08.07.2020 |
El tiempo
miércoles. 08.07.2020
El tiempo
El Diario de Cantabria

El resurgir de la música

Cantabria quiere demostrar que ya se pueden organizar espectáculos con seguridad con el ciclo de cinco conciertos, organizados por el Gobierno que comienzan este fin de semana

El reinosano Raúl Gutiérrez ‘Rulo’, será el primero en actuar.
El reinosano Raúl Gutiérrez ‘Rulo’, será el primero en actuar.
El resurgir de la música

Tras más de dos meses en los que la cultura ha sido cosa de altavoces y, como mucho, de pantallas de ordenador, la música «resurge» este fin de semana en Cantabria con un ciclo de cinco conciertos organizado por su Gobierno, que quiere demostrar que ya «se pueden» organizar espectáculos con seguridad.

Rulo, la Billy Boom Band, Vicky Gastelo, Repion y Deva serán los «privilegiados» que pisarán los distintos escenarios habilitados para este primer ciclo de conciertos previstos dentro de la campaña ‘La cultura contraataca’, un nombre que es toda una «declaración de intenciones», explica a ‘Efe’ el vicepresidente cántabro, Pablo Zuloaga, que también es el titular de la Consejería de Cultura.

En estos conciertos, que no contarán con una aforo de más de un centenar de personas, se controlará tanto la entrada como la salida para que sean ordenadas y cada persona estará a dos metros de las demás, lo que permitirá disfrutar del espectáculo sin mascarilla.

Además, serán conciertos acústicos, sin demasiados medios y en algunos casos hasta con «recortes» en las plantillas de los grupos, sobre todo en cuanto a técnica se refiere, para evitar que sobre el escenario no haya más personas que las justas.

Tampoco es casualidad que esos cinco ‘bolos’ estén protagonizados por artistas cántabros, ya que el objetivo es no sólo que la cultura vuelva «a recuperar su espacio» y «al coronavirus ganarle todo el tiempo que ha robado», sino cuidar a los creadores de la región.

El vicepresidente cántabro apuesta por que los gobiernos den «un paso» para abrir la puerta y, así, que más tarde se atrevan otras instituciones y, sobre todo, la iniciativa privada. «Va a ser muchísimo menos público del que nos gustaría, pero estamos convencidos de que los pasos que tenemos que dar son siempre hacia adelante», afirma, consciente de que el sector cultural va a jugar «un papel fundamental» en la recuperación económica.

Y adelanta que esta campaña no va a ser cosa de un fin de semana y que su Consejería trabaja para que la oferta cultural llegue a todas las comarcas cántabras este verano.

Los conciertos de Rulo, la Billy Boom Band y la cantante Vicky Gastelo agotaron en pocos minutos las entradas puestas a la venta de manera anticipada el pasado sábado.

Todos ellos coinciden en la importancia de que Cantabria dé el paso de organizar estos conciertos en la Fase 2 y afirman que no pensaban volver tan pronto a los escenarios.

Rulo, que actuará el primer día en formato trío, reconoce a ‘Efe’ que está nervioso, y eso le gusta. Avia de que intentará «aguantar el tipo», porque va a ser «muy potente emocionalmente» lo que depara ese concierto. El artista reinosano ya se veía, en el peor de los contextos, volviendo a los escenarios en 2021, y aunque lo ve «un oasis en un desierto», ya que después no tiene más bolos a corto plazo, lo destaca como una «apuesta potente» y «simbólica» para demostrar que «sí se puede».

«Es como cuando te salvas en el accidente de avión. Te dices que qué bien haberse salvado, pero porqué los otros no. Me gustaría que estuvieran mis técnicos y mi banda y también todos mis compañeros de profesión», enfatiza el líder de la Contrabanda, quien valora la imagen que está dando Cantabria, situándola «a la vanguardia» de la reapertura cultural.

El mismo viernes que Rulo estará en el Palacio, su amiga, Vicky Gastelo, estará en el Centro Nacional de Fotografía de Torrelavega en un concierto que le llena de alegría, ya que también estaba mentalizada de que pasarían muchos meses hasta volver a sentir un concierto con público. «Me hace una ilusión tremenda», asegura. Además, para ella es más especial si cabe que este concierto sea en el Centro Nacional de Fotografía de Torrelavega, donde hizo sus primeros pinitos con una banda de instituto cuando este edificio aún era la Casa de la Música en la que ensayaban varios grupos locales.

«No nos arrugamos, lo que haya que trabajar con tal de sacar la música adelante», subraya Gastelo, quien llama «a adaptarse» a esta nueva realidad de los conciertos.

Marcos Cao, guitarra y vocalista de la Billy Boom Band, cuyo turno llegará el sábado a las 12.00 horas, en el Palacio de Festivales de Santander, señala que, tras la «depresión» que supuso la cancelación de casi todos sus conciertos, la llamada para actuar en esta fecha ha sido «un subidón». «Aunque sea un hecho simbólico, es un gesto que dice mucho: que el Gobierno de Cantabria lo va a intentar», valora Cao, quien aplaude «la valentía» del Ejecutivo, ya que cree «es lo que va a hacer falta» para impulsar la cultura.

La cántabra Teresa Iñesta, de Repion, cuyo turno llegará el sábado a las 19.30 horas, en el Jardín del Museo Etnográfico, en Muriedas, también se quedó sorprendida cuando se enteró que estarían en este ciclo, y más si cabe estando afincado en Madrid. «Nos hizo mucha ilusión y a la vez nos dio miedo, pero viendo que todo parece que va mejorando ya sólo tenemos ganas de tocar por fin después de tanto tiempo, y más en Cantabria», subraya, convencida de que va a «ser raro para todo el mundo, pero también especial».

La última cita la protagonizará Deva, el sábado en el Palacio de Festivales, a las 20.30 horas, que lo mismo que sus predecesores pensaba que hasta octubre o noviembre no tendría otro bolo, destaca las ganas que tiene de volver a los escenario y reconoce que cuando recibió la llamada para este concierto se quedó «en shock».

El resurgir de la música
Comentarios