14.07.2024 |
El tiempo
domingo. 14.07.2024
El tiempo
El Diario de Cantabria
ALERTA El Diario de Cantabria

TRIBUNALES

Robo de combustible: un concejal de este pueblo de Cantabria enfrenta cargos de malversación

El Tribunal Superior de Justicia de Cantabria (TSJC) ha informado que un concejal de Aguayo será juzgado por el delito de malversación de caudales públicos tras ser acusado de robar combustible del Ayuntamiento.

Vista de la localidad de San Miguel de Aguayo en Campoo.
Vista de la localidad de San Miguel de Aguayo en Campoo.
Robo de combustible: un concejal de este pueblo de Cantabria enfrenta cargos de malversación

El miércoles 10 de julio a las 10:00 horas, en la Sección Primera de la Audiencia Provincial de Cantabria, se llevará a cabo la vista de conformidad del procedimiento del Tribunal del Jurado 25/2024. El concejal acusado, que también trabajaba como peón agrícola para el consistorio, enfrenta cargos por sustraer gasolina del surtidor municipal.

Según el escrito presentado a la Audiencia Provincial y firmado tanto por el ministerio fiscal como por la defensa del acusado, este individuo, elegido concejal en mayo de 2019 y contratado en noviembre del mismo año, en febrero de 2020 accedió con su coche particular a la nave donde se encuentra el surtidor de gasolina, destinado exclusivamente a los vehículos municipales. Allí, "guiado por el ánimo de obtener un enriquecimiento injusto", llenó el depósito de su coche y, posteriormente, cuatro garrafas de gasoil que guardó en su maletero.

El concejal ha restituido el gasoil que sustrajo en su momento. No obstante, los hechos son calificados por ambas partes como un delito de malversación de caudales públicos, que podría conllevar una pena de tres meses de prisión, una multa de 160 euros y la inhabilitación especial para ocupar cargo o empleo público durante tres meses. 

DETALLES DEL JUICIO

El juicio se centrará en evaluar la intencionalidad y las acciones del concejal, quien, aprovechándose de su posición y acceso, sustrajo combustible destinado al uso exclusivo de vehículos municipales para su beneficio personal. Este caso pone de relieve la importancia de la transparencia y la ética en el ejercicio de funciones públicas, y la necesidad de que los representantes electos mantengan una conducta intachable.

REPERCUSIONES LEGALES

La pena solicitada incluye no solo la privación de libertad y una sanción económica, sino también la inhabilitación para ocupar cargos públicos, lo que refleja la gravedad del delito y la intención de prevenir futuros abusos de poder. La restitución del combustible por parte del concejal, aunque es un gesto positivo, no exime la responsabilidad penal de sus acciones. Este juicio subraya la importancia de la responsabilidad y la integridad en el servicio público. Los resultados del proceso servirán como un recordatorio de que cualquier violación de la confianza pública será tratada con el máximo rigor de la ley. La ciudadanía y las instituciones estarán atentas al desarrollo de este caso, esperando que se haga justicia y se mantenga la confianza en las autoridades locales. 

Robo de combustible: un concejal de este pueblo de Cantabria enfrenta cargos de malversación
Comentarios