17.01.2021 |
El tiempo
domingo. 17.01.2021
El tiempo
El Diario de Cantabria

Convocada una protesta el día 6 para pedir la dimisión de Lombó

El sindicato ha manifestado que, por responsabilidad, «si los expertos sanitarios plantean la medida en base a datos de propagación epidemiológica» la asumirían «por el bien de la ciudadanía»

La consejera de Educación Marina Lombó. / ALERTA
La consejera de Educación Marina Lombó. / ALERTA
Convocada una protesta el día 6 para pedir la dimisión de Lombó

La Federación de Enseñanza de Comisiones Obreras (CCOO) en Cantabria ha instado a la consejera de Educación, Marina Lombó, a «no hacer valoraciones» sobre la legalidad de la huelga convocada por el sindicato del 2 al 6 de noviembre, y le ha recordado que es «un juez» quien debe pronunciarse al respecto. Así lo ha señalado en una nota de prensa el sindicato, que está a la espera de la resolución de medidas cautelarísimas solicitadas por el Gobierno en la demanda que ha planteado en el juzgado contra CCOO por dicha convocatoria, y ha recordado que, hasta entonces, la huelga «queda aplazada, no se ha cancelado su convocatoria».

Por ello, la secretaria general de la Federación de Enseñanza de CCOO, Conchi Sánchez, ha instado al Gobierno a no hacer valoraciones sobre la legalidad o ilegalidad de la huelga «porque está faltando a la verdad y les puede acarrear consecuencias jurídicas». Sánchez ha recordado que la convocatoria de huelga «ha sido aplazada para garantizar la seguridad jurídica de los profesionales de la Educación, no se ha cancelado». CCOO tuvo que tomar la decisión este domingo, a la finalización del acto de conciliación en el ORECLA, tras no alcanzar un acuerdo con el Gobierno.

El sindicato ha precisado que, si bien la huelga no se preavisó con diez días de antelación, requisito establecido para garantizar el tiempo suficiente para el conocimiento de la ciudadanía, «en este caso, era de sobra conocido que había un calendario que establecía esta semana como no lectiva». Por lo tanto, según Sánchez, «la doctrina del Constitucional nos ampara aún más y ha sido la decisión del Gobierno de suspender la semana no lectiva la que no ha guardado el más mínimo plazo de preaviso a la ciudadanía».

También ha señalado que la consejera «sigue mintiendo» al asegurar que ha habido «mucho diálogo» con los sindicatos, cuando, a su juicio, sus actos «demuestran una falta absoluta de diálogo ni posibilidad de él» y ha asegurado que estos días «no ha habido tiempo, ni reuniones convocadas con orden del día y, además, el Gobierno está obrando de mala fe». Al respecto, ha recordado que la semana pasada el Ejecutivo regional aprobó «de manera unilateral y con pocos días de antelación» la modificación del calendario escolar que eliminaba la semana no lectiva y publicó el pasado viernes la resolución que lo hacía efectivo en un Boletín Oficial de Cantabria (BOC) extraordinario «sin esperar» a la reunión de la mesa sectorial de Educación convocada el sábado, el «espacio legítimo» de negociación del calendario escolar.

Ha señalado, además, que «ante la insistencia» de la consejera sobre los motivos sanitarios que han llevado a que esta semana sea lectiva, el sindicato «ha pedido tres veces el informe sanitario, también en el acto de conciliación, y el Gobierno no nos lo da». «Esta negativa a aportar el informe y esta falta de transparencia es una muestra más de que aquí hay trampa y mentira», ha afirmado Sánchez.

Los sindicatos mayoritarios de la Junta de Personal Docente han convocado una nueva concentración el próximo viernes, día 6, a las cinco y media de la tarde, para protestar por la anulación de la semana de vacaciones escolares y pedir la dimisión de la consejera de Educación, Marina Lombó. Además, los sindicatos han anunciado en un comunicado que van a impulsar una campaña conjunta entre toda la comunidad educativa cántabra, animando a colocar un cartel en zonas visibles de los centros pidiendo la dimisión de Lombó y respeto a la escuela pública. En un comunicado, la Junta de Personal Docente señala que esta semana los miembros de la comunidad educativa deben «ser capaces» de mostrar su «fortaleza frente al autoritarismo» de la consejera y «no permitir injerencias» en su tarea.

Convocada una protesta el día 6 para pedir la dimisión de Lombó
Comentarios