23.10.2020 |
El tiempo
viernes. 23.10.2020
El tiempo
El Diario de Cantabria

Estamos «revolviendo Roma con Santiago» para dar una solución justa

La Consejería de Sanidad señala que no es competente en este asunto, con lo que los hosteleros se dirigirán a otras instancias del Ejecutivo cántabro
El consejero de Sanidad, Miguel Rodriguez, se reúne con el presidente de la Asociación Empresarial de Hostelería de Cantabria, Ángel Cuevas. Consejería de Sanidad.  / HARDY
El consejero de Sanidad, Miguel Rodriguez, se reúne con el presidente de la Asociación Empresarial de Hostelería de Cantabria, Ángel Cuevas. Consejería de Sanidad. / HARDY
Estamos «revolviendo Roma con Santiago» para dar una solución justa

LA Asociación Empresarial hostelería de Cantabria (AEHC) ha pedido a la Consejería de Sanidad que permita que los negocios de ocio nocturno puedan trabajar con el mismo horario que se permite a un bar (hasta la 1.00 de la madrugada) y el departamento que dirige Miguel Rodríguez indica que no tiene competencias en este asunto, con lo que los hosteleros se dirigirán con esta propuesta a otras instancias del Gobierno regional. 

Este ha sido el resultado del breve encuentro que ayer mantuvieron el presidente y la directora de la AEHC, Ángel Cuevas y Bárbara Gutiérrez, respectivamente, con el consejero de Sanidad. A la vista de la petición de los hosteleros, Rodríguez les ha explicado que «lo único» que ha hecho Sanidad es transponer a la normativa autonómica la norma del Ministerio de Sanidad que clausura los locales de ocio nocturno (bares de copas, pubs y discotecas) y fijaba en la 1.00 de la madrugada el horario de cierre del resto de la hostelería.

El consejero ha señalado que dicha orden «no admite ningún tipo de duda» en cuanto a su objetivo en relación al ocio nocturno: su cierre. Rodríguez ha señalado que, en la petición de la AEHC de que estos locales puedan funcionar en el mismo horario que un bar, la 

Consejería «no puede posicionarse» porque «no es competencia» de este departamento regular el régimen de licencia de los establecimientos públicos. 

Ante esta respuesta del consejero, el presidente de la AEHC ha explicado que realizarán esta petición  ante otras consejerías del Gobierno de Hostelería de Cantabria (AEHC) ha pedido a la Consejería de Sanidad que permita que los negocios de ocio nocturno puedan trabajar con el mismo horario que se permite a un bar (hasta la 1.00 de la madrugada) y el departamento que dirige Miguel Rodríguez indica que no tiene competencias en este asunto, con lo que los hosteleros se dirigirán con esta propuesta a otras instancias del Gobierno regional.

Este ha sido el resultado del breve encuentro que ayer mantuvieron el presidente y la directora de la AEHC, Ángel Cuevas y Bárbara Gutiérrez, respectivamente, con el consejero de Sanidad. A la vista de la petición de los hosteleros, Rodríguez les ha explicado que «lo único» que ha hecho Sanidad es transponer a la normativa autonómica la norma del Ministerio de Sanidad que clausura los locales de ocio nocturno (bares de copas, pubs y discotecas) y fijaba en la 1.00 de la madrugada el horario de cierre del resto de la que dicha orden «no admite ningún tipo de duda» en cuanto a su objetivo en relación al ocio nocturno: su cierre. Rodríguez ha señalado que, en la petición de la AEHC de que estos locales puedan funcionar en el mismo horario que un bar, la Consejería «no puede posicionarse» porque «no es competencia» de este departamento regular el régimen de licencia de los establecimientos públicos.

Ante esta respuesta del consejero, el presidente de la AEHC ha explicado que realizarán esta petición regional que podrían ser competentes, como entienden puede ser la de Presidencia, dirigida por la regionalista Paula Fernández.

