20.08.2019 |
El tiempo
martes. 20.08.2019
El tiempo
El Diario de Cantabria

El Tropezón vence al Cayón y jugará la final de la Copa RFEF

El encuentro fue bastante igualado y se decidió a dos minutos del final, TRAS UNA GRAN jugada de Perujo que anotó el gol del triunfo

Un jugador del Cayón intenta controlar el balón. / ALERTA
Un jugador del Cayón intenta controlar el balón. / ALERTA
El Tropezón vence al Cayón y jugará la final de la Copa RFEF

El Tropezón defenderá su título de campeón de la Copa RFEF después de derrotar en semifinales al Cayón por 2 goles a 1. El partido se decidió en la segunda parte donde la efectividad de los de Tanos acabó siendo decisiva.  De inicio el Trope trataba de tener el control de la pelota pero en zonas donde no hacía daño. Por su parte el Cayón esperaba y buscaba sorprender con una presión alta que dificultaba mucho la salida de balón de su rival. A los diez minutos un despiste de Luis Gómez lo aprovechó Goñi para robarle la cartera y presentarse sólo en el mano a mano ante Iván González que logró despejar su disparo. Poco después los de Sarón pidieron penalti en una caída de Cárcoba en el área.

Con ese guión trascurría la primera parte. La posesión era del Tropezón y las ocasiones de su rival. En el 18 un centro desde la izquierda de Pelayo la envió Goñi de cabeza fuera por muy poco. Luego volvió a rematar al lateral de la red después de otro error defensivo. 

Hasta el descanso el juego se igualó algo más aunque las llegadas más peligrosas seguían siendo de los de Luis Fernández.  El comienzo de la segunda parte cambió el guión. A los cinco minutos y en la primera llegada clara, Fresno hizo un control perfecto en el área que le dejó solo para fusilar a Raúl Domínguez. Era el primer disparo de los de Tanos entre los tres palos y les permitía ponerse por delante en el marcador. Poco después Iván sacó una mano milagrosa que evitó el empate. 

Con el paso de los minutos, y con el  marcador en contra,  el Cayón fue aumentando la presión sobre la portería de Iván aunque sin ocasiones claras. El Trope, muy replegado, no sufría pero acabó recibiendo el empate en una jugada de estrategia. A diez minutos del final Ricardo aprovechó un mal despeje de la defensa tras una falta lateral e igualó el partido. Cuando parecía que todo iba encaminado a los penaltis apareció Perujo para sacarse una gran jugada de la chistera, batir por bajo a Raúl y clasificar a su equipo para la final. 

Comentarios