Imprimir

«El pico de contagio será a mediados de abril»

ALERTA El Diario de Cantabria | 29 de marzo de 2020

El consejero de Sanidad, Miguel Rodriguez. / ALERTA
El consejero de Sanidad, Miguel Rodriguez. / ALERTA

El consejero de Sanidad, Miguel Rodríguez accede a entrevistarse con ALERTA en el momento que más lo necesita la sociedad cántabra

Después de la compra de test fallidos del Gobierno de España y de las últimas noticias que nos ha ofrecido el vicepresidente de Cantabria Pablo Zuloaga, en las que afirma que está esperando al Gobierno de España para recibir el material sanitario ¿cuándo cree que llegará a Cantabria el resto?

La verdad es que no se lo puedo confirmar. Lo que hemos recibido del Ministerio son, fundamentalmente mascarillas, de distintos tipos, quirúrgicas, FFP2 que son más seguras o FFP3, que son las de mayor seguridad. El resto, la verdad es que no se lo puedo decir. Entiendo que la situación es muy complicada por el desabastecimiento que hay a nivel mundial y por lo tanto, que haya muchas dificultades. 

Nosotros a parte de lo que pueda mandar el Ministerio, el Servicio Cántabro está haciendo compras y gracias a eso, vamos subsistiendo. También a nosotros, tengo que decir que los proveedores o no nos sirven, o nos sirven poco, a cuenta gotas. Entiendo cuál es la situación a nivel nacional. 

Estamos viviendo de lo que empresas como particulares nos han donado. Aprovecho para mandarles nuestro agradecimiento y también de lo que, el propio Gobierno y las empresas están trabajando en sus talleres, que están fabricando prendas, mascarillas y gafas de protección. Y gracias a eso, vamos subsistiendo.

Algunos sanitarios nos afirman que están desbordados. ¿Cree que la situación en Cantabria se mantiene controlada?

Sí, se mantiene controlada. Evidentemente, supone un estrés para el sistema sanitario y los profesionales. Lógicamente, la demanda ha aumentado considerablemente, en relación con el tema COVID-19. 

Hemos establecido medidas para que no se someta tanto estrés al sistema sanitario, en el sentido de que toda nuestra actividad programada se ha suspendido. Ahora mismo, no se está haciendo ninguna actividad programada, ni en los hospitales, y en atención primaria la estrictamente necesaria. Por lo tanto, también ha bajado mucho la demanda en ese sentido. Lógicamente hemos tomado medidas para evitar el contagio de los propios profesionales sanitarios que es fundamental que no se contagien. Y también para disminuir la cantidad de trabajo que tienen los profesionales. 

¿Se está haciendo test a los sanitarios?

Sí, en el momento que los profesionales presentan síntomas se les hace el test. Saben perfectamente que no se hacen test antes de presentar síntomas, ni a los sanitarios ni a nadie, porque el test puede dar negativo primeramente y luego positivarse. Y además generaríamos una falsa expectativa de negatividad en esos casos. En todos los casos que hay síntomas se les hace test. Pero la cantidad, es un dato que en las notas de prensa transparentamos, y es que hasta el momento hay 79 casos -más 14 casos que se confirmaron ayer- confirmados por laboratorio que están separados de la actividad asistencial. 

¿En los hospitales hay suficiente personal sanitario para cubrir todas las necesidades diarias?

Tenemos un equipo de profesionales magníficos en la Sanidad de Cantabria, que lo está dando todo, que están trabajando muchísimo. Que tienen el reconocimiento de toda la sociedad y además de eso hemos contratado a más personal. Por una parte, a los profesionales les hemos quitado toda la carga programada habitual. Lógicamente los cánceres los tenemos que seguir operando, los partos los tenemos que seguir atendiendo… Pero lo que no es urgente, se está aplazando. Pero llevamos contratados 297 personas. Fundamentalmente, de los colectivos de enfermería y auxiliares de enfermería. 

El sindicato TU reclama que el personal no está cualificado para esta crisis sanitaria. ¿Qué tiene que decir al respecto?

Bueno, nosotros contratamos el personal que está en las bolsas de contratación. Por lo tanto, es personal que tiene la titulación correspondiente. Y otra cosa es que… bueno, que sea gente que lleva tiempo sin ejercer o que se tenga que adaptar a la situación del servicio donde va a prestar. En ese sentido, no creo que podamos hacer una generalidad. Puede haber algún caso puntual, que haya personas más desconectadas del trabajo diario que se hace en el sistema sanitario. Pero son de las bolsas de trabajo, insisto. 

