Imprimir

Un poco de respeto, ¡por favor!

Álvaro Galán | Emprendedor. Senior e-commerce manager, experto en marketing digital y director de la Escuela de Comercio Electrónico de Cantabria.

Álvaro Galán | 29 de junio de 2020

Vivimos tiempos inciertos, convulsos, angustiosos y crispados en los que casi todos nos hemos visto superados por nuestras circunstancias sociales, personales, económicas y, últimamente, ideológicas. La actual situación económica derivada de la COVID-19  y la polarización social que parece “estar produciéndose” a partir de las posturas y mensajes lanzados por unos partidos políticos y otros a través de unos medios de comunicación más o menos imparciales, la crispación en el entorno laboral y la palanca que supone lo que yo considero un degenere absoluto de los valores y principios básicos de la convivencia entre seres humanos, nos está empujando a sufrir vértigo, más de un mosqueo innecesario e incluso la pérdida del respeto para con nosotros mismos y nuestros semejantes.

 

Yo no soy psicólogo, ni psiquiatra, ni siquiera becario en el estudio de la psique humana, pero, por mi profesión, mi cercanía con la “crisis de los 40” y tiempo de alterne disfrutado, reconozco que he hecho algún “pinito” en la materia. Algo simbólico, y muchas veces como pretexto para tomarme una buena cerveza fresca. En fin, digamos que no me cuesta mucho poner cara de circunstancia y activar el “modo aja, si, si, claro, claro…” en el que mis oídos se tornan en túnel del viento y mi cerebro es capaz de convertir el “blabla bla...” en una melodía rítmica y monocorde que hace que los músculos de mi cara reaccionen involuntariamente a cada exclamación, pausa dramática y emoción expuesta por mi interlocutor. No es que no me importen los problemas de la gente, es que con los años he aprendido a ser eficiente: si un problema tiene solución no es un problema y si no la tiene ¿para qué te vas a preocupar? Además, el 90% de los embolados que hoy te quitan el sueño, en un mes serán apenas una anécdota, porque, no nos vengamos arriba, problemas gordos hay 10 en la vida (no tomar al pie de la letra, pueden ser 11 o 9) y cuando alguien de mi entorno tiene uno de ellos, suelo ser de los primeros en aparecer.

 

Bueno, después de esta larga introducción vamos al quid del artículo. Lo que me gustaría contarte es que, bajo mi punto de vista, muchos de los contratiempos que vivimos hoy en día están derivados de la “bomba de presión emocional” adquirida y provocada por los factores arriba descritos. Circunstancias que, “bien mezcladas”, pueden llevarte a perder la consideración por los demás y por ti mismo. Y esto, no deberías consentirlo o habrás perdido tu esencia: eso que te hace único.

 

En un ejercicio de “innovación editorial” me he atrevido a mezclar el estilo narrativo de opinión con el “bloguero formativo viñeteado” que se destila por la red para contarte cuáles son para mi los 4 principios básicos que debes trabajar si quieres ganarte la deferencia inmediata de tus semejantes en cualquier circunstancia: trabaja en mejorar tu primera impresión, las personas destinamos 4 segundos a evaluar si alguien nos gusta o no; viste siempre un nivel por encima de lo que requiera cada situación; desarrolla el “contacto físico platónico”- una palmada en la espalda, chocar la mano etc. y siempre evitando las zonas centrales del cuerpo y más de 2 segundos-; no permitas que te interrumpan en mitad de una oración, la opinión de otras personas no tiene porqué ser más importante que la tuya; halaga a tus oponentes y muestra respeto por ellos, y por último: reconoce abiertamente tus errores y defectos. Saber hacerlo es un don que no muchos tienen, pero en realidad las personas no te juzgan por tus errores, te juzgan por la percepción que tú mismo tienes sobre ellos. Si eres honesto contigo mismo, todos te respetarán.

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /opinion/alvaro-galan/poco-respeto-favor/20200627041301081129.html


© 2020 ALERTA El Diario de Cantabria

La presente página web, con dirección URL www.eldiarioalerta.com (“Sitio Web”), es operada por la sociedad Cantabrico de prensa, S.A (“Sociedad”), con C.I.F. núm. A28927606, inscrita en el Registro Mercantil de Santander,  con el Depósito Legal: SA-3-1959 y cuyo domicilio se encuentra en la c/ 1º de Mayo, s/n Barrio San Marín, Peñacastillo, 39011 Santander, Cantabria. Puede obtener más información remitiendo un correo a la siguiente dirección de correo electrónico de contacto administració[email protected] [email protected]

Copyright © CANPRE S.A El Sito Web incluye contenidos de Sociedad, del medio EL DIARIO ALERTA (“Medio”) y, en su caso, de terceros y/ o de otras empresas del grupo de la empresa del cual forma parte la Sociedad.

Las relaciones establecidas entre la Sociedad y los Usuarios como consecuencia de la utilización a los servicios que se prestan a través del Sitio Web, se regirán por lo dispuesto en la normativa española vigente en relación con la legislación aplicable y la jurisdicción competente. No obstante, para los supuestos en los que la normativa vigente prevea que las partes pueden someterse a fuero determinado, la Sociedad y los Usuarios, con renuncia expresa a cualquier otro fuero que pudiera corresponderles, se somete a la jurisdicción de los Juzgados y Tribunales de la ciudad de Santander.