23.04.2024 |
El tiempo

SUCESOS

Desarticulada en Cantabria una red de sextorsión que actuaba por internet

La Guardia Civil desmantela una organización criminal especializada en sextorsión y estafas en línea, con nueve detenidos en Valencia, Cantabria y Valladolid. La operación revela un entramado que ha afectado a más de 32 víctimas y ha conseguido defraudar 40.000 euros

 

Captura de pantalla de mensajes de WhatsApp utilizados por la organización criminal para amenazar y extorsionar a sus víctimas.
Captura de pantalla de mensajes de WhatsApp utilizados por la organización criminal para amenazar y extorsionar a sus víctimas.
Desarticulada en Cantabria una red de sextorsión que actuaba por internet

La Guardia Civil ha llevado a cabo la detención y la investigación de nueve individuos involucrados en una red de sextorsión y estafa, con siete de ellos establecidos en Valencia, uno en Cantabria, y otro en Valladolid. Esta organización criminal se dedicaba a extorsionar a sus víctimas tras contactar con mujeres a través de Internet, en una operación que ha sido bautizada como 'Quilombeda'.

Las autoridades han identificado a 32 personas afectadas, acumulando un monto total estafado que asciende a 40.000 euros. A los presuntos culpables se les imputan delitos de extorsión, amenazas, estafa, suplantación de identidad, blanqueo de capitales y pertenencia a organización criminal.

La investigación se originó en marzo de 2023, cuando una de las víctimas denunció ante la Guardia Civil haber sido objeto de amenazas a través de mensajería móvil, tras solicitar contactos femeninos en la web. Las amenazas incluían exigencias monetarias bajo la amenaza de enviar a un sicario a su domicilio, llegando a transferir hasta 12.000 euros para evitar represalias que iban desde palizas hasta el asesinato.

Los delincuentes empleaban el conocido "timo del sicario", iniciando su estafa con anuncios falsos en sitios web de contactos. Las víctimas, tras solicitar estos servicios, recibían amenazas de muerte por parte de un supuesto sicario, exigiéndoles un pago para no ser dañados. El dinero obtenido fraudulentamente era luego dirigido a cuentas controladas por la organización o invertido en la compra de cuentas bancarias de terceros bajo engaño.

Adicionalmente, los criminales se involucraban en estafas vinculadas a falsas ofertas de empleo publicadas en Internet o redes sociales, engañando a las víctimas para obtener copias de sus documentos personales y datos bancarios. Con esta información, procedían a registrar servicios de telefonía y cuentas bancarias a nombre de sus víctimas.

Esta operación ha permitido la detención e investigación de siete personas en Valencia en su primera fase, seguida por la indagación de otros dos miembros en Cantabria y Valladolid, desarticulando así una red que operaba bajo una fachada de anonimato en Internet.

Desarticulada en Cantabria una red de sextorsión que actuaba por internet
Comentarios