03.03.2021 |
El tiempo
miércoles. 03.03.2021
El tiempo
El Diario de Cantabria

Un estudio afirma que la necesidad de ultracongelar la vacuna puede condicionar a los grupos prioritarios

Entrada al Hospital Universitario Central de Asturias. / Alberto Morante
Entrada al Hospital Universitario Central de Asturias. / Alberto Morante
Un estudio afirma que la necesidad de ultracongelar la vacuna puede condicionar a los grupos prioritarios

Si las primeras vacunas que lleguen a España requieren una cadena de ultracongelado (-70ºC), como es el caso de la de BioNtech/Pfizer, la selección de grupos prioritarios para vacunarse puede verse afectada, según expertas del Grupo Colaborativo Multidisciplinar de Seguimiento Científico de la COVID-19 (GCMSC).

Silvia de Sanjosé y Adelaida Sarukhan, científicas del GCMSC, una iniciativa promovida por el Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal) y el Colegio de Médicos de Barcelona (COMB), con la colaboración de la Asociación Catalana de Entidades de Investigación (ACER), han hecho una propuesta para seleccionar a quién se tiene que vacunar primero cuando lleguen las vacunas anticovid.

Tras advertir que el número de dosis disponibles en los primeros meses será limitado, las científicas han publicado un informe a través de ISGlobal, centro impulsado por la Fundación La Caixa, sobre cómo ha de hacerse la vacunación y señalan que los primeros tienen que ser el personal sanitario, de primeros auxilios y las personas de más de 80 años y ancianos institucionalizados.

GRUPOS PRIORITARIOS. Así, estiman que los grupos prioritarios de vacunación por orden han de ser: 1.-El personal sanitario en contacto con pacientes, incluidos aquellos en hogares de ancianos y personal de primeros auxilios; 2.-Personas de 80 años o más y ancianos institucionalizados; 3.-Personas de más de 65 años; 4.-Personas con comorbilidades -diabetes tipo 2, cardiopatía coronaria, EPOC, enfermedad renal crónica, obesidad, quimioterapia, inmunosupresión... El quinto grupo sería las personas institucionalizadas y en riesgo de exclusión social -prisiones, centros de refugiados...- el sexto el personal esencial en transporte, educación o alimentación, el séptimo los mayores de 55 años y el octavo el resto de población.

La propuesta detalla que el personal sanitario en contacto directo con pacientes se estima en 513.777 personas en España, el personal médico (149.342 personas) y enfermero (186.000), otros profesionales sanitarios (331.000) y el personal de emergencias (19.000), mientras que recuerda que los mayores de 80 años son aproximadamente 2,8 millones, y los mayores de 64 años con diabetes (2,1 millones).

La propuesta del GCMSC sugiere que «las personas con evidencia de infección previa por SARS-CoV-2 (PCR, test de antígenos o serología) no tienen que ser consideradas como prioritarias en el acceso a las vacunas». Pese a esta priorización, las científicas advierten que la logística de las vacunas que necesitan de ultracongelación en su transporte y almacenamiento pueden condicionar que pueda llevarse a cabo la vacunación de acuerdo al orden establecido.

«Las vacunas van del avión a un almacén central, desde donde se distribuyen a almacenes descentralizados en comunidades autónomas con camiones ultracongelados. Luego hay que llevarlas a los centros de vacunación, pero en España no hay ultracongeladores disponibles fuera de hospitales y universidades», advierten los investigadores.

Un estudio afirma que la necesidad de ultracongelar la vacuna puede condicionar a los grupos prioritarios
Comentarios