24.02.2024 |
El tiempo
sábado. 24.02.2024
El tiempo
El Diario de Cantabria

LAS VEGAS

Las luces ya iluminan a ‘El Niño’

La expedición llegó a su hotel de Las Vegas a medianoche hora local, las nueve en Cantabria | A primera hora se sometió el púgil a un examen médico y hoy tiene el primer contacto con la prensa

Sergio García ya está en Las Vegas, donde el sábado peleará por su primera victoria americana. / Hardy
Sergio García ya está en Las Vegas, donde el sábado peleará por su primera victoria americana. / Hardy
Las luces ya iluminan a ‘El Niño’

La segunda aventura americana de ‘El Niño’ avanza ya a pleno rendimiento. Lo más pesado ya quedó atrás después de un viaje que, entre una cosa y otra, se prolongó durante casi 24 horas reales, ya que a las once de la mañana del domingo había cogido el primer avión en Bilbao y, junto a sus compañeros de viaje, llegó a su hotel de Las Vegas ayer a las nueve, hora de Torrelavega y medianoche en el estado de Nevada. Poco pudieron dormir el boxeador y sus acompañantes por el cambio horario que se les vino encima pero hicieron lo que tenían en su mano para hacerlo con el fin de adaptarse cuanto antes a los ritmos locales.

La expedición torrelaveguense estuvo formada por el propio boxeador, su entrenador Víctor Iglesias y la mujer de éste, que ya formó parte de la esquina que acompañó a Sergio García en el debut americano en Los Ángeles. El cuarto integrante del equipo será Óscar Zardain, que llegará mañana a Las Vegas y que será el encargado de cuidar el rostro de ‘El Niño’ durante el duro enfrentamiento que le espera contra un boxeador de la dureza de Tony Harrison.

El primer vuelo que cogieron los cántabros les llevó a Munich. Allí tomaron otro con el que aterrizaron en San Francisco y desde allí ya cogieron el definitivo a Las Vegas. Abandonaron Torrelavega en pleno invierno primaveral, con la nieve en todo su esplendor a poco que uno mirara hacia arriba o se metiera en el corazón de la comunidad autónoma y ayer se despertaron a casi treinta grados. Cambiaron el verde de Cantabria por el amarillo desértico de Nevada, donde las distancias engañan e ir caminando a un lugar que parece estar ahí al lado se puede hacer más pesado de lo que parece. Nadie camina en Las Vegas.

Un coche esperaba a la salida del aeropuerto a los tres agotados protagonistas del viaje de la ilusión. De allí fueron directamente al hotel que les encomendó la organización y donde sucederá todo, que es el Virgin, que no está metido en el meollo de ‘Las Vegas Boulevard’ donde están el Bellagio, el MGM o el Paris, sino a medio camino entre éste y el aeropuerto; a media hora caminando a donde se corta el bacalao en la ciudad de las luces y a un suspiro en taxi. Es un lugar más tranquilo donde, si uno busca habitación para el próximo sábado, el día del combate, deberá pagar 401 euros. ‘El Niño’ ya está en ligas mayores.

Cuando Sergio García y Víctor Iglesias salieron por vez primera del hotel, la jornada ya amenazaba con ser calurosa. Durante el día, se rondaron los treinta grados y en algún momento se superaron. Del abrigo al pantalón corto. Es un clima ideal para sudar, lejano al ambiente más bien templado de Los Ángeles. No dormir demasiado por la noche les vino bien porque a primera hora tenían ya el primer compromiso, que fue un completo reconocimiento médico para que los organizadores y las aseguradoras confirmaran que todo está en orden y que ‘El Niño’ está en condiciones de subir al ring a partirse la cara el próximo sábado. Y todo salió bien. No hubo inconveniente en ese sentido. Todo pudo seguir el plan establecido.

compromisos. El programa de actos que están obligados a cumplir los boxeadores a lo largo de la semana es quizá menos exigente que el que tenían en Los Ángeles. De partida, mañana miércoles no tienen ningún compromiso, por lo que podrán centrarse en su propia rutina de entrenar por la mañana para cumplir sin problemas con la báscula el viernes y aprovechar para conocer una ciudad tan rara por la tarde. Hoy martes sí tienen deberes que hacer y, en concreto, será el primer contacto con los medios de comunicación norteamericanos.

Los seis protagonistas de los tres grandes combates de la velada del próximo sábado tienen una hora establecida para estar a disposición de la prensa durante veinte minutos. Lo harán vía Zoom y a ‘El Niño’ le toca cumplir a las 12.50 hora local, que serán las 21.50 en Cantabria. Antes le habrá tocado a Bryant Perrella y después, por este orden, a Sebastián Fundora, Kevin Salgado, Tony Harrison, que es el rival del cántabro, y, por último, a Erickson Lubin. Suele tratarse de un primer contacto donde a boxeadores apenas conocidos en aquellas tierras se les pregunta más sobre su pasado que sobre su futuro; en el que se interesan sobre su vida y sobre qué han hecho para haber llegado hasta Las Vegas más que por el propio duelo del próximo fin de semana.

El jueves a las 10.20 de la mañana tendrá ‘El Niño’ una sesión de fotos a donde deberá acudir ya con el pantalón que lucirá durante el combate y, a partir de las 12.45, cuando todos hayan pasado ya por ese trámite, se celebrará la rueda de prensa habitual previa a cada velada con todos los protagonistas presentes, al igual que el promotor y organizador del evento. Será en el hotel Virgin donde están alojados y suele ser un episodio donde queda claro que el gran día está a punto de llegar. Las horas serán cada vez más calientes hasta llegar al primer gran episodio de todo combate, que es el pesaje. Será en el mismo lugar a partir de las 13 horas del viernes, las 22 aquí. Sergio García llegará sin problemas a poco que la semana transcurra con cierta normalidad. Nunca se ha pegado con la báscula y menos aún parece que lo vaya a hacer esta semana, ya que incluso había adelantado los plazos más habituales.

Se trata, en definitiva, de una semana para disfrutar, para sentirse protagonista e incluso una gran estrella a nivel internacional. De palpar, en definitiva, lo que deben sentir los gigantes del deporte del boxeo cada vez que están ante otra de sus apariciones. Son días en los que a buen seguro el cántabro echará la mirada atrás y comprobará que todo ha merecido la pena. Y le quedarán ganas de volver, para lo que ha de ganar a un excampeón del Mundo como Tony Harrison. Poner semejante guinda a una semana así sería el final perfecto a un sueño hecho realidad.

Las luces ya iluminan a ‘El Niño’
Comentarios