El objetivo es que, bien a través de una resolución transitoria o de una declaración responsable se permita a los pubs y discotecas funcionar de forma temporal como bares, teniendo «al menos» el mismo horario. En declaraciones a los medios de comunicación tras la reunión, Cuevas ha explicado que desde la AEHC están «revolviendo Roma con Santiago» para intentar dar una solución a una situación que consideran «injusta» y poner «sentido común».

Cuevas ha criticado que un bar con una terraza con 10 mesas pueda abrir hasta la una de la madrugada mientras que un pub con estas mismas condiciones tenga que permanecer cerrado.

A su juicio, lo que piden desde la AEHC es «fácil de entender». «Un hotel de 5 estrellas si en un momento quiere ser un hotel de 3 estrellas entendemos que va sobrado. Si un pub o una discoteca o un local de ocio nocturno, de repente quiere ser un bar, entendemos que va sobrado porque tiene muchas más medidas que un bar normal», ha aseverado. Cuevas considera, por tanto, que «todos» o «casi todos» los locales de ocio nocturno cumplen los requisitos que se pide a los bares.

Unos 400 locales. «Queremos remar en el barco y en la canoa», ha añadido Cuevas, que ha explicado que en Cantabria hay en torno a 400 locales de ocio nocturno. Antes de reunirse con los representantes de la AEHC, el consejero de Sanidad ya avanzó en declaraciones a los medios de comunicación en la Universidad Internacional Menéndez Pelayo (UIMP) que «no hay marcha atrás» a las medidas impuestas al ocio nocturno porque es una orden

del Ministerio, con lo que Cantabria no podría adoptar otras distintas.

Rodríguez ha asegurado que «entiende» la situación del sector pero ha indicado que él, como consejero de Sanidad, tiene el «deber» de «pensar en la seguridad de la población», dejando «lo demás» en un «segundo plano». Por otra parte, y cuestionado sobre la posibilidad de adoptar nuevas medidas en Cantabria ante el aumento de casos de COVID-19, ha indicado que «por el momento» no se lo plantea. Además, ha confiado en que en un plazo de unas dos semanas comiencen a tener reflejo las medidas acordadas con el Ministerio en los datos de Cantabria. Si no es así y si la situación empeora, ha indicado que se podría tener que empezar a «desandar el camino» iniciado de la desescalada. Una de estas posibles medidas podría ser según ha  avanzado, volver a limitar el aforo en los establecimientos.

En una línea similar a lo que han planteado los hosteleros cántabros al Gobierno, desde la Unión de Trabajadores Autónomos de Cantabria UTAC-UPTA también han exigido al presidente regional, Miguel Ángel Revilla, y al máximo representante de la Federación Cántabra de Municipios, Pablo Diestro, «que permitan de forma excepcional adecuar los horarios de apertura de estos establecimientos hosteleros, mantener sus instalaciones abiertas al público y poder desarrollar su trabajo como el resto de los negocios del ramo, con el mismo límite de horario de cierre fijado».

En un comunicado, UTAC ha advertido de que «la situación es dramática» para el sector del ocio nocturno. «En plena estación de verano aparece la prohibición en la que de

forma drástica termina la temporada para este importante número de autónomos que tenían depositadas sus esperanzas de capear el resto del año con los beneficios que se obtienen en los meses de verano», ha indicado este colectivo, que ha advertido que ello podría llevar a «cientos» de estos negocios a echar el cierre.

Aunque UTAC considera que hay que poner por encima de todo la salud de los consumidores y de la sociedad en su conjunto, «no entiende cómo se pueden tomar decisiones de este calado sin poner encima de la mesa ayudas y soluciones que permitan garantizar la continuidad de los negocios y de los empleos». Por ello, ha pedido la puesta en marcha de «soluciones inmediatas» para aliviar la situación que están atravesando estos negocios y en general la hostelería.

Estamos «revolviendo Roma con Santiago» para dar una solución justa
Comentarios