Los positivos en Cantabria siguen creciendo. ¿Cuándo cree usted que llegaremos el pico de contagio en la región?

Es muy complicado predecir cuándo se va a producir el pico de contagio. Con los datos evolutivos de todo este tiempo, estamos trabajando con la Universidad, con modelos matemáticos, pero sólo son previsiones. Esto puede llevar a alteraciones en el tiempo. Según los estudios, el pico de contagiosidad, sería a principios de abril. Ese sería el momento en el que más contagiosidad habría entre las personas. A partir de ahí, los contagios irían disminuyendo en el tiempo. 

Hay que tener en cuenta que una cosa es el pico de contagiosidad y otra cosa es cuando lo van a notar los servicios sanitarios. Lo notarán más tarde, porque hay un periodo de incubación primero de la enfermedad y luego de la necesidad de asistencia sanitaria. Cuando uno empieza con los síntomas, normalmente son banales y es a lo largo del tiempo cuando se puede empeorar. Así que calculamos que a mediados de abril es cuando los servicios sanitarios empiecen a notar la mayor afluencia de las personas infectadas.  

¿Los nuevos espacios que se están habilitando, como puede ser el Palacio de Exposiciones de Santander es porque se prevé que haya un nuevo brote en los próximos días?

No necesariamente. Se está habilitando como medida de seguridad. Tenemos que aprender de otras situaciones. Aprender de lo que ha pasado en Italia, en la Comunidad de Madrid y no nos pille desprevenidos. Esto se está habilitando para tener una absoluta seguridad de que todo el mundo en el caso de necesitar una cama, la tenga. 

Mi opinión personal, es que no vamos a necesitarlo. Me puedo equivocar, pero no lo creo. Es decir, que los hospitales del Servicio Cántabro de Salud tienen la capacidad suficiente para asumir todas las hospitalizaciones que se van a producir. Todavía en el Hospital Marqués de Valdecilla tendríamos una ampliación que no está todavía puesta en práctica. Y si con eso no fuese suficiente, sería cuando recurriríamos al Palacio de Exposiciones. Es simplemente, una medida de seguridad. Mejor prevenir. 

Los ciudadanos llevamos más de dos semanas recluidos en casa. ¿Hasta cuándo cree que se prolongará la cuarentena? 

No cabe duda que otros 11 días más, pues lo ha aprobado el Congreso de los Diputados. A partir de ahí veremos si hay que ampliarlo. Ya le comenté la previsión del pico de contagios que se producirá a mediados de abril según nuestros cálculos. Si eso se confirma, no habría que ampliar más de lo que ha planteado el Congreso de los Diputados. Pero si eso no se cumple habría que ampliarlo. Y por lo tanto, el confinamiento domiciliario. 

Pero la ciudadanía tiene que entender que la medida de confinamiento, que ha todos nos desagrada, y más (me va a perdonar) con el día que hace hoy. A todos nos gustaría ir a dar un paseo por la calle. Pero hay que entender que es la única forma de no transmitir la enfermedad de unas personas a otras. En esta situación, en la que estamos ahora mismo, que además no sabemos la cantidad de infectados que hay en la calle. Pues hay muchas personas que lo pasan con síntomas banales o incluso sin síntomas. Y por lo tanto, puede haber mucha gente que esté infectada y no sabemos que lo está, debemos de tratar a todo el mundo como si lo estuviera. Estas medidas de separación y de alejamiento las tenemos que hacer con todas las personas. Y eso es la única forma que tenemos de pararlo. 

¿Qué plan tienen para detener los contagios en las residencias de mayores?

A ver, hay que tener en cuenta que las residencias de mayores es un tema que nos ha preocupado desde el principio. Se han hecho varios protocolos de actuación, porque sabíamos que era un foco de propagación. Es un colectivo de los que más se ceba esta enfermedad. Esta enfermedad lo que se caracteriza es porque los fallecidos se producen fundamentalmente en personas mayores o en personas no tan mayores pero que tiene patologías asociadas.  Lógicamente, cuando se detecta un caso se le aísla en la propia residencia. Y se le dice a la residencia una serie de recomendaciones de cómo actuar. 

Es cierto, que como pasa en un domicilio, cuando se contagia una persona pues la posibilidad de transmisión es muy alta. Y esto nos pasa con las residencias. 

Lo que no podemos olvidar es que la residencia es el domicilio habitual de estos mayores. Y solamente irán al hospital cuando la propia situación clínica exija que requiera una asistencia sanitaria mayor. Si no lógicamente, como otros en su casa pues ellos están en la residencia. 

