15.09.2019 |
El tiempo
domingo. 15.09.2019
El tiempo
El Diario de Cantabria

REMO

Pedreña, en la lucha por la tanda de honor en el debut

  • La ‘Pedreñera’ fue quinta a sólo tres segundos del cuarto y seis del tercero
  • El Camargo fue séptimo y Santoña décimo
  • Ganó Zarautz
La ‘Pedreñera’ fue ayer quinta. / José Ramón
La ‘Pedreñera’ fue ayer quinta. / José Ramón
Pedreña, en la lucha por la tanda de honor en el debut

La ARC 1 abrió ayer el telón con una contrarreloj en San Juan que dejó a Pedreña a las puertas de la tanda de honor. Terminó en quinta posición y a sólo tres segundos de colarse entre los cuatro primeros, lo que habría saciado sus más inmediatas aspiraciones. No lo logró pero demostró que tiene motor para luchar por estar entre los mejores, lo que no fue una mala carta de presentación. Lo que le falta es confirmarlo hoy, ya que, hace justamente un año, los trasmeranos también lucieron el sábado en Portugalete y al día siguiente no estuvieron a la altura de esa expectativa que levantaron en esa jornada inaugural.

La primera bandera de la temporada la ganó Zarautz. La ‘Enbata’ está de vuelta y tras mantenerse durante muchos años en un segundo plano en el que apenas ha tenido posibilidad de asomar la cabeza, ayer dio un primer golpe encima de la mesa. Le sacó cuatro segundos a Deusto dejando bien claro que hay que contar con la trainera azul este año. Serán Donostiarra B y Arkote los que hoy completen la tanda de honor mientras que en la segunda de ellas estarán dos de los tres cántabros, que son Pedreña y Camargo.

IRC Santoña partirá en la primera tanda porque no pudo ir más allá de la décima plaza. Dando por bueno lo sucedido ayer, parece que se ha terminado la etapa en la que la categoría se dividía en dos prácticamente por su ecuador. Según lo visto ayer no. Entre el tercer clasificado y el séptimo, que fue Camargo, sólo hubo trece segundos, por lo que se presenta una edición abierta en su zona templada. Y eso animará la liga. Falta por ver si también habrá más de dos o tres aspirantes a las banderas.

La prueba de ayer se disputó a contrarreloj individual en el campo de regatas pasaitarra que, habitualmente, envía a dos traineras en una dirección y a otras dos en otra. Es decir, que el punto de salida está a mitad de largo. Tanto las tandas como el orden de salida fueron sorteadas sin condicionante alguno y a IRC Santoña le correspondió partir en el priemr acto, junto a buena parte de los favoritos al triunfo, como eran Arkote, Deusto y Zarautz. La ‘Virgen del Puerto’ estuvo en medio de todos ellos pero, cuando menos, no fue marcando los peores tiempos, ya que Hibaika, otro recién ascendido, marcó en todo momento referencias peores. Los santoñeses dejaron a dos por detrás pero confían en ir a más. Ayer salieron con Gullart en la popa y Cuero en la proa. En estribor remaron Sergio Martínez, Quintana, Olazar, Conde, Jonathan Ruiz y Alberto Saiz y en babor ‘Perdi’, Javi Martínez, Ramón López, José Luis Sanz, Néstor Martínez y Luis Fernando Hernández.

Camargo remó con Castanedo en la popa y Javier Peña en la proa. En estribor lo hicieron Casuso, Teja, Sergio Martín, Diego Castro, Mingueláñez, Javier Soler y en babor Alfonso Lanza, Óscar González, Vasile Matei, Patricio Narbona, Jvi González y Víctor Martín. Comenzaron bien los de verde, tuteando a San Juan y pugnand por ser los más rápidos de la tanda por mucho que ésta dejara claro que era más lenta que la primera. De hecho, cuando giraron por última vez, eran incluso un segundo mejor que Pedreña. Sin embargo, la ‘Pedreñera’, que fue la última en partir ayer y que, por lo tanto, contó con todas las referencias, firmó un enorme largo y medio final para terminar siendo siete segundos más rápidos que los entrenados por Vasile Matei.

Compitió Pedreña con Kewin Ruiz como patrón y Roberto Labrada como proel. En estribor formaron ‘Sito’, Carriles, Javier Peña, Sorin, Gonzalo Solana y Expósito y en babor Gabi Ortiz, Carlos García, Lado, Miguel Martínez, Ángel Gómez Bedia y José Carlos López. En tierra se quedaron Ranero, San Emeterio, Cano y Collado, que es probable que hoy tengan su oportunidad porque hay habrá que remar de nuevo. Será otra vez en San Juan pero en un campo de regatas bien diferente. En concreto, esta vez tocará librar uno con seis largos y cinco ciabogas, por lo que toca poner en el asador todos los vatios posibles. Es un día de potencia del que todos querrán irse con una sonrisa de satisfacción para dar por bueno el primer gran paso del calendario.

Comentarios