03.03.2021 |
El tiempo
miércoles. 03.03.2021
El tiempo
El Diario de Cantabria

BOXEO

Mil en vivo y un mundo en la tele

Hasta ayer mismo mantuvieron los promotores la incógnita de si podrían celebrar la velada con público o a puerta cerrada en el Vicente Trueba |  Lloverá, pero todo está preparado

GRAF3815. TORRELAVEGA (CANTABRIA), 20/08/2020.- El excampeón mundial de los pesos superwelter y mediano Sergio "Maravilla" Martínez (i) regresará a sus 45 años al ring mañana, viernes, en Torrelavega (Cantabria), frente al español José Fandiño (d) tras cumplir ambos con la báscula en la tarde de este jueves en el gimnasio Kronk de Torrelavega. EFE/Pedro Puente Hoyos
El excampeón mundial de los pesos superwelter y mediano Sergio "Maravilla" Martínez (i) regresará a sus 45 años al ring mañana, viernes, en Torrelavega (Cantabria), frente al español José Fandiño (d) tras cumplir ambos con la báscula en la tarde de este jueves en el gimnasio Kronk de Torrelavega. EFE/Pedro Puente Hoyos
Mil en vivo y un mundo en la tele

Cuando ‘Maravilla’ Martínez tomó la definitiva decisión de volver este mismo año a boxear, decidió que sería en España. Y eso suponía que sería en Madrid o en Torrelavega, ya que eran los dos únicos lugares donde podría tener la certeza de llenar un gran recinto. En un principio, iba a ser en la capital española el seis de junio, pero después llegó el confinamiento y todo lo demás y hubo que suspender esa fecha. La crisis sanitaria le cogió a él en un mal momento porque también es consciente de que tampoco se puede retrasar demasiado la aventura que quiere comenzar a partir de hoy, por lo que cogió el tren que había puesto en marcha su tocayo cántabro, el mismo que es cuatro veces campeón de Europa y a quien promociona su promotora.

«Sergio es un ídolo y sabía que yendo de la mano con él se podía llenar un estadio, por lo que desde el principio sabía que iba a ser bueno hacer algo juntos», relata el excampeón del Mundo. Poco a poco se fue completando un cartel envidiable de grandes púgiles ansiosos por pelear. No sólo estaba ‘El Niño’, sino que se sumaron Kiko Martínez y Jon Fernández, por lo que, de pronto, se levantó una velada de nivel perfecta para volver. ‘Maravilla’ se apuntó y detrás de él vino la venta de derechos televisivos al continente americano que ya la hacían viable.

Realizar una velada así en el Vicente Trueba iba a resultar imposible. Con semejante cartel y en condiciones normales, se iba a quedar pequeño el pabellón, pero ni siquiera había condiciones normales. La crisis sanitaria obligó a la promotora a ponerse en manos de la consejería de Sanidad para seguir todos los protocolos de seguridad exigidos. Y concluyeron que el recinto más seguro iba a ser el estadio de El Malecón. Habría sido un sueño celebrar allí una velada convencional. Podrían haber cabido ocho mil personas pero las exigencias a cumplir han reducido las posibilidades. Más aún, conforme iban pasando las semanas y se iba complicando la cosa.

El Gobierno Autonómico permitió vender sólo mil entradas, quinientas para la grada y otras tantas para silla a pie de ring que se han agotado. De este modo, sólo habrá un millar de privilegiados disfrutando del espectáculo en vivo y en directo. Con todo, lo importante es que, en verdad, serán muchos más de mil los que disfruten de la velada porque se podrá ver en todo el mundo por la pequeña pantalla.

