20.11.2019 |
El tiempo
miércoles. 20.11.2019
El tiempo
El Diario de Cantabria

Ochenta alumnos han asistido este curso a la Escuela de Artes Escénicas

  • La clausura se celebró en el IES Valle del Saja cuyo salón de actos se quedó pequeño para acoger al público asistente al concierto
  • La escuela ofrece tres disciplinas, canto, danza y teatro
Interpretación a cargo del Coro preinfantil Halane. / Saja
Interpretación a cargo del Coro preinfantil Halane. / Saja
Ochenta alumnos han asistido este curso a la Escuela de Artes Escénicas

Un total de 80 alumnos han asistido a la Escuela de Artes Escénicas de Cabezón de la Sal cuyo curso se clausuró el pasado viernes, con un concierto que tuvo lugar en el IES Valle del Saja cuyo salón de actos se quedó pequeño para acoger al público asistente. La representación de los alumnos de Teatro se desarrolló en el polideportivo municipal. El centro está dirigido por César Marañón, un joven que está dejando un importante poso cultural en la villa con la creación de coros infantiles y juveniles. La matrícula para este próximo curso ya está abierta. La escuela acoge a jóvenes de entre 3 y 25 años de edad. El profesorado lo forma el joven músico César Marañón, quien se encarga de la parte interpretativa y musical, junto a María Canel, profesora de danza clásica, moderna y contemporánea. El festival se abrió con el coro pre infantil Halane, que dirigió Juan Laborería.

La escuela ofrece tres disciplinas, canto, danza y teatro. El horario está diseñado para que las especialidades sean compatibles entre sí. «Nuestro objetivo es fusionar estas tres artes y dar la oportunidad a los más jóvenes de formarse dentro del marco de las artes escénicas, a partir de conciertos, actuaciones y montajes escénicos de gran calidad» explica Marañón, quien aclaró que «no se requiere experiencia en ninguna modalidad, sólo ganas de aprender y disfrutar».

Los horarios que han regido durante el curso han sido los lunes: Teatro de 16:00 a 17:15 horas y danza los viernes de 18:00 a 19:30 horas. Además, los viernes se dedican al coro pre infantil para niños entre 4 y 8 años; los jueves y sábados al coro infantil, con edades entre los 8 y 14 años; y el coro joven los viernes y sábado. Las enseñanzas se imparten en El Portalón de La Losa. Con los coros se busca la perfección armónica a partir de voces jóvenes fusionadas a través de un repertorio variado, de calidad y con una puesta en escena única, que no dejará indiferente a nadie.
El objetivo, según César Marañón, es «difundir la calidad musical cántabra por toda la región, incluso dentro del ámbito nacional y aprender, a través del propio coro, los conocimientos musicales esenciales que permitirán desarrollar valores y aptitudes que ayudarán en la formación del propio coralista». Con estos coros, que llevan el nombre de Halane, se garantiza y potencia la tradición cantora de Cabezón de la Sal, que cuenta, además, con la Coral Voces Cántabras, el coro parroquial, el Coro Virgen del Campo de la Tercera Edad y la Ronda Salines. Sin olvidar al grupo de danzas Virgen del Campo.

Comentarios