27.10.2020 |
El tiempo
martes. 27.10.2020
El tiempo
El Diario de Cantabria

Vía libre a 6.666

El BOC publicó por fin ayer la resolución que permitirá ocupar el 30% de la grada de los Campos de Sport | El Racing no abrirá las taquillas para evitar aglomeraciones por las pocas horas que quedan hasta el partido

La tribuna central durante uno de los amistosos disputados por el Racing este verano con sólo mil espectadores. / ALERTA
La tribuna central durante uno de los amistosos disputados por el Racing este verano con sólo mil espectadores. / ALERTA
Vía libre a 6.666

Se hizo esperar pero ayer por fin se publicó en el Boletín Oficial de Cantabria (BOC) la resolución por la cual el Racing podrá dar acceso a 6.666 aficionados al partido de mañana contra el Portugalete y, a partir de ahí, a todos los demás que se disputen en Los Campos de Sport. Al menos, hasta nuevo aviso, ya que será la situación sanitaria la que permita alargar la vigencia de lo publicado ayer, dar marcha atrás o incluso aumentar el aforo. De primeras, el club verdiblanco se da por satisfecho aunque la tardanza de la publicación le obligó a cambiar su hoja de ruta y a dejar a sus abonados con la única opción de conseguir su localidad vía internet.

El Racing lo tenía todo preparado desde hace una semana. Tenía su protocolo de actuación y de seguridad bien redactado y también tenía diseñado el sistema por el cual repartiría a sus más de siete mil abonados entre las 6.666 localidades que se iban a liberar. El acuerdo con la consejería de Sanidad se cerró el viernes día nueve con la confianza de que fuera publicado en el BOC el martes día 13. Pero, por alguna razón que el Racing desconocía, los tiempos se han ido demorando. De hecho, ayer por la mañana temían que ni siquiera se fuera a publicar a tiempo y que, finalmente, sólo fueran a ser mil espectadores los que estuvieran en la grada arengando a los hombres de Rozada.

Lo que ya tenían claro en el club verdiblanco ayer a primera hora era que, se publicara cuando se publicara la resolución, las taquillas ya no se iban a abrir, ya que se podrían formar largas colas y una concentración de abonados que verdaderamente resultara un peligro para la salud. Y era previsible que se agolpara un buen número de seguidores teniendo en cuenta lo que sucedió el miércoles, cuando salieron a la venta las mil entradas que en ese momento podía liberar el club al estar vigente la anterior resolución del 18 de junio y se formaron largas colas. Con ese precedente, liberar 5.500 entradas a colocar en día y medio podría dar lugar a una imagen que pusiera en verdadero peligro la pervivencia de la nueva medida aprobada y que permite ocupar el 30% del graderío. Todo está supeditado al mantenimiento del orden y de la distancia social. Y dar la sensación de que la situación se va de las manos era correr mucho peligro y que en seguida volvieran a cerrar el grifo.

Finalmente, el consejero de Sanidad, Miguel Rodríguez, firmó la resolución poco antes de las 15.30 horas y fue publicada hora y media después. En principio, habría sido la necesidad de certificar con el departamento legal que todo iba a estar en orden lo que habría retrasado la publicación. Las cosas en palacio siempre van despacio. A partir de ese momento, se activó toda la maquinaria y el Racing emitió un comunicado en el que confirmaba que todo abonado que quisiera acudir al partido del domingo debería hacerse con su localidad por internet porque las taquillas se iban a mantener cerradas «para evitar colas y aglomeraciones que pudieran provocar la transmisión de la Covid-10». Era consciente el club de que hay quien no tiene acceso a internet o veteranos abonados que no controlan su manejo, pero también pedían comprensión ante la actual situación. Además, conocen el enfado entre parte de la masa social por cobrar un euro en gastos de gestión por realizar la misma por internet, pero aseguran que es lo que les cobran a ellos. La empresa que lo hace es del grupo Pitma, pero es también una empresa diferente al Racing.

Advirtió el club de que para entrar a Los Campos de Sport será preciso «llevar el carné de abonado, el DNI y la entrada para el partido contra el Portugalete, ya que el asiento a ocupar en el estadio es el que figura en esa localidad y no en el abono». Ni la entrada ni el carné podrán ser cedidos a un tercero y, además, como ya se ha venido haciendo en los encuentros en los que han entrado mil espectadores, habrá que tomar la temperatura a cada abonado, será necesario lavarse las manos con gel hidroalcohólico y portar mascarilla, que, según precisa el club, «deberá estar puesta durante todo el partido, ya que durante el mismo estará prohibido fumar y comer». No habrá excusa y habrá personal de seguridad atenta a que todos cumplen con este precepto. El club ha pedido ser escrupuloso porque, en el fondo, irá en beneficio de todo racinguista. Las autoridades sanitarias estarán atentas de que todo funciona bien y si ven que no es así, no dudarán en dar marcha atrás.

resolución. En la resolución publicada ayer, la consejería de Sanidad detallaba que podrán ocupar un treinta por ciento de su graderío los recintos que sean al aire libre y cuyo «aforo original sea superior a las 3.500 plazas». Son condicionantes que en Cantabria sólo cumplen Los Campos de Sport y El Malecón. Y argumenta haber dado el paso de superar las limitaciones impuestas en la resolución del 18 de junio, que limitaba la asistencia a un máximo de mil personas sin superar nunca el 75% del aforo» por la «actual evidencia científica disponible», que entiende que la transmisión del coronavirus de marras «es baja en situaciones donde puede garantizarse el uso correcto de la mascarilla en espacios exteriores o abiertos al aire con una ocupación baja y donde exista una renovación del aire a través de una ventilación constante». Consideran que es algo que se cumple «en eventos multitudinarios» en recintos «con una muy alta capacidad de aforo y las garantías suficientes para la seguridad sanitaria».

Recuerda la resolución también que deben «tenerse en cuenta los riesgos asociados a eventos multitudinarios que van más allá del evento en sí mismo» y que generan un aumento «del contacto social» pudiendo generar «un incremento de riesgos de manera indirecta o lateral». Se refiere a quedadas previas o posteriores a los partidos, comidas y demás. Por eso han intentado alejar la hora del partido de la hora de comer. A su vez, avisa de que la medida se evaluará «periódicamente» tanto para ampliar aforos o, aunque no lo exprese en detalle, reducirlos.

A cambio de abrir la mano a la entrada de más de 6.500 personas en El Sardinero, las autoridades también exigen varias cosas al Racing o, cuando le toque, también a la Gimnástica. Serían las siguientes: el incremento de un sistema de reducción de riesgo por medio de estrategias comunicativas, disponer de un plan de contingencia en el que prever actuaciones a realizar en casos de situaciones de riesgo, garantía de un control para evitar aglomeraciones a la entrada, a la salida y en las inmediaciones del recinto, uso de todas las puertas disponibles, realizar el evento en horarios separados de las comidas, disponer de gel hidroalcohólico viricida en todas las entradas, usar la mascarilla en todo momento, lo que implica no permitir beber, comer ni fumar dentro del recinto, acceso sólo de personas acreditadas, debidamente identificadas y con asignación previa y exacta del número de asiento y, por último e importante porque había gente pendiente de ello, se podrán realizar agrupaciones de hasta seis personas manteniendo la distancia de 1,5 metros entre grupos.

Vía libre a 6.666
Comentarios