06.05.2021 |
El tiempo
jueves. 06.05.2021
El tiempo
El Diario de Cantabria

Oltra logra que haya pique

El equipo formado por aitor buñuel, david carmona, moi delgado, abraham minero, mario ortiz y david rodríguez gana la primera competición por equipos diseñada por el cuerpo técnico  nuncian revancha para esta misma semana

José Luis Oltra, siguiendo el entrenamiento conjunto de sus hombres.
José Luis Oltra, siguiendo el entrenamiento conjunto de sus hombres.
Oltra logra que haya pique

El confinamiento va camino de las seis semanas y, en concreto, hace ya casi cuarenta días que los integrantes de la plantilla del Racing no se ven las caras en vivo y en directo. Su último entrenamiento fue el pasado trece de marzo, el mismo día que debían haberse enfrentado al Lugo. Aquel era un partido en el que tenían depositadas muchas esperanzas porque creían que iba a el que les devolviera a la pelea, pero no se disputó. Se acabará disputando, pero nadie puede asegurar a día de hoy cuándo sucederá eso. Mientras se deshojan las hojas de la margarita, la obligación de los futbolistas es mantenerse en forma en la medida de lo posible y la del cuerpo técnico estar encima de ellos, conseguir que se mantengan cerca, animados y, sobre todo, esperanzados para que, cuando vuelva a rodar el balón, de verdad crean que se puede conseguir lo que se antoja muy complicado. Algunos dirán que imposible.

Para mantener encendido ese espíritu competitivo que va unido a todo futbolista, Oltra y su cuerpo técnico han ideado no sólo entrenamientos virtuales en grupo, sino también una competición que ayuda a romper la rutina y fortalece la sensación de formar parte de un colectivo y, en definitiva, de un equipo. Como dijera el mismo entrenador valenciano la semana pasada, echan de menos los partidillos de La Albericia y la propia competición y por eso han ideado la suya propia.

Fue por equipos, se celebró este pasado fin de semana y, por lo tanto, ya hay un primer ganador. Fue el grupo formado por Aitor Buñuel, David Carmona, Abraham Minero, Moi Delgado, Mario Ortiz y David Rodríguez. Es decir, cuatro defensores, un medio centro y un delantero. Era un equipo que combina la juventud de Buñuel, Carmona o Moi con la experiencia de Abraham, David Rodríguez y Mario Ortiz. Era el equipo supervisado por el preparador físico Marcos Chena. Y se alzó vencedor con un tiempo de doce minutos y treinta y un segundos, que es lo que emplearon para completar los ejercicios propuestos por el cuerpo técnico verdiblanco.

En segunda posición quedaron los jugadores que estuvieron tutelados y vigilados, para que realizaran bien los ejercicios y no se saltaran las normas, por Emilio Isierte, que es el entrenador de porteros. El tercer puesto del escalón fue para los hombres de Fran Blasco, que es el segundo entrenador, y la última plaza fue para quienes estaban bajo la lupa del propio José Luis Oltra. Éste terminó muy satisfecho con la actividad y recordó que los tiempos habían sido «muy parejos». La competición estuvo tan reñida que el entrenador valenciano aseguro que algunos equipos, incluido el suyo propio, habían pedido que interviniera el VAR porque no se fiaban de los tiempos aprobados por los jueces. «Pedimos que mostraran el cronometraje en la pantalla del ordenador porque nos creíamos ganadores», aseguró el máximo responsable técnico del Racing.

El gran objetivo era volver a poner en primer plano el gen competitivo de los jugadores para que no se amodorrara durante este confinamiento y, viendo la reacción ante los resultados, parece que fue un éxito en este sentido. De hecho, cuando el club hizo pública ayer la competición en sus redes sociales, hubo algunos que reaccionaron mostrando sus discrepancias. El primero que alzó la voz fue Jordi Figueras para, en un tono jocoso, asegurar que había sido un «tongo». «Que cuente la verdad delante de todo el racinguismo», reclamaba el central catalán a Marcos Chena, líder del equipo ganador. A esto respondió uno de los integrantes de éste como David Rodríguez. «No saben perder», afirmaba el delantero. «Esperamos que en la próxima nos hagan competencia», añadía poniendo el acento en que, según él, no habían tenido rival.

Lo cierto es que Oltra se felicitó por cómo habían salido las cosas porque resaltó que los tiempos habían sido «muy parejos». «La iniciativa resultó positiva porque incluso hemos preparado la revancha para esta semana, ya que hemos quedado satisfechos con el alto nivel de entrenamiento», aseguró, tras la misma, el entrenador verdiblanco. Éste, como el resto, está esperando acontecimientos para saber cuándo volverán a la normalidad y para saber a ciencia cierta si se podrá seguir jugando y si se podrá hacer finalmente, ya que no es fácil vivir en esta incertidumbre continua.

Mientras esto sucede, en el Racing, como en el resto de equipos, mantienen una cierta rutina en la que, a parte de los entrenamientos individuales diseñados por Marcos Chena, también programan tres sesiones en conjunto, dos de ellas físicas y una dinámica grupal para trabajar el aspecto psicológico y motivacional. A esto último le da siempre mucha importancia José Luis Oltra y, aunque no hay ningún psicólogo contratado por el Racing, el técnico valenciano sí que recibe el asesoramiento de un especialista en este campo. Y es normal sabiendo que, cada día que pasa, se hace más duro mantener el confinamiento y es normal que haya altibajos que hay que saber administrar. Para realizar estos encuentros grupales, el Racing utiliza la plataforma Zoom, con la que ya están más que familiarizados.

Al parecer, el equipo mantiene el buen humor a pesar de la situación que está atravesando. Hay jugadores que, además de la incertidumbre propia por todo lo que se está viviendo, suman el interrogante por saber qué sucederá con sus propios contratos que terminan el próximo treinta de junio. Es el caso de una quincena de futbolistas que están a la espera de conocer qué va a suceder.

Por ahora, el estado de alarma se va a alargar hasta el diez de mayo y no es descartable que haya que irse más allá de esa fecha. Queda por ver en qué punto del proceso de recuperación de la normalidad se permitirán entrenamientos grupales. Los individuales, según dejó caer el Gobierno el pasado fin de semana, podrían permitirse a partir del once del próximo mes y, por lo tanto, los jugadores del Racing y de otros equipos podrían dar otro paso más en su preparación física. Con todo, teniendo en cuenta la pretemporada que habrá que realizar, es fácil dar por hecho que, como muy pronto, no se podría volver a jugar hasta últimos de junio. En el fondo, los profesionales asumen que este verano apenas va a haber vacaciones y que tocará competir. La incógnita es qué sucederá con quienes acaban contrato el treinta de junio.

Oltra logra que haya pique
Comentarios