07.05.2021 |
El tiempo
viernes. 07.05.2021
El tiempo
El Diario de Cantabria

La transmisión cae antes del puente que pondrá a prueba el control del virus

La cuarentena de 14 días se basaba en el período de incubación del coronavirus y el tiempo que puede tardar una persona en infectarse después de la exposición al virus. EFE/Peter Foley/Archivo
La cuarentena de 14 días se basaba en el período de incubación del coronavirus y el tiempo que puede tardar una persona en infectarse después de la exposición al virus. EFE/Peter Foley/Archivo
La transmisión cae antes del puente que pondrá a prueba el control del virus
La transmisión del coronavirus sigue descendiendo en España, donde la incidencia acumulada a 14 días ha caído este jueves hasta los 240 casos, una mejora que no puede implicar relajación porque el Puente de la Constitución supone un "período de riesgo" antes de Navidad.

Así lo ha advertido el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES), Fernando Simón, que en rueda de prensa ha avisado, se inician "cuatro festivos en los que podemos tirar por tierra todo el esfuerzo de mes y medio".

Por eso, el primer escollo a superar es el Puente de la Constitución, después llegarán las fiestas. "Una vez que tengamos cuidado con este periodo y se demuestre que no ha implicado incrementos en la transmisión nos ocuparemos de la Navidad", ha explicado Simón.

EL PLAN DE NAVIDAD, PENDIENTE DE LOS CONTAGIOS

El plan de Navidad se ha planteado para una situación similar a la actual, pero podría replantearse en caso de que haya una evolución "drásticamente diferente", tanto si hay peores datos como si estos mejoran "mucho", ha señalado el responsable del CCAES.

En todo caso, la máxima trasmitida este jueves por el Ministerio de Sanidad es "cabeza" y "prudencia" ante una situación que, pese al descenso, no es homogénea, por lo que requiere "flexibilidad".

Tras el acuerdo alcanzado ayer en el Consejo Interterritorial se han producido desmarques. En solitario, Madrid critica las restricciones por considerarlas excesivas y otras autonomías, como Galicia y Andalucía, también gobernadas por el PP, quieren pulir la regulación para endurecerla.

Es la intención del presidente andaluz, Juanma Moreno, que considera que incluir a personas cercanas como parte de un núcleo familiar puede convertirse en un “coladero” o del presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijoó, que aboga por una interacción de dos unidades familiares como máximo.

Simón ha enmarcado las diferencias en la necesaria flexibilidad ante la diferente situación en función del territorio.

Respecto al término allegados, ha negado que sea un coladero siempre y cuando "mantengamos la responsabilidad individual", si bien es cierto que ésta, así como otras situaciones previstas para atajar el coronavirus, "puede estar sujeta a trampas".

VACUNACIÓN MASIVA

Además, en la OMS preocupa la resistencia de los europeos a vacunarse y este jueves ha pedido confianza a la población y planes de vacunación a los Gobiernos, mientras que el responsable del CCAES confía en que la vacunación sea "masiva" en España.

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, comparecerá en el Congreso para informar de un plan de vacunación cuyo objetivo es que "se inmunice alrededor del 60 o el 70 por ciento de la población" para poder acabar con la enfermedad.

También comparecerá el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, para rendir cuentas sobre el estado de alarma el próximo 16 de diciembre.

INCIDENCIA, A LA BAJA PERO DESIGUAL

La incendia pasa de riesgo muy alto a riesgo alto, al caer a 240, por debajo de los 250 casos por cada 100.000 habitantes en los últimos 14 días, como ha destacado Simón.

Sin embargo, hay once autonomías con una incidencia mayor, mientras que se siguen levantando restricciones y se aplican al tiempo nuevas medidas.

Galicia por ejemplo permitirá desde esta medianoche las reuniones con no convivientes de entre 4 y 6 personas en la mayor parte de su territorio mientras que Madrid inicia un cierre perimetral para evitar desplazamientos en el puente que se extiende diez días, hasta el lunes 14.

En Cataluña, la aceleración por tercer día consecutivo de la velocidad de transmisión del virus y el cambio “brusco” en los contagios han obligado a dar marcha atrás a los planes para avanzar en la desescalada y la región permanecerá en el primero de los escenarios durante quince días.

También pide cautela la presión hospitalaria, que aunque también se reduce hace que una de cada diez camas siga ocupada por pacientes con coronavirus, una de cada cuatro en el caso de los cuidados intensivos.

Este jueves deja además dos cifras que no se deben pasar por alto. 254 personas más han perdido la vida por coronavirus en España y los fallecidos registrados por el Ministerio de Sanidad ascienden ya a 48.038.

Sin embargo, las víctimas de la pandemia son más, pues se ha registrado un exceso de 67.709 fallecimientos desde el 10 de marzo, 23.110 en la segunda ola -del 20 de julio al 30 de noviembre- según el sistema MoMo del Instituto de Salud Carlos III.

La transmisión cae antes del puente que pondrá a prueba el control del virus
Comentarios