16.01.2021 |
El tiempo
sábado. 16.01.2021
El tiempo
El Diario de Cantabria
Jesus Pindado
19:46
14/01/21

Muere el querido pintor Barrigón

Barrigón, ante las dos obras dedicadas a Argenta.
Barrigón, ante las dos obras dedicadas a Argenta.
Muere el querido pintor Barrigón

El pintor cántabro y educado caballero culto y desordenado Juan Manuel Barrigón, ha muerto. Después de muchas muertes temidas, enfrentadas, bromeadas, llegó la verdadera. Ya no hay hipocondría que valga ni chiste macabro para ahuyentarla con risas. Esta vez ha sido de verdad y no contestó mis últimas cuatro llamadas telefónicas. Me debe su despedida como buen amigo que siempre ha sido, artista, conversador y polémico.

Tengo un gran pesar porque le quería. Generoso y brillante, malicioso sano e inocente. Nacido en el Paseo de Pereda, 31. Hijo de la elegante santoñesa, Amalia Rodríguez Ruiz, y del marino radiotelegrafista de Cigales, Eliseo Barrigón Sanz.

Tras su paso por los Escolapios, Barrigón hizo Derecho en Oviedo y Dirección de empresas en Deusto. Pasó su servicio militar en Monte la Reina y en Tenerife, en donde tuvo un primer amor. Pero la bohemia semicontrolada en Madrid del artista la financió su tía abuela Matilde Ruiz. No saca las oposiciones a Abogado del Estado, pero pinta, copia a Solana, Goya y Picasso. Es su verdadera inclinación y vocación duradera. Retratista, lector incansable, amante de música clásica y adicto a la radio y la televisión, al Racing hasta que se cabreó.

Ha muerto de lo que algunos llaman “ictus del despertar” y sin sufrir. Su hija Mónica acudió a su casa porque no contestaba el teléfono. Su ahijada Beatriz Fernández Punsola había ido días antes antes cariñosamente a llevarle toda clase de alimentos. Esa fue, por cierto, nuestra última conversación.

Entre los 27 y 30 años descubrió Londres (a Nueva York iría en 1992), en donde además de lavar platos y estudiar inglés, tocaba la guitarra...y cantaba tangos. No admitía que tenía mal oído en mis discrepancias en el “Goya”, la “Cruz Roja” y el “Alaska”.

Juan Manuel Barrigón, tras un par de experiencias profesionales en el mundo financiero en Madrid y Bilbao, entró al servicio jurídico del Banco de Santander. Se casó con Conchi Fernández-Punsola con quien tuvo dos hijos, Mónica y  Juan. Su destino no era la placentera burguesía familiar o la comodidad burocrática bancaria. Ha sido, en rigor, vivir para pintar y vivir para vivir.

Mujeres (“meninas”), carnavales, toros, el Quijote... Autoafirmación y reinvención permanente de sí mismo, artista y amigo especial, español radical con influencias francesas post-impresionistas, a milímetros de saltar del fauve al expresionismo. 

Ha muerto y siempre echaré de menos su tristeza y su sonrisa, su humor y descalabros, su cultura y su obstinada fidelidad cultural.

Debíamos habernos despedido, pero le he dejado grabada alguna broma porque, como otras veces, pensé que era tardanza. ¡Cuanto le voy a echar de menos! Desgarrado artista total a quién no conocí cuando tenía 25 años y usaba guantes. No para pintar.

Descanse en paz Juan Manuel, a quien nunca oí hablar mal de nadie. El niño grande que tanto soportaba la adversidad con clase.

Muere el querido pintor Barrigón
Comentarios