28.05.2024 |
El tiempo
ALERTA El Diario de Cantabria

SUCESOS

Actuación contra el furtivismo en Cantabria: La Guardia Civil detiene a cuatro pescadores ilegales

En un operativo nocturno de vigilancia, la Guardia Civil de Cantabria sorprende a cuatro individuos realizando pesca ilegal de cachones y cabrachos en las playas de Tregandín y Helgueras, en Noja, demostrando el compromiso de las autoridades en la lucha contra el furtivismo.

Dos agentes de la Guardia Civil en Cantabria contra el furtivismo, evidenciando el compromiso constante con la protección del medio ambiente y la fauna de la región, tras la detección y denuncia de cuatro pescadores ilegales.
Dos agentes de la Guardia Civil en Cantabria contra el furtivismo, evidenciando el compromiso constante con la protección del medio ambiente y la fauna.
Actuación contra el furtivismo en Cantabria: La Guardia Civil detiene a cuatro pescadores ilegales

La Guardia Civil de Cantabria ha dado un golpe contra las actividades de furtivismo en la región, tras la detección y denuncia administrativa de cuatro pescadores ilegales en la zona de las playas de Tregandín y Helgueras, en la localidad costera de Noja. En una acción llevada a cabo bajo el manto de la oscuridad, los efectivos del Servicio Marítimo Provincial de la Guardia Civil han puesto de manifiesto la eficacia de las operaciones de vigilancia destinadas a proteger el patrimonio natural y marino de Cantabria.

Armados con focos y herramientas especializadas para la captura, los individuos fueron sorprendidos en plena actividad furtiva, extrayendo cachones y otras especies marinas de las pozas que quedan al descubierto durante la bajamar. El dispositivo táctico desplegado por la Guardia Civil impidió cualquier intento de fuga, culminando en la intercepción y posterior identificación de los infractores.

Tras la incautación de 12 cachones y 4 cabrachos a pescadores furtivos, la Guardia Civil hace entrega de las capturas a un centro benéfico de Santander, transformando un acto ilegal en un gesto de solidaridad y apoyo a la comunidad.
Tras la incautación de 12 cachones y 4 cabrachos a pescadores furtivos, la Guardia Civil hace entrega de las capturas a un centro benéfico de Santander, transformando un acto ilegal en un gesto de solidaridad y apoyo a la comunidad.

A raíz de la intervención, se descubrió que ninguno de los detenidos poseía la licencia de marisqueo requerida para la actividad, llevando a la incautación no solo de los utensilios utilizados, sino también de las capturas realizadas esa noche, sumando un total de 12 cachones y 4 cabrachos. En un gesto que resalta la responsabilidad social y el compromiso con las comunidades locales, la Guardia Civil optó por donar las capturas intervenidas al centro benéfico Hogar Belén en Santander, asegurando así que el resultado de estas actividades ilícitas tenga un impacto positivo en la ciudad.

Esta operación subraya el continuo esfuerzo de las autoridades de Cantabria por salvaguardar la biodiversidad marina y mantener el equilibrio ecológico de sus costas, enviando un mensaje claro sobre las consecuencias de incumplir las regulaciones de pesca y marisqueo en la región. La lucha contra el furtivismo se mantiene como una prioridad para la Guardia Civil, que sigue demostrando su capacidad y determinación para enfrentar estas prácticas ilegales. 

Actuación contra el furtivismo en Cantabria: La Guardia Civil detiene a cuatro pescadores ilegales
Comentarios