17.04.2021 |
El tiempo
sábado. 17.04.2021
El tiempo
El Diario de Cantabria

«En Segunda B, la Copa es prioritaria»

Javier Rozada advierte que el mutilvera «es un equipo de tercera división muy bueno que está compitiendo en segunda B»

Javi Rozada, durante el entrenamiento de ayer. / Hardy
Javi Rozada, durante el entrenamiento de ayer. / Hardy
«En Segunda B, la Copa es prioritaria»

Javi Rozada cree que no hay debate sobre si hay que priorizar el partido liguero del domingo al de hoy en Mutilva. «Con el Racing en Segunda B, la Copa es prioritaria». Así de claro lo tiene y así se lo va a tomar. Reconoce que si el equipo estuviera en Segunda las cosas serían diferentes porque la competición se hace más complicada y no resulta tan apetecible ni atractiva la posibilidad de medirse a un equipo de categoría profesional, pero no es esta la realidad verdiblanca actualmente. Está en el pozo y, por lo tanto, se toman el encuentro de esta tarde con «una exigencia máxima».

Advierte el técnico ovetense de que no se va a tomar estos dos últimos encuentros de año como se tomó la semana con tres partidos que, finalmente, quedó interrumpida por el positivo de Jon Ander. Aquella la comenzó con la intención de dar minutos de calidad a todos sus hombres aunque finalmente se quedó Siverio sin participar «porque el tercer partido no se llegó a jugar». Su idea, según reconoció ayer, era que el canario jugara en territorio guipuzcoano, pero esta vez no se va a tomar las apreturas del calendario con esta generosidad. «Jugarán los que interese que jueguen en cada partido y los que considere mejores para ganar», precisó.

El Racing apenas ha podido jugar en el último mes y medio porque ha sufrido dos parones, algo que, como reconoce Rozada, «nunca es bueno». Con todo, ha percibido que sus hombres volvieron bien a la actividad y que completaron esta semana «entrenamientos buenísimos» que le permiten confiar en que van a llegar «muy bien» al enfrentamiento de hoy. De hecho, recordó que el duelo copero es «muy importante para mucha gente». Y lo explicó así: «Para la institución, porque representamos a un club histórico y muy grande que ha de estar a la altura; para la propiedad, porque es importante también para ellos y para los jugadores porque ganando saben que hay muchas posibilidades de medirse a un equipo de Primera o, por lo menos, de Segunda, por lo que la motivación va a ser máxima».

Recalcó Rozada que conoce bien a la Multivera porque se jugó el ascenso contra el equipo navarro cuando estaba al frente del Vetusta. Y, aunque ya ha pasado tiempo desde entonces, lo cierto es que sigue manteniendo a un buen número de jugadores desde entonces y también al mismo entrenador. «Son un equipo de Tercera División muy bueno que está compitiendo en Segunda B». En ese punto, incluso lo comparó con el Laredo, que también está plagado de futbolistas que debutan en la categoría y a los que, en su opinión, se les nota ese plus de motivación. De hecho, quiso poner el acento en lo que sufrió el Racing en San Lorenzo como aviso de lo que puede suceder hoy si no muestran «personalidad» y no logran «ser protagonistas». De no lograrlo, considera que será el rival quien se haga con la manija de la contienda.

El partido copero servirá para ver en acción a Lucas Díaz, ya que Rozada ya adelantó ayer que sería él el titular. «Los dos porteros están entrenando muy bien. Iván está jugando porque el equipo no estaba encajando y estaba dando seguridad», explicó. Estaba con ganas de dar una oportunidad a un guardameta a quien ya tuvo en Oviedo y lo hará hoy «con la confianza máxima».

Respecto al partido aplazado contra la Real Sociedad B que, finalmente, se celebrará el día tres, afirmó que no les trastocará demasiado y que más problemático habría sido jugar el 23 de este mes, que es otra fecha que se manejó. Así, se mantendrá el calendario previsto y la plantilla contará con seis días de descanso porque, tras jugar en Getxo, no serán llamados a volver al trabajo hasta el sábado 26 por la tarde. «Es cierto que venimos de un parón, pero es importante el que viene ahora para que los jugadores desconecten un poco, ya que luego van a venir cuatro meses en los que nos lo vamos a jugar todo y que van a ser una montaña rusa de emociones  y una responsabilidad muy grande para todos», explicó Rozada. Por eso considera positivo que los futbolistas estén «con las familias y aprovechen para cargar pilas porque luego van a venir muchos partidos juntos» y quiere que todos «vengan co la cabeza muy fresca».

«En Segunda B, la Copa es prioritaria»
Comentarios