La única medida posible es eso. Controlar continuamente a los residentes si aparecen con síntomas, aislarles repito hasta que les hagamos el test y confirmemos si son positivos o no. 

Y entendemos que las residencias estén nerviosas, porque nos pasa con las familias. Cuando hay un positivo en una familia genera mucho estrés. Y en las residencias con muchos residentes pues genera mucho estrés. La única medida que tenemos es cuando hay un posible contagio, le hacemos el prueba para confirmar si es positivo o no. Pero el control lo tienen que llevar diariamente y ver si cada residente tiene síntomas y si es así, separarles. No hay otro método. 

La medida de enviar a los mayores con sus familias parece que no ha sido bien acogida por las propias familias según dice Federación Empresarial de la Dependencia.  ¿Qué opina?

Es simplemente una recomendación. Aquí no se está obligando a nadie a llevarse a su familiar a su casa. Pero cualquiera le dirá lo mismo, desde el punto de vista sanitario una persona mayor, en este momento, donde tiene mayor probabilidad de contagiarse es en una residencia, no en su domicilio, con su familia. Por lo tanto, entiendo esa recomendación. 

Lógicamente, las personas tienen que valorarlo. Entiendo que las circunstancias de cada familia es diferente, y podrán hacerse cargo o no. Y por eso es una recomendación general. Y aquellas familias que puedan… porque no le quepa duda que si mi familiar estuviera en ese caso, me lo llevaba para mi casa. Porque va a estar con menos riesgo de contagiarse en mi casa que en la residencia. 

A esa gente que está preocupada por la transparencia del Gobierno de Cantabria ¿Qué les diría?

Les diría que no tiene porque. Porque hemos sido transparentes desde el principio de la crisis, con esta epidemia. Dando los datos continuamente todos los días, los contagiados, los curados, los que tenemos en la UCI… Cuantos han fallecido. Que lógicamente es un dato que nos cuesta dar, no por transparencia, sino porque es un dato que nos duele dar. 

Pero esta enfermedad es así y tenemos que asumir que va a provocar fallecimientos. Por lo tanto, absoluta transparencia y no le cabe duda que si tendríamos que dar malas noticias, las daríamos. Porque en este asunto no se puede ser opaco. 

Si desea lanzar un mensaje a los ciudadanos...

Que tengan paciencia. Que la única medida para evitar la propagación es el confinamiento. Por lo tanto, es una medida imprescindible de cumplir. 

Y que tengan la tranquilidad del Sistema Sanitario Cántabro de Salud, pues tiene la capacidad de dar respuesta a las necesidades de la población y por lo tanto, todo paciente que necesite la atención sanitaria, una cama, la va a tener. Pero insisto, lo mejor es prevenir. Y la prevención está en nuestra mano a través del aislamiento social. 

Puede ver este artículo en la siguitente dirección /articulo/cantabria/el-pico-de-contagio-sera-a/20200329080257075685.html


© 2020 ALERTA El Diario de Cantabria

La presente página web, con dirección URL www.eldiarioalerta.com (“Sitio Web”), es operada por la sociedad Cantabrico de prensa, S.A (“Sociedad”), con C.I.F. núm. A28927606, inscrita en el Registro Mercantil de Santander,  con el Depósito Legal: SA-3-1959 y cuyo domicilio se encuentra en la c/ 1º de Mayo, s/n Barrio San Marín, Peñacastillo, 39011 Santander, Cantabria. Puede obtener más información remitiendo un correo a la siguiente dirección de correo electrónico de contacto administració[email protected] [email protected]iarioalerta.com

Copyright © CANPRE S.A El Sito Web incluye contenidos de Sociedad, del medio EL DIARIO ALERTA (“Medio”) y, en su caso, de terceros y/ o de otras empresas del grupo de la empresa del cual forma parte la Sociedad.

Las relaciones establecidas entre la Sociedad y los Usuarios como consecuencia de la utilización a los servicios que se prestan a través del Sitio Web, se regirán por lo dispuesto en la normativa española vigente en relación con la legislación aplicable y la jurisdicción competente. No obstante, para los supuestos en los que la normativa vigente prevea que las partes pueden someterse a fuero determinado, la Sociedad y los Usuarios, con renuncia expresa a cualquier otro fuero que pudiera corresponderles, se somete a la jurisdicción de los Juzgados y Tribunales de la ciudad de Santander.