09.04.2020 |
El tiempo
jueves. 09.04.2020
El tiempo
El Diario de Cantabria

Mapas de gases de azufre de Wuhan no demuestran una quema masiva de cadáveres

Vista aérea del nuevo hospital Huoshenshan, construido en la ciudad china de Wuhan para tratar a los pacientes de coronavirus. EFE
Vista aérea del nuevo hospital Huoshenshan, construido en la ciudad china de Wuhan para tratar a los pacientes de coronavirus. EFE
Mapas de gases de azufre de Wuhan no demuestran una quema masiva de cadáveres

Están circulando por internet unos mapas de Wuhan que supuestamente reflejan unas elevadísimas emisiones de dióxido de azufre en la ciudad china donde se originó el brote del COVID-19, lo que, según algunas teorías, demostraría que se está realizando una quema masiva de cadáveres.

Hasta la fecha, las autoridades sanitarias chinas dan una cifra de muertos superior a las 2.000 personas y más de 74.000 contagiados por el patógeno, pero estas imágenes probarían que las cifras reales son muy superiores a las oficiales, de decenas de miles de cadáveres.

Los mapas fueron publicados el pasado 8 de febrero en un hilo de Twitter que ya ha sido compartido más de 12.000 veces. La cuenta había extraído los datos de la web sobre información meteorológica Windy.com que muestra unas emisiones de dióxido de azufre (SO2) muy elevadas en Wuhan, de 1.351,65 microgramos por metro cúbico (µg/m3).

Según este mensaje, estas emisiones "masivas" están "conmúnmente asociadas con la quema de materias orgánicas" y sus niveles "son elevados, incluso en comparación con el resto de China".

Solo se le aproxima Chongquing, otra ciudad afectada por el coronavirus y donde el dióxido de azufre alcanza un nivel de 1.342,27 µg/m3, según el mismo mensaje.

El usuario vincula las emisiones a que "se están quemando cadáveres en las afueras de la ciudad", y aventura que para emitir esos gases sería necesario incinerar "14.000" cuerpos.

La ocultación de las cifras reales de muertos por las autoridades chinas es una teoría que se ha expandido mucho desde el inicio de la epidemia y ha sido respaldada por personalidades como el magnate chino Guo Wengui, uno de los más ricos de China hasta su fuga en 2014 para evitar una investigación por corrupción.

Wengui, actualmente exiliado en EEUU, dice en una entrevista que los datos que aporta el Gobierno de China están manipulados y que en realidad se están quemando unos 1.200 cuerpos al día.

DATOS: Estos mapas no están basados en imágenes por satélite, sino en estimaciones, por lo que los datos no son los reales. Además, unos niveles tan elevados de dióxido de azufre solo podrían haber sido provocados por una erupción volcánica.

Windy.com es un sitio web checo que ofrece información meteorológica y, aunque usa imágenes por satélite para ilustrar algunas de sus magnitudes, en el caso de los niveles de emisiones de dióxido de azufre son visualizaciones a partir de datos aportados por la NASA, informa a EFE Korina Karamalaki, del equipo de este portal.

"La NASA y su modelo -de análisis atmosférico- GEOS-5 no toman en consideración acciones como el coronavirus. La predicción se basa en 'datos históricos sobre emisiones' como, por ejemplo, la probabilidad de niveles de contaminación basados en fuentes conocidas de emisiones", añade Karamalaki.

De hecho, el Centro Nacional de Monitoreo Ambiental de China (CNEMC, por sus siglas en inglés), ha confirmado que los datos sobre los gases de azufre publicados por Windy.com están manipulados.

Las estaciones de medición de esta institución china registraron esos días en Wuhan emisiones de dióxido de azufre no superiores a los 8 µg/m3, mientras que Windy informaba de más de 1.300, según la agencia china Xinhua.

"Después de un minucioso análisis, encontramos que el aumento de SO2 publicado por Windy.com es una 'distorsión grave' y no se podría confiar en sus estadísticas", recoge un comunicado del CNEMC enviado a esta agencia.

Respecto a si existe relación entre la emisión de dióxido de azufre y la quema de cadáveres, estos gases tóxicos se generan por la combustión, fundamentalmente, de combustibles, explica a EFE el decano del Colegio de Químicos de Madrid, Ricardo Díaz Martín.

Es cierto que la combustión de cadáveres produce dióxido de azufre, -y también óxido de nitrógeno, monóxido de carbono y partículas sólidas-, pero la principal fuente de emisión de este gas la combustión de productos petrolíferos y de carbón.

Algunas fuentes naturales contribuyen igualmente a su emisión, como los volcanes o del metabolismo anaerobio.

Díaz Martín argumenta que, en una ciudad fantasma paralizada por el coronavirus y sin apenas actividad, los niveles dióxido de azufre tendrían que ser más bajos de lo que se muestra en el mapa.

Incluso aunque Wuhan, una ciudad muy industrializada y contaminada, continuara con su actividad económica habitual, el químico aventura que solo una erupción volcánica podría provocar esos niveles de emisiones, que además causarían lluvia ácida.

Por todo ello, se puede afirmar que los mapas que se han difundido no prueban que China esté realizando una quema masiva de cadáveres en Wuhan.

FUENTES:

- Windy.com

- "China refuta 'distorsionada' teoría sobre dióxido de azufre elevado en epicentro de la epidemia", Xinhua.

- Ricardo Díaz Martín, decano del Colegio de Químicos de Madrid.

- Fundación Crana

Comentarios