30.11.2020 |
El tiempo
lunes. 30.11.2020
El tiempo
El Diario de Cantabria

"Nosotros no hemos cerrado Santoña, La Inmobiliaria ni la calle Nicolás Salmerón"

El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla en rueda de prensa ofrecida hoy. / ALERTA
El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla en rueda de prensa ofrecida hoy. / ALERTA
"Nosotros no hemos cerrado Santoña, La Inmobiliaria ni la calle Nicolás Salmerón"
El presidente de Cantabria, Miguel Ángel Revilla, ha avanzado que el consejero de Sanidad, Miguel Rodríguez, presentará mañana, jueves, al Consejo de Gobierno, las medidas "tomadas" por su equipo para contener el avance del coronavirus en la comunidad.

"Pero tomadas, no va a someter a discusión del Consejo de Gobierno un tema que es estrictamente sanitario", ha recalcado Revilla, a preguntas de los periodistas, tras detallar junto al vicepresidente regional, Pablo Zuloaga, los proyectos que va a presentar Cantabria para los fondos de reconstrucción europeos.

El titular de Sanidad avanzó ayer que esas medidas irían encaminadas a reducir el aforo de los establecimientos y el número de personas que pueden reunirse, actualmente fijado en diez.

Revilla ha vuelto a decir que ni el vicepresidente ni él, "acertadamente", deciden en esta materia "tan delicada" como es la pandemia", y ha señalado que "siempre" han puesto las medidas a tomar en manos de Sanidad, acatando "sin rechistar lo que diga".

"Nosotros no hemos cerrado Santoña, La Inmobiliaria ni la calle Nicolás Salmerón, es Sanidad, que está constantemente estudiando datos que van saliendo y haciendo comparativas con otras comunidades autónomas", ha incidido.

Según Revilla, desde la Consejería se estará valorando, por ejemplo, si puede tener un "efecto llamada" que el País Vasco cierre sus establecimientos a las 22.00 y Cantabria lo haga a la 1.00.

El jefe del Ejecutivo, que no ha llamado a Miguel Rodríguez para preguntarle esas medidas que presentará este jueves, ha reiterado que las decisiones las toma el consejero y su equipo.

"Aquí no estamos como en Madrid, que unos dicen una cosa y otros otras. Estamos en la línea de que quien decide es Sanidad y yo digo más, ni siquiera el consejero, su equipo, que son los que saben y los que mañana nos dirán si se va a tomar alguna medida", ha dicho.

Según Revilla, la situación en Cantabria es "preocupante", pero también ha dicho que la comunidad está "muchísimo mejor" que en el conjunto de España. "Consuelo de tontos, pero se puede utilizar ese argumento", ha añadido.

Y ha agregado que ayer, miércoles, Cantabria tenía una incidencia acumulada en los últimos catorce días de 180 contagios por cada 100.000, lo que le situaría -ha indicado- "muy por debajo" de la media nacional.

Sin embargo, ha reconocido que la incidencia del virus está "aumentando de una manera vertiginosa", y no solamente en España, sino también en el resto del mundo.

Por ello, mientras llega una vacuna, se ha mostrado partidario de tomar medidas parciales "más o menos duras" en función de la situación epidemiológica de cada momento y territorio.

QUE CADA COMUNIDAD SE VAYA "ACOMODANDO" A LA SITUACIÓN

Revilla ha insistido que no se va a llegar a una situación de cierre total como la de abril."En primer lugar porque no sé si la gente lo toleraría, y en segundo porque la economía tiene que seguir sus pasos", ha reiterado.

Sobre la posibilidad de que se decrete un nuevo estado de alarma y se establezca un toque de queda, ha afirmado que "una marcha atrás de confinamiento no se va a llevar a cabo", y cree que lo que ocurrirá es que se irán cerrando territorios "temporalmente", pero no todo el país.

"El toque de queda pensaba que sólo era en las guerras, pero que se puedan cerrar establecimientos a una determinada hora, está perfectamente reglado", ha señalado.

A su juicio, "todo el mundo irá acomodando sus medidas a la situación de cada territorio".

NO HA SEGUIDO LA MOCIÓN DE CENSURA, PERO SABE QUÉ SE HABRÁ DICHO

Preguntado por la moción de censura que se está desarrollando esta mañana en el Congreso, Revilla ha reconocido que no lo ha podido seguir porque ha comenzado a las 9.00 horas con reuniones.

"Pero no me hace falta verlo para saber lo que se ha dicho. Casi pudiera hacer un monólogo, sin haber oído al señor Abascal (Vox), sobre lo que ha podido decir", ha apostillado.

"Nosotros no hemos cerrado Santoña, La Inmobiliaria ni la calle Nicolás Salmerón"
Comentarios