19.09.2020 |
El tiempo
sábado. 19.09.2020
El tiempo
El Diario de Cantabria

JOAQUÍN GÓMEZ

"Los ciudadanos no pueden permitirse clase política desunida"

El presidente del Parlamento, Joaquín Gómez. EFE/ROMÁN G. AGUILERA
El presidente del Parlamento, Joaquín Gómez. EFE/ROMÁN G. AGUILERA
"Los ciudadanos no pueden permitirse clase política desunida"
El presidente del Parlamento, Joaquín Gómez, destaca la respuesta de la institución en la pandemia, tanto por su capacidad de reacción, porque desde los primeros momentos los diputados se pusieron a trabajar en propuestas sobre la COVID, como por el amplio acuerdo logrado. "Los ciudadanos no pueden permitirse una clase política desunida en esta crisis", destaca.

Gómez (PSOE) ha cumplido el primer año de presidente de la Cámara regional, un cargo que asumió el pasado verano con "bastante vértigo". "Pasar de la política municipal, que tiene mucha cercanía con los vecinos, directamente a ser presidente del Parlamento no entraba en mis cálculos, y es un salto muy importante que da un vértigo brutal", dice en una entrevista con Efe.

En lo positivo de este primer año destaca el apoyo que ha tenido para "hacerse" con su nueva responsabilidad y el aprendizaje desarrollado.

Y en la parte negativa, no solo en el Parlamento, sino en toda la clase política y la sociedad, la "terrible pandemia", de dimensiones desconocidas en este país y en el mundo en general, y cuyas consecuencias se siguen sufriendo.

"Una crisis como ésta no la previeron ni siquiera los técnicos, nadie preveía las consecuencias de este virus en todo el mundo. Si los investigadores y los expertos no lo vieron, difícilmente podían hacerlo los responsables políticos que estaban al frente de todo tipo de gobiernos", ha subrayado.

El Parlamento de Cantabria ha querido poner su granito de arena y, según destaca su presidente, ha sido el primero que se ha puesto a la tarea para analizar las consecuencias de la COVID-19 y las posibles soluciones.

"En pleno estado de alarma creamos una comisión de seguimiento de la COVID, y como presidente del Parlamento estoy encantado de su funcionamiento: en dos meses ha habido 23 comparecientes. Hubo investigadores, pasó prácticamente todo el Gobierno por esa comisión, además de todos los componentes del diálogo social, de la sociedad civil, y los representantes de las residencias", apunta Gómez.

Esa comisión terminó con un consenso generalizado en las más de 180 propuestas presentadas por los grupos, lo que celebra Gómez, que avisa de que con la crisis económica y social por la pandemia es "absolutamente imprescindible" que todas las fuerzas políticas "remen en la misma dirección", y no "queda otra" que ponerse de acuerdo.

"En una emergencia sanitaria como la de la COVID a todas las fuerzas políticas no nos quedaba más remedio que ponernos de acuerdo y, sobre todo, no cabía pensar cada uno lo que era bueno para su partido, sino que lo importante y absolutamente fundamental es lo que es bueno para el pueblo de Cantabria. Y en España, lo que es bueno para el pueblo español. No quedaba otra que ponernos de acuerdo", insiste Gómez.

Añade que, una vez que las propuestas están acordadas y consensuadas por los grupos parlamentarios y la Cámara, hay que ponerlas en marcha y, para ello, se necesitan recursos.

En algunos casos habrá que modificar el presupuesto, advierte, mientras que la implementación de otra parte de los planteamientos pactados va a condicionar las cuentas de 2021.

ADAPTACIÓN DE OBJETIVOS

El coronavirus ha impedido avanzar en algunas cuestiones sobre la mesa en la Cámara, como la hipotética reforma del Reglamento, pendiente desde hace legislaturas.

Gómez sostiene que esa reforma debe hacerse para adaptar el Reglamento a los tiempos y lograr más agilidad en los plazos, "no perder tanto tiempo en burocracia", y definir mejor el voto telemático, por ejemplo.

El presidente tampoco tira la toalla en el objetivo de abrir el Parlamento a los ciudadanos con el que llegó al cargo y que se ha visto trastocado por la crisis sanitaria, porque el virus ha obligado al confinamiento y a cerrar primero, y restringir después, la entrada en espacios públicos, que van retomando la normalidad.

La Cámara regional también se adapta a las nuevas circunstancias. "La COVID ha llegado para quedarse y tenemos que ser exquisitos con las medidas de seguridad", recalca el presidente.

En su idea estuvo desde el primer momento que el Parlamento se conozca y se visite por los ciudadanos, un empeño en el que no ceja, aunque con las condiciones y las medidas sanitarias que exige la nueva normalidad.

Esta semana, la Mesa del Parlamento ha acordado que se pueda visitar el patio de la institución, con las medidas de utilización de mascarillas y lavado de manos.

Con el fin de seguir acercando a la ciudadanía la institución, se trabaja en un audiovisual que recrea la visita guiada por las instalaciones y que, como en el recorrido que venía haciendo una trabajadora de la Cámara con grupos, aunará pinceladas de la historia parlamentaria con una muestra de los lugares del edificio más emblemáticos. Ese audiovisual, cuando esté concluido, se colgará en la web del Parlamento.

Y también se van a empezar a hacer actos en el patio, que no serán tan masivos como antes y que tendrán un aforo de medio centenar de personas.

Por ejemplo este próximo día 16, coincidiendo con el funeral de Estado en conmemoración de las víctimas de la COVID, se hará un acto en el patio de Parlamento. Y también se prepara para el día después la entrega de los premios de Padre Menni. 

"Los ciudadanos no pueden permitirse clase política desunida"
Comentarios