04.07.2020 |
El tiempo
sábado. 04.07.2020
El tiempo
El Diario de Cantabria

La hostelería cree que el plan de desescalada hará imposible reabrir

La hostelería cree que el plan de desescalada hará imposible reabrir
La Asociación de Empresarios de Hostelería de Cantabria (AEHC) ha advertido este miércoles de que si el proceso de desescalada que tiene previsto el Gobierno central no va acompañado de medidas laborales, fiscales y sanitarias, el cierre de establecimientos podría ascender a un 30 por ciento del total.

Y lamenta que se esté hablando de aperturas cuando los hosteleros no disponen de un protocolo de higiene sanitaria para trabajar en los establecimientos, puntualizando que si no se da respuesta a sus peticiones "el descalabro puede ser aún mayor".

"Es como si nos hacen conducir sin haber sacado el carné todavía", reprocha, en declaraciones a Efe, el presidente de la AEHC, Ángel Cuevas, "muy disgustado" con que no se haya aparejado el plan de desescalada con medidas para el sector, considerando las que hay "precipitadas", que no son fruto del consenso y que generan dudas.

Cuevas defiende que los hosteleros necesitan garantías para volver a la actividad de manera que "se salvaguarde la subsistencia" de sus negocios.

Así, reclama que se aclaren medidas adelantadas por el estado como el porcentaje de reducción del aforo de las terrazas o qué va a suceder con la seguridad social de los trabajadores que se encuentren bajo un Expediente de Regulación Temporal de Empleo (ERTE).

"Reducir el aforo de las terrazas a un 30 por ciento lo vemos absolutamente inviable. No se puede abrir un local solo con las terrazas y a este aforo, puesto que hay que mantener los locales abiertos, con todo lo que eso supone, por lo que no daría ni para pagar la luz", ha enfatizado el presidente de los hosteleros.

La flexibilidad de los ERTEs, la derogación de la cláusula sobre el mantenimiento del empleo en los seis meses siguientes a la apertura y las medidas de financiación para los pequeños empresarios son otras de las cuestiones para las que Cuevas pide respuestas.

"Tampoco sabemos nada de los microcréditos que hemos pedido, ni de la suspensión del pago de los alquileres que tanto está ahogando a tantos establecimientos hosteleros", añade Cuevas, partidario de que se otorgue un año de carencia para devolverlos.

Por ello insta a que el Gobierno a explique cómo van a funcionar los ERTEs y su flexibilización manteniendo la circunstancia de fuerza mayor en la reincorporación progresiva de los trabajadores.

Ha agregado, además, que necesitan "otra serie de garantías económicas", como las exenciones fiscales y de tasas municipales, además de las líneas de financiación, que continúan siendo a su juicio "insuficientes".

Por otro lado, Ángel Cuevas denuncia que no disponen todavía de una guía con medidas de higiene sanitaria y cómo aplicarlas, e insta al Gobierno a disponer a los establecimientos de equipos de protección individual e hidrogeles para que puedan retomar la actividad a partir del 4 de mayo.

"Sin todas estas medidas no vamos a poder abrir de ninguna manera en estas condiciones, al no poder contar con un periodo de ajuste que nos proteja de la caída de actividad y empleo, lo cual desembocaría en el cierre de miles de establecimientos", enfatiza.

Por último, asegura que si no se tienen en cuenta estas peticiones, los hosteleros cántabros se sumarán a "un plante" que "se está cociendo" a nivel nacional de no abrir los establecimientos aunque sea posible. 

La hostelería cree que el plan de desescalada hará imposible reabrir
Comentarios