19.06.2021 |
El tiempo

El fin del estado de alarma altera varias restricciones, pero mantiene otras tantas

Una camarera sirve la comida en un bar de la capital cántabra, ayer viernes. / Hardy
Una camarera sirve la comida en un bar de la capital cántabra, ayer viernes. / Hardy
El fin del estado de alarma altera varias restricciones, pero mantiene otras tantas

Los establecimientos hosteleros de Cantabria podrán servir solo en el exterior hasta las 22.30 horas, también después de finalizar la noche de hoy sábado el estado de alarma, y hasta que el 11 de mayo cuando el Gobierno de Cantabria publicará una resolución con medidas a aplicar por municipios, según sus datos de evolución epidemiológica del coronavirus.

CIERRE Y TOQUE DE QUEDA. El cierre perimetral de Cantabria se mantiene hasta las 24 horas de hoy, sábado, cuando decaerá con el fin del estado de alarma.

La finalización a las 24.00 horas de hoy sábado del estado de alarma supone que el toque de queda,

que decae con él, se mantenga solo entre las 23.00 y las 24.00 horas, cuando ya habrá plena movilidad nocturna.

AFOROS. Los reducción de aforos se mantiene en las mismas condiciones que se fijaron con el estado de alarma mientras Cantabria continúe en el riesgo alto de contagio (nivel 3), en el está ahora.

La reuniones están limitadas a cuatro personas en interiores de zonas públicas y en espacios privados también se recomienda ese número a no ser haya más convivientes.

En el comercio el aforo es de un tercio de su capacidad, y los actos culturales no podrán tener más del 50% de espectadores, mientras que los velatorios están limitados a 20

personas y los entierros a un máximo de 10. Para bodas y bautizos los salones donde se celebren no podrán acoger más de un tercio de su capacidad y sigue sin poder hacerse deporte en las instalaciones cerradas y solo con un tercio del aforo en el exterior.

HOSTELERÍA. El interior de la hostelería cántabra permanecerá cerrado hasta el 11 de mayo y las terrazas pueden funcionar, con seis personas de máximo por mesa y un 75 por ciento de la capacidad que tenga el local para instalarlas, hasta las 22.30 horas.

En las terrazas hay que usar mascarilla de forma obligatoria, excepto para el consumo de alimentos o bebidas, y está prohibido fumar.

Los hoteles o alojamientos turísticos no podrán tener abiertos los restaurantes, pero sí servir comida a las habitaciones y ofrecer comida a domicilio.

Los salones de juego y recreativos seguirán cerrados como ha ocurrido desde el inicio de las medidas aplicadas a la hostelería.

El fin del estado de alarma altera varias restricciones, pero mantiene otras tantas
Comentarios