13.08.2020 |
El tiempo
jueves. 13.08.2020
El tiempo
El Diario de Cantabria

Refuerzos para la primera línea

El Sbaloninfín ata a Xavi Castro, joven central de 24 años, curtido en la cantera del Barça y que puede actuar también como lateral | Una grave lesión cortó su progresión hace año y medio

Xavi Castro, elevándose sobre la defensa durante su etapa en el Liberbank Cuenca.
Xavi Castro, elevándose sobre la defensa durante su etapa en el Liberbank Cuenca.
Refuerzos para la primera línea

Desde hace unas semanas, en el Sinfín han venido afirmando que estaban a falta de cerrar la portería y, a poder ser, contratar un primera línea para dar por cerrada la plantilla. Y parece que las cosas marchan bien porque han empezado por lo segundo, que era el objetivo que irían a buscar si ataban a un segundo guardameta y aún les quedaba dinero en la cartera. Ya lo tienen, se llama Xavi Castro y, aunque su experiencia en Asobal es efímera, todo aquel que le ha visto crecer como jugador tiene la certeza de que su nivel da de sobra para pelear con los mejores. Ha elegido Santander para demostrarlo y en La Albericia le van a recibir con los brazos abiertos porque les permitirá aumentar la rotación y enriquecer las alternativas del nuevo entrenador del equipo, Víctor Montesinos

El segundo fichaje del Liberbank Cantabria hasta la fecha tiene sólo 24 años, es natural de Tarrasa y se formó en las categorías inferiores del Fútbol Club Barcelona. De hecho, llegó a debutar con el primer equipo cuando sólo era un cadete, con 16 años. A partir de ahí, se proclamaría campeón de Europa junior y, posteriormente, incluso campeón del Mundo de la misma categoría en Argelina 2017.

Durante dicha temporada, militó en el filial azulgrana que compitió en División de Honor Plata en la campaña 2016 - 17, temporada en la que se vio las caras con el Sinfín, que acabaría logrando el ascenso en el playoff. De este modo, la vieja guardia del equipo santanderino le conoce bien y los técnicos y el director deportivo también porque todos llevan tiempo siguiéndole la pista. Lo que sucede es que, a pesar de todo lo que prometía antes de dar el salto al balonmano profesional, está ahora teñido de algunas dudas por la grave lesión que se produjo nada más iniciar su primera aventura lejos del club en el que se había hecho mayor.

Cuando se dio por finiquitada su etapa en el club azulgrana, Castro fichó por el Liberbank Cuenca para disputar el curso 2018-19. Sin embargo, cuando apenas se llevaban desarrolladas un puñado de jornadas, cayó lesionado de gravedad. Se rompió el cruzado de su rodilla, pasó por el quirófano en octubre y se perdió la temporada entera. Era su gran momento, el momento de su despegue y confirmación, y justamente ahí se quedó fuera de juego.

Ante este panorama, le resultó complicado el curso pasado encontrar acomodo en un equipo de Asobal. De este modo, bajó un peldaño para volver a una categoría que conocía bien y jugó en el Balonmano Málaga de División de Honor. En el mismo ha dado muestras de que está camino de recuperar su mejor balonmano y con ese fin recalará en Santander. Reforzará así una primera línea que había perdido a Torriko, que jugará en Anaitasuna, y a Jorge Silva, que lo hará en Nava, y que todavía no había recibido ningún refuerzo para compensar dichas salidas. Y es que, por ahora, el único fichaje que había cerrado el club presidido por Servando Revuelta era el de Ramiro Martínez, extremo procedente también de Honor B, concretamente el Zamora. Es a ese mercado al que tiene que ir a pescar el Sinfín, lo que puede aportar alguna duda sobre el rendimiento que los jugadores darán un piso más arriba pero que, a cambio, garantiza de partida la ambición y el hambre de quien sabe que está disfrutando de una gran oportunidad para hacerse hueco.

El puesto del que es un especialista Xavi Castro es el de central, donde se encontrará con una tremenda competencia en la figura de Nacho Valles. Éste ha sido en los últimos años el único especialista en el puesto del equipo aunque también podían ejercerlo en momentos puntuales Torriko o Alberto Pla. A partir de ahora, tendrá una competencia aún más directa que siempre ayuda a dar un poco más de lo habitual y afinar el rendimiento.

Con todo, el jugador recién fichado por el equipo santanderino no sólo puede jugar dirigiendo el ataque de los suyos, sino también en alguno de los dos laterales. De ahí que el entrenador vaya a ganar, por lo menos, una mayor rotación. Aún así, ésta seguirá un tanto limitada porque se quedará Zungri como único especialista para el lateral derecho. En el izquierdo estarán Pla y Dimitrievski, que llegó al Sinfín como especialista defensivo pero que ha tenido que ir dando pasos hacia delante en el ataque. El deseo húmedo del entrenador a buen seguro que sería ganar un jugador más pero en el Sinfín también gusta dejar espacio para el crecimiento de la cantera y la gran apuesta en ese sentido de los dos últimos años ha sido la de Leonardo Alonso tras haberse quedado por el camino Valverde o Nikolai.

En principio, con el fichaje de Xavi Castro, que mide 1,85 y pesa noventa kilos, el Liberbank Cantabria estaría a la espera de contratar otro portero para cerrar la portería y, más que probablemente, la plantilla. El club no renovó a Mijuskovic, que no recibió de él el rendimiento esperado el curso pasado y que ha fichado por el Burgos de División de Honor Plata, pero sí a Elcio, el cabo verdiano que llegó procedente del balonmano portugués en la segunda vuelta. Apenas contó con partidos para dejarse ver pero lo poco que asomó por La Albericia dejó muy buenas sensaciones haciendo notables números. Es joven, puede ser una buena apuesta y así lo han entendido en las oficinas de La Albericia. Lo que queda es contratar otro guardameta porque empezar sólo con uno, como hicieron el pasado año, no es algo que se planteen por lo mal que salió la fórmula.

Refuerzos para la primera línea
Comentarios