29.05.2022 |
El tiempo

Placas, banderas, monolitos, la "política personalista" de Soberón

El Grupo Socialista de Astillero ha criticado la "política personalista" del alcalde, Javier Fernández Soberón (Ciudadanos) en la implantación de ornamentos en el municipio.
El alcalde de Astillero, Fernández Soberón. / ALERTA
El alcalde de Astillero, Fernández Soberón. / ALERTA
Placas, banderas, monolitos, la "política personalista" de Soberón

El Grupo Socialista de Astillero ha criticado la "política personalista" del alcalde, Javier Fernández Soberón (Ciudadanos) en la implantación de ornamentos en el municipio.

Según ha censurado, en un comunicado, el portavoz del PSOE, Salomón Martín, la política de Fernández Soberón con respecto a la implantación en viales y calles de placas, monolitos, modificación de rotondas, etcétera, "no está de acorde con los principios de democracia y consenso que deben presidir estas actuaciones".

Para el portavoz Socialista, el alcalde está actuando "de forma personal y obviando cualquier tipo de información", no solo a los grupos de la oposición sino incluso a sus compañeros de Gobierno, puesto que, ha afirmado, éstos han dicho que "no saben nada de dicha obra por que es un tema personal de Fernández Soberón" cuando el PSOE ha preguntado sobre la actuación que se está llevando a cabo en la rotonda del puente de Pontejos.

Para Salomón Martín, esta "política personalista que está llevando a cabo el alcalde del municipio fuera de todo consenso" puede acarrear un sobrecoste económico, "pues de la misma manera que Fernández Soberón llena el municipio, sin contar con el resto de los miembros de la Corporación, de placas, banderas, monolitos, etcétera, el día de mañana puede venir otra Corporación y, con los mismos criterios que Fernández Soberón aplica, acordar retirar lo ejecutado".

Como ejemplo, Martín se ha referido a la actuación que se esta llevando a cabo en la rotonda del puente de Pontejos, donde ya existe un monolito en recuerdo de un alcalde, José Solana del Río, y "que ahora, por capricho de un alcalde que lo único que pretende es perpetuar su persona, está en peligro de quedar totalmente oculto por una nueva actuación de nuestro alcalde, despreciando el legado de sus antecesores en el cargo".

Por ello, Martín ha recordado a Fernández Soberón que "estas actuaciones públicas deben de ir acompañadas de un consenso general ya que deben de recoger el sentir de la mayoría de los vecinos del municipio en reconocimiento a lo que se trata de ensalzar o recordar, como en algunas otras ocasiones se han llevado a cabo en el Ayuntamiento y han contado con el beneplácito de toda la Corporación".

Placas, banderas, monolitos, la "política personalista" de Soberón
Comentarios