18.01.2020 |
El tiempo
sábado. 18.01.2020
El tiempo
El Diario de Cantabria

FALLECIMIENTO

Fallece Benito Madariaga, cronista oficial de la ciudad de Santander

El escritor y cronista Benito Madariaga de la Campa ha fallecido esta madrugada a los 88 años de edad.
Benito Madariaga de la Campa. / ALERTA
Benito Madariaga de la Campa. / ALERTA
Fallece Benito Madariaga, cronista oficial de la ciudad de Santander

Benito Madariaga de la Campa, cronista oficial de Santander, falleció ayer martes a los 88 años. Madariaga, escritor y doctor veterinario, tenía, entre otras distinciones, la Medalla de Honor de la Universidad Internacional Menéndez y Pelayo. Pertenecía a la Real Academia de Doctores de España, fue delegado local de Excavaciones Arqueológicas en 1965 y publicó algunos trabajos sobre los moluscos marinos. También fue corresponsal en Santander de la Casa Museo de Pérez Galdós. Por su labor como escritor fue nombrado Personalidad Montañesa del Ateneo de Santander en 1990, y desde 1999 hasta 2007 ejerció de presidente de la Real Sociedad Menéndez Pelayo de Santander. Fue designado Galdosista de Honor en 2001 y fue en 2004 cuando recibió la Medalla de Honor de Universidad Internacional Menéndez Pelayo. Cultivó temas de investigación histórica y literaria, preferentemente el género biográfico.

La alcaldesa de Santander, Gema Igual, expresó el dolor de la ciudad por este fallecimiento, trasladando personalmente el pésame tanto a la viuda como a los hijos del escritor, según informó el Ayuntamiento en un comunicado. «Hoy es un día muy triste para los santanderinos, porque perdemos a un prolífico intelectual que puso en valor la historia de la capital de Cantabria, y que, además de sus indudables dotes literarias y profesionales, fue una gran persona, muy querida en la ciudad», señaló Igual.

Recordó que Madariaga ejerció de cronista oficial de Santander desde febrero de 1982, sucediendo a Simón Cabarga, aunque su nombramiento como tal se produjo con arreglo al nuevo Reglamento de Honores y Distinciones aprobado por el Pleno municipal el 30 de marzo de 2000. «Notario, secretario y relator de Santander durante 37 años, potenció la memoria de la ciudad con una prosa respetuosa e impecable», subrayó Igual, quien destacó el «amor» de Madariaga por Santander, donde «ha dejado un poso indeleble», aseguró. Por último, la alcaldesa anunció que, próximamente, el Ayuntamiento, con el consenso de la familia, celebrará una misa en la Catedral «para que los santanderinos tengan la oportunidad de rendir un homenaje póstumo a Benito Madariaga y agradecerle de esta forma su extraordinario legado sobre la historia de la ciudad».

También el Gobierno de Cantabria lamentó la muerte de Benito Madariaga, un hombre que el vicepresidente y consejero de Cultura, Pablo Zuloaga, valoró como «imprescindible» en la cultura y la investigación de Cantabria y que, a su juicio, fue «un ejemplo de una vida comprometida con el conocimiento». «Madariaga es un ejemplo de una vida comprometida con el conocimiento», manifestó Zuloaga en un comunicado, en el que destacó sus «rigurosos» trabajos en distintos ámbitos del saber.

Así recordó que, a pesar de su formación como veterinario, pasó a formar parte de la Consejería de Cultura en 1986 como responsable del Centro Coordinador de Libros y Bibliotecas durante tres años y coordinador de promoción cultural, entre el 1989 y 1990. Además, destacó su labor en el campo de la arqueología y su contribución al estudio del arte parietal de nuestras cuevas a través de distintos artículos y conferencias en los más prestigiosos foros. Zuloaga resaltó que la especialidad de Madariaga era la figura de Benito Pérez Galdós y valoró que gracias a sus publicaciones se descubrieron «los estrecho vínculos del autor de ‘Fortunata y Jacinta’ con esta tierra», al tiempo que recordó que se le designó, en marzo de 2001, ‘Galdosista de Honor’ en el VII Congreso Internacional Galdosiano de Las Palmas de Gran Canaria.

Por su parte, el PSOE de Santander expresó su pesar por el fallecimiento de Benito Madariaga, cuyo nombre «estará para siempre ligado» a la ciudad. Los socialistas santanderinos subrayan que «ha sido un lujo poder seguir disfrutando de su lucidez, de su inteligencia y de su capacidad para analizar la realidad hasta sus últimos días». «Será recordado siempre en Santander por su compromiso y su contribución a todas las causas necesarias para mejorar la ciudad. Hace poco, en septiembre, le homenajeábamos en un sencillo acto en el Real Club de Tenis, donde hace 88 años, tantos como tenía nuestro querido Benito, en 1931 comenzaron los cursos de verano de la Universidad Internacional Menendez Pelayo, de la que tantas veces escribió», señala el secretario del PSOE de Santander, Pedro Casares. A su juicio, se necesitan personas como él, «que participan de forma activa en enriquecer y nutrir la sociedad y que han contribuido a hacer de Santander y de Cantabria un lugar mejor».

El grupo municipal de Ciudadanos en Santander también trasladó su pésame a la familia de Benito Madariaga y su portavoz, Javier Ceruti, reconoció «la intensa labor de conocimiento y difusión» de la historia de la ciudad. Eso le hizo, según remarcó Ceruti en un comunicado, «no sólo digno acreedor del título de Cronista Oficial de la ciudad, sino un referente dentro del mundo de la cultura». Por su parte, la concejala de Cultura de Santander, María Luisa Sanjuán, incidió en que Madariaga es un «referente de la memoria de Santander» y avanzó que el Ayuntamiento le dará «el homenaje que merece. «Quiero expresar desde aquí mi más sentido pésame y hacer llegar ese mensaje a sus familiares y amigos», concluyó la concejala de Ciudadanos.

loading...
Comentarios