13.04.2021 |
El tiempo
martes. 13.04.2021
El tiempo
El Diario de Cantabria

PARQUE ACUÁTICO

La "incoherencia" del parque cuaternario de Sierrallana

La inversión superaría los 10 millones de euros, "poco tiene que ver" con la puesta en valor del Patrimonio de la Humanidad de Cantabria
Infografía del proyecto del parque acuático cuaternario en Sierrallana. / ALERTA
Infografía del proyecto del parque acuático cuaternario en Sierrallana. / ALERTA
La "incoherencia" del parque cuaternario de Sierrallana
El que fuera edil de Urbanismo de Torrelavega entre 2014 y 2019 con el PSOE, José Otto Oyarbide, ha presentado unas 20 alegaciones al proyecto del parque acuático cuaternario en Sierrallana, promovido por el gobierno PRC-PSOE, entre ellas una referida a su "incoherencia temática histórica".

En rueda de prensa, ha explicado este martes que ese proyecto de parque, cuya inversión superaría los 10 millones de euros, "poco tiene que ver" con la puesta en valor del Patrimonio de la Humanidad de Cantabria y supondría "una contradicción" con la apuesta regional por el Centro de Arte Rupestre de la Unesco, en Santillana del Mar.

Las alegaciones de Otto Oyarbide son las segundas que se presentan a la solicitud de autorización para levantar este equipamiento de ocio deportivo en Sierrallana.

El ex concejal socialista ha pedido al Ayuntamiento, en una rueda de prensa, "que se replantee el proyecto" y "no despilfarre" fondos procedentes de la Unión Europea.

Alega aspectos como la ausencia de calificación urbanística del suelo donde se pretende levantar el parque -situado en un monte de eucaliptos y en el límite con Santillana del Mar-, así como a la "improcedencia" de recalificar ese terreno para permitir las edificaciones proyectadas.

En este sentido, ha alertado de que se pretende construir un edificio de 910 metros cuadrados para restaurante y otro de 1.600 para uso administrativo y comercial, a su juicio, algo "no justificado" para un suelo rústico de especial protección.

También se alude a problemas con las carreteras de acceso y la seguridad de vial en la zona colindante con el Hospital de Sierrallana, la insuficiencia de los aparcamientos previstos, la "falta de objetividad del estudio de tráfico" y la ausencia de informes técnicos municipales que avalen el proyecto.

Junto a ello se alerta de otros problemas como que la ubicación del futuro parque sería una zona de monte "de riesgo forestal muy alto" por posibles incendios, la proximidad de varias industrias químicas, o la afecciones que al subsuelo tendrían las filtraciones de agua que se producen en la falda de Sierrallana.

Otto Oyarbide alerta en sus alegaciones de los problemas de evacuación en caso de siniestro que tiene la zona y el diseño del futuro parque, ya que el acceso y salida a las instalaciones se prevé a través de una única pasarela, a su juicio "insuficiente" para el volumen de visitantes que se estima -unos 1.800 al día-.

Las alegaciones incluyen un estudio sobre la climatología de la zona, en el que se concluye que entre 2001 y 2015 se han producido una media de entre 9 y 13 días de lluvia al mes durante el verano, por lo que para el ex concejal "no parece acertado promover un parque acuático como recursos turístico" en la zona.

La "incoherencia" del parque cuaternario de Sierrallana
Comentarios