28.11.2020 |
El tiempo
sábado. 28.11.2020
El tiempo
El Diario de Cantabria
Pilar Cernuda
10:23
24/07/20

¿CÓMO SE COME ESTO?

¿CÓMO SE COME ESTO?

Para que llegue el dinero de la UE el gobierno tiene que enviar a Bruselas un documento en el que se recoja el programa que detalle   a dónde va a destinar las ayudas. Ese programa va a ser escudriñado, más que estudiado, por los expertos europeos,  que pueden exigir modificaciones si no les convence el contenido.

    Para que ese proyecto tenga sentido,  es necesario que Pedro Sánchez deje de depender del presupuesto elaborado hace años por Cristóbal Montoro  y presente unos Presupuestos Generales del Estado preparados por su equipo,  PGE que tienen que ser aprobados por el Parlamento antes del 31 de diciembre. Los nuevos  PGE  recogerán  los puntos que pactaron Sánchez e Iglesias cuando acordaron la coalición, que hasta ahora no se han podido aplicar tal como quería el líder de Podemos porque obligaba a disponer de partidas que  no figuraban en los Presupuestos  elaborados por Montoro hace tres años.

    Es la razón de que Sánchez se haya  marcado como prioridad la aprobación de sus propios  Presupuestos, y la cosa no se presenta fácil.

    ERC no quiere apoyarlos si previamente Sánchez no acepta condiciones económicas que abundarían en las ansias independentistas de Cataluña. Bildu, lo mismo. El PNV suele ser más racional y pone el acento en el dinero contante y sonante y suaviza las cuestiones relacionadas con el autogobierno;  Ortúzar y Urkullu son muy de crear riqueza en el País Vasco, porque es lo que les permite espléndidos resultados electorales. Ciudadanos ya ha dicho por activa y por pasiva  que está dispuesto a apoyar los PGE porque son fundamentales para España, pero quiere negociar previamente algunos puntos con Sánchez,  Calviño o Montero, con quien Moncloa elija como interlocutores. Pero … pero sale Pablo Iglesias diciendo que de ninguna manera Podemos va a aceptar unos Presupuestos que vengan avalados por Cs, que los presupuestos de este gobierno de coalición son “incompatibles”  con un partido “que gobierna con la ultraderecha”.  Así que a ver qué pasa, cómo se come esto, porque el PP no tiene ninguna gana de abstenerse, y el apoyo ni se lo plantea.

    A Iglesias le ha salido una compañera respondona, y no es la primera vez: la ministra Montero, titular precisamente de Hacienda, ha declarado que no descarta que los nuevos PGE puedan tener el apoyo de Podemos y de Ciudadanos, así que en esas estamos. Iglesias una vez más enseña la patita por debajo de la puerta, aunque finalmente suele meterla  para adentro en cuanto Sánchez le quita la razón, pero … algún día quizá se canse del papelón que está haciendo. No se le echa del gobierno ni con aguarrás, pero su partido va en picado y no es descartable que en un momento dado pegue un puñetazo en la mesa y se largue.  No de buena gana, pero por miedo a que en las próximas elecciones Podemos se convierta en partido extraparlamentario. Como en  Galicia.

¿CÓMO SE COME ESTO?
Comentarios