30.05.2024 |
El tiempo
ALERTA El Diario de Cantabria

LAVANDERÍA ITINERANTE

Miengo apuesta por la inclusión vecinal con una lavandería itinerante

En un esfuerzo por garantizar el acceso universal a servicios básicos, Miengo ha implementado una lavandería móvil que estará disponible para todos los residentes, gracias a Tamara, dueña del servicio

El alcalde, Marino García Herrera, la senadora y Teniente Alcalde de Miengo, Elena Castillo, junto al primer vecino que probó la lavandería. / ALERTA
El alcalde, Marino García Herrera, la senadora y Teniente Alcalde de Miengo, Elena Castillo, junto al primer vecino que probó la lavandería. / ALERTA
Miengo apuesta por la inclusión vecinal con una lavandería itinerante

En un esfuerzo por garantizar que los servicios esenciales estén disponibles para todos los ciudadanos, el Ayuntamiento de Miengo, a través de su Concejalía de Bienestar Social, ha lanzado el programa «Servicios al alcance de todos». Este programa tiene como objetivo principal proporcionar apoyo a los colectivos más vulnerables de la comunidad, asegurando que tengan acceso a recursos básicos que contribuyan a mejorar su calidad de vida. Una de las iniciativas clave dentro de este programa es la introducción de una lavandería itinerante que visitará el municipio de Miengo dos veces al mes, durante un período de 48 horas cada vez.

Este servicio móvil estará disponible gratuitamente para aquellos residentes que lo necesiten, proporcionando una solución práctica y digna para el lavado de ropa. Durante la presentación, a cargo del alcalde de la localidad, Marino García, la Teniente de Alcalde, Elena Castillo, mostraron la lavandería itinerante operada por Tamara, propietaria de la lavandería móvil. Con una sede fija en el barrio Covadonga, Tamara decidió expandir su alcance y ofrecer sus servicios a comunidades que no tienen acceso a una lavandería cercana. Su compromiso con la comunidad se refleja en esta iniciativa, que busca aliviar las cargas diarias de aquellos que enfrentan dificultades económicas o logísticas para acceder a servicios básicos.

El funcionamiento de la lavandería se basa en una autonomía de aproximadamente 48 horas, con capacidad para almacenar 1.000 litros de agua limpia y otros 1.000 litros para el retorno de las aguas residuales. Además, cuentan con un generador que proporciona la electricidad necesaria para el funcionamiento de las máquinas, complementado con paneles solares para aumentar la autonomía energética y reducir el impacto ambiental. Para garantizar la eficiencia y la disponibilidad del servicio, se ha implementado un sistema de control remoto que permite supervisar y gestionar las operaciones de la lavandería desde cualquier ubicación. Esto asegura que las máquinas estén en óptimas condiciones y listas para su uso en todo momento.

En términos de accesibilidad, el servicio de lavandería será gratuito para aquellos residentes que se encuentren en situación de vulnerabilidad económica. Para otros usuarios, el costo será de 8 euros por lavado y 4 euros por secado, manteniéndose en línea con los precios de las autolavanderías convencionales. Esta estructura de precios asegura que el servicio sea asequible para todos y que no haya barreras para acceder a él. Además de beneficiar a los residentes de Miengo, el Ayuntamiento planea expandir este proyecto a otros municipios que enfrentan desafíos similares. Se está trabajando en colaboración con diferentes ayuntamientos para establecer programas similares que cubran las necesidades de más comunidades en toda la región.

Una de las características destacadas de este servicio es su enfoque en la confidencialidad y el respeto por la privacidad de los usuarios. Como ha afirmado la concejala responsable, «nadie va a saber quién realmente procede de los servicios sociales y va a la lavandería a través de esas fichas que se dan desde el Ayuntamiento, y quien lo hace de forma particular». Esta medida garantiza que todos los usuarios, independientemente de su situación, puedan acceder al servicio sin sentirse estigmatizados. La iniciativa también ha recibido elogios por su complementariedad con otros servicios sociales existentes. Como señaló uno de los colaboradores del programa, «creo que estos servicios pues acercan al ciudadano a las cosas que puede ver en una ciudad como Torrelavega o Santander». Esto demuestra el enfoque integral del Ayuntamiento en abordar las necesidades fundamentales de sus ciudadanos.

Momento en el que el primer vecino prueba la lavandería móvil. / ALERTA
Momento en el que el primer vecino prueba la lavandería móvil. / ALERTA

Gran acogida por parte de los vecinos.

Una vecina compartió su perspectiva, expresando su satisfacción por la conveniencia que ofrece el servicio. «Me parece muy bien porque, en las casas normalmente tenemos lavadoras con poca capacidad, y para lavar prendas grandes como edredones o cortinas, no tenemos acceso a una lavadora industrial», explicó. «Personalmente, tengo que desplazarme a Torrelavega para usar una lavadora industrial, así que este servicio cerca de casa me parece maravilloso».

Cuando se le preguntó si creía que varios vecinos de la zona utilizarían el servicio, respondió con optimismo. «Sí, sí, porque esto tiene que ser de boca a boca también. Una vez que la gente se entere y comente sobre ello, vendrán a utilizarlo porque es necesario», afirmó. Otro vecino expresó su apoyo a la idea de la lavandería móvil, destacando su utilidad para la comunidad. «Me parece bien porque así podemos traer nuestras prendas sucias aquí, lavarlas y secarlas, y luego llevarlas a casa», comentó. «Es una solución conveniente para nuestras necesidades». La colaboración del Ayuntamiento en la prestación gratuita del servicio también fue recibida con agradecimiento. «A mí me parece genial que el Ayuntamiento ayude a las personas que puedan lavar su ropa de forma gratuita», afirmó otro vecino. «Hay mucha gente que vive por aquí y lo está necesitando, así que esto será de gran ayuda».

Miengo apuesta por la inclusión vecinal con una lavandería itinerante
Comentarios