16.05.2021 |
El tiempo
domingo. 16.05.2021
El tiempo
El Diario de Cantabria

Revilla: En verano seguirán las rigurosas normas

El presidente de Cantabria,  «suscribe» las consideraciones de Urkullu, sobre que para este verano sería necesario hacer un esfuerzo en «controles muy rigurosos»
Marcano y Revilla durante la presentación de las viviendas del futuro de Astroland.
Marcano y Revilla durante la presentación de las viviendas del futuro de Astroland.
Revilla: En verano seguirán las rigurosas normas

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha confiado en que después del estado de alarma «se vaya desconfinando España» y, por ello, ha advertido de que en verano habrá que mantener y cumplir unas normas sanitarias «aún rigurosas» y «restrictivas».

El jefe del Gobierno cántabro ha dicho a los periodistas que «suscribe plenamente» las consideraciones del lehendakari, Íñigo Urkullu, sobre que para este verano sería necesario hacer un esfuerzo en «controles muy rigurosos» de las normas sanitarias que estén vigentes.

«Hay un cambio radical»

«Ahora estamos comprobando que quienes llegan a las unidades de hospitalización y UCI son personas entre 20 y 40 años, hay un cambio radical», ha avisado Revilla. Pero ha insistido en que se tienen que cumplir las normas porque ese grupo es el último que recibirá la vacuna.

«Espero que después del estado de alarma se vaya desconfinando toda España, se desconfinen Cantabria y Euskadi, y lo que dijo el lehendakari, y yo lo comparto, es que tendremos que extremar las medidas y el cumplimiento estricto de las normas que en ese momento estén en vigor», ha aseverado Revilla.

El presidente ha aludido, por ejemplo, a la mascarilla obligatoria, la distancia social o el número de personas por grupos. «A eso se refería el lehendakari, pero al igual que yo, estamos confiados en que para el mes de julio tengamos una situación epidemiológica muchísimo mejor», ha destacado Revilla. Y ello porque se espera que para julio la vacuna «haya sido ya bastante eficaz».

Según las estimaciones de Revilla, para final de junio se podría llegar a entre un 50 y un 60 por ciento de la población vacunada, «y además los grupos más vulnerables».

Aunque las autoridades tienen «una confianza extraordinaria» en el ritmo de vacunación, y en que con el avance de la campaña se pueda ir mitigando la pandemia, el presidente cántabro ha advertido de que «todo va a depender de la evolución» del virus. «Todo depende de un virus que no está absolutamente controlado», ha remarcado, antes de añadir que se espera que en julio se dé «una situación parecida en incidencia» a la del año pasado y que «no haya mayores problemas».

Revilla: En verano seguirán las rigurosas normas
Comentarios