21.10.2020 |
El tiempo
miércoles. 21.10.2020
El tiempo
El Diario de Cantabria

Izquierda Unida pide a Zuloaga la protección patrimonial del faro de Ajo

Vista del faro de Ajo. / alerta
Vista del faro de Ajo. / alerta
Izquierda Unida pide a Zuloaga la protección patrimonial del faro de Ajo

Izquierda Unida en Cantabria reclamó al vicepresidente cántabro y consejero de Cultura, Pablo Zuloaga, que comience, «si no lo ha hecho ya» los trámites para dotar al faro de Ajo de una protección patrimonial «equivalente» a la del resto de faros de la región. En un comunicado, la coordinadora autonómica de IU, Leticia Martínez, explicó que hace esta petición a Zuloaga con el objetivo de «blindar este monumento ante los futuros caprichos regionalistas o de cualquier alcalde con aires de grandeza». «Zuloaga tiene entre sus cometidos el velar por la protección del patrimonio de Cantabria y tiene una ocasión perfecta para demostrar que ocupa un cargo que actúa de acuerdo a la ley y a la salvaguarda del interés general», subrayó. Según Martínez, en contra de la intervención artística prevista en el faro de Ajo ya se pronunciaron colectivos culturales y conservacionistas, además de ser -a su juicio- un «clamor mayoritario» de la población.

La coordinadora de IU consideró que el faro de Ajo está protegido de forma «integral» en el Plan General de Ordenación Urbana de Bareyo, aunque denunció que «desde las filas regionalistas ya han encargado la elaboración de un nuevo PGOU del que, si bien tardarán en aprobar, no se sabe si, en su afán por pintar de colores el faro». Y teme que «el alcalde de Bareyo, José de la Hoz, esté tentado de encargar un informe sobre la intervención de Okuda en el edificio a la empresa encargada de la elaboración del nuevo PGOU».

DEBA. La plataforma ciudadana en Defensa de la Bahía (DEBA) y Concejo Abierto tildaron de «horterada chirriante y agresivo contra el paisaje del litoral» de Cantabria el proyecto artístico de «pintarrajear de colores chillones» el faro de Ajo (Bareyo). Según indica el colectivo en un comunicado de prensa, se trata de un ejemplo de «confusión entre cultura y espectáculo» por parte de los políticos que, a su juicio, deberían velar por la conservación del patrimonio histórico y cultural, lo que incluye el respeto a los paisajes naturales. «El faro de Ajo es un elemento definitorio del paisaje costero, cuya forma y color originales guardan una relación lógica con sus funciones y con su razón de ser», defendió.

Además, DEBA lamentó que esta actuación pueda suponer un precedente «muy peligroso» para futuras intervenciones en otros espacios o elementos patrimoniales. «Se empieza así y se acaba repintando los bisontes de Altamira, porque su color no es tan brillante como el turista espera encontrar, o por el mismo motivo se acaban pintando los capiteles de la colegiata de Santillana, para que destaquen en los ‘selfies’», apostilló. Si bien no cuestiona la «importancia» del artista Okuda ni su técnica, la plataforma lamenta la «pésima elección» que se ha hecho del lugar para plasmar su obra. «En una sociedad democrática, este tipo de actuaciones requieren necesariamente de un proceso de participación ciudadana, en lugar de decidirse de espaldas a la población para facilitar así la imposición de ocurrencias individuales», ha defendido DEBA, en especial en un edificio como el faro de Ajo, considerado de «protección integral» por la propia normativa urbanística del Ayuntamiento de Bareyo.

Y abogó por plasmar este tipo de murales en «espacios residuales» que permitan elevar su categoría, pero no en un edificio y paisaje «relevante» como es el faro de Ajo.

Izquierda Unida pide a Zuloaga la protección patrimonial del faro de Ajo
Comentarios