05.12.2021 |
El tiempo

Ústed "no ha visto un pueblo ni en las aventuras de Heidi"

Así se pronunciaba el senador cántabro Fernández Viadero, ante la ministra Transición Ecológica, Teresa Ribera y la imparable ley de protección del lobo que el Gobierno de Sánchez aprobará
La vicepresidenta y Ministra de Transición Ecológica, T. Ribera y el diputado del PRC, J. M. Fernández Viadero. / ALERTA
La vicepresidenta y Ministra de Transición Ecológica, T. Ribera y el diputado del PRC, J. M. Fernández Viadero. / ALERTA
Ústed "no ha visto un pueblo ni en las aventuras de Heidi"

La vicepresidenta tercera y ministra para la Transición Ecológica y el Reto Demográfico, Teresa Ribera ha asegurado este martes en el Senado que el Gobierno tiene "el compromiso de preservar la coexistencia entre ganaderos y el lobo ibérico" (Canis lupus signatus), así como asegurar estrategias preventivas para "minimizar" los daños que pueda ocasionar en las zonas afectadas.

Lo ha afirmado en su respuesta a la pregunta parlamentaria del senador del PRC, José Miguel Fernández Viadero, que interpelaba al Ejecutivo por las medidas previstas para compensar los agravios que tendrá la protección del lobo sobre el sector ganadero extensivo al norte del Duero.



Fernández Viadero ha acusado a Ribera de "autodeclararse enemiga del mundo rural" apelando a su departamento como Ministerio para la Transición Ecológica "y Desaparición del Mundo Rural", además de opinar que es una decisión "injusta" que demuestra "su desconocimiento por la vida en los pueblos".

Asimismo, el senador se ha mostrado firme al asegurar que ellos "apoyan la coexistencia entre el lobo ibérico y la ganadería extensiva", sin que ello suponga un peligro para los ganaderos y los habitantes de las zonas rurales afectadas "apostando por su supervivencia sin apoyar a grupos radicales".

Por ello, la protección del lobo y su inclusión en el Listado de Especies Silvestres en Régimen de Protección Especial (Lespre), tras la publicación el pasado 21 de septiembre en el BOE, puede suponer "un aumento de la caza furtiva o envenenamiento" y que, desde entonces, la ministra no se ha reunido con los afectados del sector y las comunidades autónomas.

Ribera ha contestado que las medidas preventivas, las indemnizaciones y los procesos de control de la especie se adoptarán "para evitar y paliar los daños provocados a la ganadería por las manadas de lobos" y ha recordado durante su intervención en la cámara alta el presupuesto de veinte millones de euros para estrategias de convivencia.

La ministra ha concretado que esa cantidad es superior a la que vienen aportado las comunidades autónomas con presencia de lobo para la compensación de daños en el supuesto de ataques a las reses, con la cual el Gobierno ha subrayado su intención de "apoyar a los sectores ganaderos" a partir de estrategias de gestión en un asunto que "no es solo ambiental", sino "económico, social y emocional" y tratar de fortalecer la coexistencia de todos.

El senador regionalista ha reclamado a Ribera algo más que "palabras huecas" y ha pedido al Ejecutivo acción con medidas que supongan la permanencia del lobo y de los ganaderos en el ecosistema.

La vicepresidenta ha dicho que en el proyecto de ley de presupuestos se destinan 9,5 millones de euros para colaborar con las comunidades en la mejora de las indemnizaciones, que cifra en seis y siete millones de euros más los diez millones de euros para la prevención y la coexistencia, apoyando a los ganaderos "para que las explotaciones estén mejor protegidas".

Una partida para reforzar las labores de seguimiento y marcaje que permite que, tanto las comunidades autónomas como otros agentes, conozcan mejor el funcionamiento y evolución del lobo a través de una guía que parte de los consejos de la Unión Europea para su gestión.

Ústed "no ha visto un pueblo ni en las aventuras de Heidi"
Comentarios