07.03.2021 |
El tiempo
domingo. 07.03.2021
El tiempo
El Diario de Cantabria

TRAINERAS

Fin de fiesta en Castro con el freno de mano echado

Mañana se puede confirmar matemáticamente el ascenso de ‘La marinera’ en casa pero piden prudencia durante las regatas y los festejos

‘La Marinera’ conseguirá este fin de semana en casa el ascenso a la ARC 1.
‘La Marinera’ conseguirá este fin de semana en casa el ascenso a la ARC 1.
Fin de fiesta en Castro con el freno de mano echado

Este verano de traineras está siendo tan corto que está a punto de terminar. Todo ha pasado muy rápido y, salvo sorpresa de última hora, está a punto de completar la faena sin apenas contratiempos y con los únicos positivos de Getaria, que simplemente se perdió un fin de semana de competición, Zarautz B, que se conoció el pasado sábado, y Portugalete, que se conoció ayer y que impedirá a la ‘Jarrillera’ completar el calendario. El circo ha pasado por Pasaia, Getaria, Getxo y Santander y le falta cumplir con la última estación. Y ésta será el siempre atractivo campo de regatas de Brazomar, a donde llegarán las ligas con prácticamente todo decidido a excepción de la lucha por la salvación en la ARC 1. Ahí está Astillero metido y lo cierto es que tiene el objetivo encarrilado porque volverá a aguas cántabras con cinco puntos de renta sobre Donostiarra B, que es quien marca el descenso.

En la categoría de plata, Pedreña tiene garantizado de manera matemática el playoff y sólo le queda rematar la victoria final de la liga, objetivo que tiene más que encarrilado porque tiene nueve puntos de colchón. En la de bronce, es ‘La Marinera’ quien llegará a casa en lo más alto de la clasificación con una renta de cuatro puntos respecto al segundo y de trece respecto a Hondaribia B. Esto quiere decir que mañana le valdría con sumar sólo un punto menos que éste para certificar de manera matemática su ascenso a la ARC 1. Por eso en Castro se aguarda con gran expectación la doble cita de este fin de semana. En condiciones normales, la fiesta sería tremenda pero, en la actual situación sanitaria, todos han de actuar con el freno echado. Al menos, es como espera que actúen los aficionados tanto el Ayuntamiento como los responsables del club castreño.

Castro acogerá seis regatas en dos días pero no serán días normales de regatas en Castro. De hecho, la recomendación es no acercarse a vivirlas en directo y, para empezar, la decisión que han tomado los organizadores será cortar el Muelle de don Luis tanto el sábado como el domingo entre las nueve de la mañana y las ocho de la tarde. De esta manera, se aseguran que no va se van a formar multitudes de aficionados en la tribuna del solárium donde tan bien se suelen ver las competiciones de remo. Los organizadores contemplaron la posibilidad de permitir un aforo limitado pero entendieron que el trabajo iba a ser complejo e incluso conflictivo, por lo que han tomado la decisión de cortar por lo sano.

Esto hará que no sea sencillo ver las regatas y que la alternativa sea hacerlo desde el paseo marítimo o incluso desde embarcaciones de recreo. Y ahí se puede generar otro peligro por dos razones. La primera de ellas, es que se llene el entorno de pequeños botes desde el que seguir el desarrollo de la prueba, sobre todo en la que participa ‘La Marinera’, y se haga complicado mantener ‘limpio’ el campo de regatas. Por otro lado, se puede dar una situación de descontrol sobre el que han querido avisar a quienes vayan a elegir esta alternativa. De hecho, recuerda que cada barco tiene registrado en Capitanía un número máximo de tripulantes y que a bordo ha de haber siempre un patrón titulado. A esto hay que sumar las limitaciones para reunirse en grupos por causa de la pandemia y demás medidas de seguridad que habrá que seguir también en la embarcación y sobre las que probablemente esté pendiente la Guardia Civil del Mar.

prudentes. El horario de las regata será el mismo los dos días. A las once comenzará la liga ETE, a las doce se celebrará la correspondiente jornada de la ARC 1 y a las seis de la tarde se disputará la regata donde participarán las dos traineras locales, tanto ‘La Marinera’ como la ‘Flavióbriga’ de AN Castro. Como es más que factible que el primero de los dos días se produzca el ascenso matemático de la embarcación roja, desde el club y desde el Consistorio han pedido esta semana que los aficionados sean «prudentes». Entienden que se pueda festejar pero siempre bajo control y manteniendo las recomendaciones sanitarias. En principio, no habrá actos protocolarios y, de hecho, las banderas que ha ido ganando la cuadrilla que entrena Quique Vitoria no han sido enseñadas y ofrecidas en el balcón del Ayuntamiento, tal y como ha sido costumbre, precisamente para evitar aglomeraciones. Sí se ondeaba cuando llegaba la expedición entre los seguidores que hubiera alrededor del pabellón de remo pero los festejos han sido siempre sencillos y, en cierta medida, improvisados.

Las regatas del sábado se llamarán todas ellas Bandera del Comercio y de la hostelería de Castro mientras que las del domingo significarán una nueva edición (la cuadragésimo octava) de la Bandera Ciudad de Castro Urdiales. El club castreño quiso tener el gesto con los hosteleros poniendo el nombre de las pruebas sabatinas como reconocimiento a lo mal que lo pasaron durante el confinamiento y los esfuerzos que han tenido que hacer para amoldarse a la actual realidad teniendo en cuenta, además, que muchos locales hosteleros son colaboradores habituales de ‘La Marinera’.

La doble cita castreña será para el club de remo todo un reto organizativo porque han de acoger a 31 traineras repartidas en tres competiciones y que deberán tener el mínimo contacto posible por las exigencias que conlleva el protocolo de actuación de la ARC y que es de obligado cumplimiento para cada jornada. Con todo, las cosas han ido bien hasta ahora y las ligas están a punto de terminar sin demasiados contratiempos. Sólo queda el fin de fiesta en Castro que, para ‘La Marinera’, confía que sea la guinda a un gran verano. Es consciente el equipo rojillo de que el ascenso lo tiene en la mano y por eso para estos dos últimos días de traineras en aguas cántabras no sólo se conforman con consolidar el salto de categoría, sino que también quieren ganar al menos una de las dos banderas que se pondrán en juego. Llegarán tras haberse quedado con seis de las diez que se han disputado ya, por lo que tampoco suena descabellada la posibilidad de que hagan pleno. A eso irán.

Fin de fiesta en Castro con el freno de mano echado
Comentarios