guardia de detenidos, acordó el pasado día 24 de diciembre la prisión provisional comunicada y sin fianza de los dos hombres detenidos un día antes por ser los supuestos autores de la muerte de un empresario encontrado sin vida el 30 de octubre en una habitación del hotel Palace de Madrid.
En prisión comunicada y sin fianza los dos hombres detenidos por matar con GHB a un empresario en el hotel Palace

MADRID, 29 (EUROPA PRESS)

El magistrado titular del Juzgado de Instrucción número 11 de Madrid, en función de guardia de detenidos, acordó el pasado día 24 de diciembre la prisión provisional comunicada y sin fianza de los dos hombres detenidos un día antes por ser los supuestos autores de la muerte de un empresario encontrado sin vida el 30 de octubre en una habitación del hotel Palace de Madrid.

La víctima, fallecida durante el Puente de Todos los Santos, es José Rosado, un varón de 42 años de origen puertoriqueño, exconsejero delegado de Hijos de J. Barreras, el mayor astillero privado español, según informó la entidad en un comunicado enviado a los medios. El cuerpo fue reclamado por su familia para ser enterrado en Miami.

Los dos hombres están siendo investigados por la supuesta comisión de un delito de homicidio y otro de robo con fuerza, si bien esta calificación penal es inicial y podría modificarse según se vayan practicando las correspondientes diligencias de investigación en el marco de la instrucción judicial, en lo que parece ser un caso de robo mediante el método de la 'sumisión química', ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) en una nota de prensa.

Una vez levantado el cadáver e inspeccionado detenidamente el lugar de los hechos por la comisión judicial, el pasado 30 de octubre, y ante las dudas que planteaba el caso, la magistrada titular del Juzgado de Instrucción número 3 de Madrid, que se encontraba de guardia de diligencias y por tanto se hizo cargo de la instrucción, ordenó a la Policía Científica y la Brigada de Homicidios investigar todos los extremos de lo sucedido.

Entre otras diligencias practicadas, los agentes visionaron los vídeos de ese día aportados por el hotel, mientras que el informe de toxicología solicitado por la juez concluyó que en el cadáver había restos de GHB (éxtasis líquido) en una cantidad del triple de lo que puede tolerar el cuerpo humano.

Estas pesquisas dieron lugar a que magistrada que dirige la investigación autorizara las entradas y registros del día 23 de diciembre y que terminaron con la detención de los dos individuos.

Tras analizar su historial, se ha podido conocer que ambos ya habían sido investigados anteriormente por episodios de robo mediante el método de 'sumisión química'. Concretamente, según fuentes policiales, uno de los arrestados tenía antecedentes por hechos similares, pero sin causar la muerte, en julio y en diciembre de este mismo año.

Por su parte, y de acuerdo con la Ley de Enjuiciamiento Criminal, tras tomar declaración a los dos detenidos y resolver su situación procesal, el magistrado del Juzgado de Instrucción número 11 se inhibió en favor del Juzgado de Instrucción número 3, que es el órgano que conoce del asunto, dado que, como se ha informado, era el Juzgado que se encontraba de guardia de diligencias cuando se halló el cadáver.

LA INVESTIGACIÓN POLICIAL

En principio, parecía una muerte extraña, ya que el cadáver no mostraba signos de violencia. No había lesiones, ni moratones ni indicios de asfixia, por lo que al principio podría parecer una muerte natural, aunque la habitación estaba revuelta y faltaban algunas cosas. Sin embargo, las pesquisas llevadas a cabo por el Grupo V de Homicidios de la Brigada Provincial de Policía Judicial, pronto desvelaron todo lo contrario.

La investigación comenzó poco después de que los empleados del hotel informaran a los agentes del suceso el 30 de octubre, alertados por compañeros del empresario que no le localizaban. Iniciadas las gestiones para el esclarecimiento de la muerte, junto a los datos obtenidos por los especialistas en Policía Científica, permitieron a los agentes identificar a dos hombres con los que se le había visto en el establecimiento hotelero.

Concretamente, un hombre de 29 años y otro de 39, que el fallecido había conocido de fiesta la noche antes en una discoteca del Centro de Madrid y que se había llevado a su habitación de hotel, la 541, para previsiblemente practicar sexo. Sin embargo, en un momento dado, cuando él estaba en el baño, añadieron a la copa el contenido de un frasco de GHB, también conocido como éxtasis líquido, una fuerte droga inmonodepresora.

Así, al poco tiempo de tomar la bebida se desmayó. Los análisis toxicológicos constataron que en el organismo de la víctima había grandes cantidades de sustancias psicotrópicas que combinadas con el alcohol le provocaron un edema pulmonar hasta su fallecimiento.

Cuando la víctima perdió el conocimiento le fueron sustraídos objetos de valor, así como su tarjeta de crédito, tarjeta que fue posteriormente utilizada en dos establecimientos de la localidad madrileña de Móstoles. Esta circunstancia permitió estrechar el cerco sobre los presuntos autores del crimen, que fueron finalmente localizados y detenidos en sus domicilios por la Policía.

En los registros practicados, los agentes intervinieron la ropa que portaban la madrugada del 30 de octubre, más de 2.500 euros en efectivo, teléfonos móviles, tablets, joyas, documentación de terceros y otros objetos de valor que están siendo analizados por si pudieran estar relacionados con este u otros hechos.

Por todo ello, y tras haber averiguado los agentes que los arrestados podrían haber suministrado de manera furtiva las sustancias que ocasionaron el fallecimiento del varón, han sido detenidos como presuntos autores de los delitos de homicidio, robo con violencia y estafa.

Uno de los detenidos es un ciudadano rumano de 39 años, con nueve detenciones en su historial, entre ellas varios robos con violencia, algunos delitos contra la salud pública y otros de receptación.

El otro apresado es un marroquí de 29 años, con 17 antecedentes, la mayoría por robos con violencia, estafa, robo con fuerza, asociación ilícita y usurpación de funciones, entre ellos dos robos cometidos mediante procedimiento similar en la zona centro de Madrid, uno en julio y otro este mes de diciembre. En ambos casos logró robar a sus víctimas drogándoles con GHB, aunque no fallecieron.

En prisión comunicada y sin fianza los dos hombres detenidos por matar con GHB a un empresario en el hotel Palace
Comentarios