22.01.2022 |
El tiempo
ALERTA El Diario de Cantabria

La Audiencia Provincial de Madrid suspende el juicio a dos traductores de la Policía en el que testificaba Villarejo

Las defensas han alegado que no se les había notificado una de las pruebas señaladas por la Fiscalía
Archivo - Fachada de la Audiencia Provincial de Madrid.
La Audiencia Provincial de Madrid suspende el juicio a dos traductores de la Policía en el que testificaba Villarejo

Las defensas han alegado que no se les había notificado una de las pruebas señaladas por la Fiscalía

MADRID, 20 (EUROPA PRESS)

La Sección Quinta de la Audiencia Provincial de Madrid ha acordado, "de momento", suspender el juicio a dos traductores de la Policía acusados de extorsionar a un empresario --también investigado-- en el que estaba previsto que declarara como testigo el comisario jubilado José Manuel Villarejo.

Este lunes, el tribunal ha celebrado la primera vista durante unos 40 minutos, pero se ha visto en la necesidad de aplazar el procedimiento una vez que las defensas han alegado que no se les había notificado durante la investigación una de las pruebas señaladas por la Fiscalía.

La causa se centra en Alí Shan e Ijaz Ahmad, quienes fueron contratados por la Dirección General de la Policía para participar en la investigación que realizaba la Unidad Central de Delincuencia Especializada y Violenta (UCDV) para traducir conversaciones telefónicas interceptadas en el marco de una pesquisa dirigida por el Juzgado de Instrucción número 5 de Fuenlabrada (Madrid).

El empresario Harischandra Tarachand Varma, uno de los investigados en dicho procedimiento al que se le habían intervenido varias conversaciones, denunció en abril de 2014 ante Asuntos Internos que los traductores le habían extorsionando. De acuerdo con el escrito del Ministerio Fiscal, le ofrecieron datos de la causa a cambio de un pago inicial de 10.000 euros que iría aumentando y le amenazaron con "influir en su contra" si no accedía.

DEFENSAS DICEN QUE NO RECIBIERON NOTIFICACIÓN

Este lunes, el Ministerio Público ha pedido interrogar a los acusados con las transcripciones de las conversaciones telefónicas intervenidas que constan en la causa en lugar de escuchar los audios durante la sesión. Las defensas, sin embargo, han avisado de que no habían recibido notificación alguna ni de los audios ni de las transcripciones.

El tribunal ha confirmado que, ciertamente, las pruebas referidas por la Fiscalía figuraban en la causa. Según ha precisado, desde abril de 2019 constaban en el rollo de Sala conversaciones telefónicas y volcados móviles de los acusados que fueron enviadas desde el Juzgado de Instrucción número 5 de Fuenlabrada.

Las defensas han insistido en que no fueron notificadas. "Solo se nos ha dado traslado de los discos bancarios", ha señalado una de las letradas mientras señalaba el CD que sostenía la presidenta del tribunal.

LA DECLARACIÓN DE VILLAREJO

La causa llega a juicio después de que Varma formalizara la denuncia ante los juzgados de Madrid en agosto de 2014. Según Anticorrupción, sin embargo, lo hizo "a sabiendas de que los hechos no se ajustaban a la verdad" porque "no era víctima de delito alguno", ya que se habría acabado beneficiando de la información proporcionada por los dos traductores, incluso llegando a exigirles un flujo continuo de datos.

Por todo ello, los fiscales piden para los tres acusados más de ocho años de prisión por delitos de revelación de secretos, extorsión, más cohecho para los traductores y simulación de delito para el empresario. Además, ha pedido el archivo de las actuaciones para un cuarto investigado, a quien llama a declarar como testigo para que relate su conocimiento de los hechos.

Para este juicio, la Fiscalía ha solicitado la declaración de seis policías, entre ellos Villarejo, el inspector Andrés Gómez Gordo y el ex jefe de Asuntos Internos Marcelino Martín Blas, todos investigados en el contexto de la macrocausa 'Tándem' sobre los negocios del comisario jubilado.

"EL TRIBUNAL QUIERE CELEBRAR EL JUICIO"

Aunque en un primer momento, los magistrados han planteado la posibilidad de que los abogados escucharan durante la mañana las cintas en la Audiencia Provincial de Madrid y se retomara el juicio por la tarde, los letrados han subrayado la necesidad no solo de tener acceso a las pruebas sino de evaluar si es necesario cambiar los interrogatorios o preparar nuevos elementos de defensa. "No tenemos interés en dilatar el procedimiento, pero debemos velar por los derechos de los acusados", ha señalado una de las abogadas.

En este sentido, el tribunal ha reconocido que sería necesario hablar con el equipo informático y que no hay garantía de que los tres letrados y sus clientes pudiesen acceder a tiempo al contenido de las pruebas. Por ello, aunque ha insistido en que "el tribunal quiere celebrar este juicio", ha acordado suspender "de momento" el juicio.

PODRÍA APLAZARSE HASTA 2022

Ahora, las defensas deberán avisar si --una vez escuchados los audios-- están preparadas para retomar mañana la vista oral y hacer el juicio en cuatro días en vez de cinco o si necesitan más tiempo. En este último caso, tendrán que revisar agendas con los magistrados, la Fiscalía y la Abogacía del Estado para determinar cuándo podría celebrarse.

Durante la vista de este lunes, la presidenta del tribunal ha recordado que las agendas la Sección Quinta están llenas tras los retrasos que tuvieron lugar durante la primera etapa de la pandemia. Así, ha advertido que quizás pudiese retomar en octubre o sino ya en 2022.

El juicio, que estaba previsto para toda esta semana, ya se aplazó en septiembre de 2020 cuando uno de los acusados cambió de abogado.

La Audiencia Provincial de Madrid suspende el juicio a dos traductores de la Policía en el que testificaba Villarejo
Comentarios