25.11.2020 |
El tiempo
miércoles. 25.11.2020
El tiempo
El Diario de Cantabria

CONFINAMIENTO COVID-19

Revilla desoye a Sanidad y no cierra los municipios

El informe de Salud Pública en ningún momento recomienda cancelar las vacaciones escolares de la próxima semana si no que pide confinar a los cántabros en los municipios de residencia por su seguridad ante el aumento de casos de coronavirus

Según el informe de Sanidad que ha tenido acceso el Diario ALERTA, Cantabria está en el nivel 3 de riesgo epidemiológico y recomienda el confinamie
Revilla desoye a Sanidad y no cierra los municipios

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, durante la rueda de prensa que ofreció ayer para anunciar las medidas restrictivas impuestas por su Gobierno, declaró que «el presidente de la Comunidad Autónoma es el responsable último de firmar los decretos y decidir en esta materia, pero nunca voy hacer ni he hecho en otras ocasiones el decidir materias sin informes favorables de Sanidad. Yo creo que tienen que ser las autoridades sanitarias, los equipos que tenemos, los que nos tienen que decir lo que tenemos que hacer. En ningún momento la pandemia, como ocurre en alguna otra parte del territorio puede ser exclusivamente política o utilizar esta pandemia cómo un discurso político contra los adversarios políticos. Eso en Cantabria, no ha ocurrido ni va a ocurrir. Por lo tanto, quiero señalar esto que voy a firmar como presidente de Cantabria tiene el apoyo de la Sanidad de Cantabria».

Sin embargo, el presidente en la reunión mantenida con Sanidad desoye sus recomendaciones.

Según el informe de Salud Públicaque tuvo acceso ALERTA, sitúa a Cantabria en nivel 3 de alerta, motivo por el cual se propone la adopción de las medidas de contención contra el COVID-19. Gran parte de las medias que deben implementarse están recogidas en la Resolución de la Consejería de Sanidad del Gobierno de Cantabria, publicada en el BOC Extraordinario del 23 de octubre de 2020, así como por la declaración de estado de alarma contenida en el Real Decreto 926/2020 de 25 de octubre.

Dado el nivel de alerta existente, viendo que la evolución de los indicadores sigue siendo creciente, «Sanidad considera necesario reforzar las medidas ante dos momentos críticos. Por un lado la celebración del Día de Todos los Santos (1 de noviembre), que genera habitualmente un número amplio de desplazamientos derivados de dicha festividad; y por otro la semana del 2 al 8 de noviembre, es no lectiva en el ámbito educativo, lo que afecta a una comunidad con 120.000 miembros. Ambos hechos según dicho informe hacen prever un incremento del número de contactos en el entorno social (no convivientes) y el incremento de desplazamientos fuera del lugar de residencia, inclusive a otras CCAA, que podrían tener mayores incidencias que las de Cantabria».

Las medidas que propone Sanidad tienen como objetivo hacer frente a la nueva situación sanitaria y epidemiológica y disminuir la transmisión de la infección del COVID-19. «Dichas medidas serían las siguientes:  El refuerzo de las capacidades asistenciales para la gestión del incremento de la demanda. El refuerzo de las capacidades de salud pública para la gestión del incremento de intervenciones de vigilancia, prevención y control. El establecimiento de medidas de restricción a la entrada y salida de personas de cada término territorial en el que tengan fijada su residencia, exceptuando las causas recogidas en el Anexo I, y sin perjuicio de que se permita la movilidad entre municipios colindantes de tránsito habitual para la realización de actividades socio-económicas y deportivas individuales o de actividad física al aire libre».

Para ello Sanidad le plantea al presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla las siguientes tres opciones.

MUNICIPIOS. «Limitar la movilidad al municipio de residencia. La limitación de movilidad a la Comunidad Autónoma, podrá ser acordada, cuando la evolución de los indicadores sanitarios, epidemiológicos, sociales, económicos y de movilidad aconsejen el confinamiento perimetral. En este caso se propone que exista una limitación que afectará a todo el territorio de Cantabria».

Comarcas. «Limitar la movilidad a la comarca del municipio de residencia. La limitación de movilidad de personas en ámbitos territoriales de carácter geográficamente inferior a la Comunidad Autónoma, podrá ser acordada, cuanto la evolución de los indicadores sanitarios, epidemiológicos, sociales, económicos y de movilidad que afectará a todo el territorio de Cantabria definiendo las limitaciones según la distribución por comarcas»

LOCALIDADES. «Limitar la movilidad en las localidades más afectadas. La limitación de movilidad de personas en ámbitos territoriales de carácter geográficamente inferior a la Comunidad Autónoma, podrá se acordada, cuando la evolución de los indicadores sanitarios, epidemiológicos, sociales, económicos y de movilidad aconsejen el confinamiento perimetral. En este caso se propone como de alto riesgo por la autoridad competente en vista de la situación sanitaria y epidemiológica».

Estas medidas propuestas por Sanidad tienen como «objetivo disminuir el número de ciudadanos cántabros que se expongan a casos de otras comunidades autónomas en los encuentros sociales de las próximas fechas. Reducir el número de contactos estrechos por cada caso confirmado, así como el número de los que se produzcan fuera de su entorno inmediato (grupo burbúja). Limitar el número de contactos estrechos en el ámbito extra-escolar entre los integrantes de la comunidad educativa de Cantabria. Restringir la generación de casos secundarios y cadenas de transmisión fuera del entorno inmediato y lugar de residencia de los casos. Y por último, evitar los desplazamientos no imprescindibles que por su destino y duración puedan incrementar el riesgo de transmisión entre los usuarios».

El presidente de Cantabria en lugar de seguir estas indicaciones de Sanidad, decide no confinar los municipios y priva de vacaciones al alumnado continuando con las clases la próxima semana, para que según él «no estén circulando por toda Cantabria». Y así «no paralizar la actividad económica de manera absoluta». Pues según su punto de vista «los niños deben estar en clase» en la semana próxima, pues es el «lugar más seguro» y así ver cómo la curva epidemiológica «desciende». A pesar que las autoridades Sanitarias no lo recomiendan. Pues en ningún momento en el informe presentado por esta Consejería recomienda que los niños vayan a clase en la semana no lectiva.

INFORME DE SANIDAD

1

2

3

Revilla desoye a Sanidad y no cierra los municipios
Comentarios