En toda América Latina excepto en Argentina, los derechos televisivos los ha adquirido ‘Combate Space’. En territorio argentino, de donde es originario ‘Maravilla’ Martínez y donde es un ídolo capaz en su día de meter en un estadio a 55.000 personas, la velada de Torrelavega se podrá seguir por ‘TNT Sports’. Además, en Noruega y en el resto de Escandinavia se verá por ‘VGTV’ y en el resto del mundo por la plataforma de pay per view Fite.tv. Sale a 9,99 dólares que al cambio vienen a ser 8,5 euros. Los aficionados españoles y los cántabros que no puedan acudir a El Malecón deberán elegir esa vía. Como se puede apreciar, todavía no hay aquí una televisión que apueste de verdad por el boxeo, lo que, en las actuales circunstancias, va a dificultar la organización de veladas de interés.

El Malecón fue el lugar idóneo por ser muy amplio y al aire libre. El problema surgía si llovía. Y parece que va a llover. Como solución, el Ayuntamiento garantizó que conseguiría un gran toldo que impediría que se mojara el ring. Con todo, el quebradero de cabeza de los organizadores ha estado en los protocolos y decretos que se han ido renovando en las últimas semanas conforme se iba complicando la crisis sanitaria. Incluso se llegaron a temer que la velada, así como se ha preparado, ni siquiera pudiera celebrarse pero, por si se ponía muy mal la cosa, ya estaba acordado con los boxeadores enfrentarse en el Vicente Trueba a puerta cerrada. Ayer mismo por la mañana, era una opción que la promotora todavía no descartaba para hoy porque hasta la tarde no recibieron el OK definitivo de las autoridades.

La actual situación posiblemente haga que haya esta noche una cierta sensación de lo que pudo ser y no fue. Al menos, ambientalmente hablando. Ayer ya se celebró el pesaje y fue en el Kronk a puerta cerrada, sin poder disfrutar de ese momento previo a toda velada pugilística en el que los rivales se ven las caras y se pone en marcha la verdadera cuenta atrás. Hay que adaptarse.

‘El Niño’ nunca tuvo problema con el peso cuando ha peleado en el superwelter y menos aún era de esperar que lo tuviera ayer, cuando subió al medio. Si algo ha destacado de él siempre ha sido su condición física y esta no falla. «Es mi trabajo. Si tienes algo bueno, hay que potenciarlo», se limita a decir. También ‘Maravilla’ transmite muestras de andar sobrado. Su preparador físico se llama David Navarro y está «muy contento» con el resultado. «Se ha notado el trabajo porque he encontrado el tiempo y la distancia que tanto vengo buscando», resume el argentino.

La gran duda de éste es cómo responderá esa rodilla que, en el fondo, le retiró y que a punto estuvieron de amputársela. Y ahí no hay debate porque asegura que está «infinitamente mejor». De hecho fue la desaparición de los dolores lo que dio el paso definitivo para tomar la decisión de volver. «Hemos hecho un buen trabajo con buenas bases para que las piernas trabajen y tengo reacción, velocidad, potencia, desplazamientos y buen traslado», resume ‘Maravilla’. Éste se las va a ver con Fandiño, que es un púgil «con una mano derecha pesada» que, en su opinión, le va a permitir saber en qué punto está y qué puede suceder en el futuro.

Sin dejar «ni un detalle al azar», ‘Maravilla’ Martínez, que no se cansa de repetir que se siente «inmensamente feliz», reconoce que no se habría imaginado «jamás» que con sus 45 años estaría a este nivel. «Todos los boxeadores son más jóvenes que yo», recalca. ¿Y cuál es el secreto? «Enfocarse en lo que uno quiere para que las sorpresas sean menores», responde. «Lo que estoy haciendo ahora es intentar que no me sorprenda nada. Hago todo lo posible por hacer entrenamientos duros y tremendamente exigentes para que cuando tenga un rival enfrente, como en este caso va a ser Fandiño, no me sorprenda ni su velocidad, ni su fuerza, ni su potencia ni el entorno, lo que es el miedo escénico», explica. Considera que, tras más de veinte años boxeando, ha aprendido «a manejar y controlar» las situaciones a las que le somete este deporte. «Y a vivirlo de otra manera, con otrafilosofía» concluye.

Mil en vivo y un mundo en la tele
Comentarios