20.09.2021 |
El tiempo
ALERTA El Diario de Cantabria

AMP.- El presidente de la Conferencia Episcopal pide no convertir el caso del obispo de Solsona en una "novela morbosa"

Anuncia que han sido convocados para una reunión con la ministra de Educación aunque aún no tienen fecha
Archivo - El cardenal arzobispo de Barcelona, Juan José Omella.
AMP.- El presidente de la Conferencia Episcopal pide no convertir el caso del obispo de Solsona en una "novela morbosa"

Anuncia que han sido convocados para una reunión con la ministra de Educación aunque aún no tienen fecha

MADRID, 9 (EUROPA PRESS)

El presidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE) y cardenal arzobispo de Barcelona, Juan José Omella, ha pedido no convertir en una "novela morbosa" el caso del obispo emérito de Solsona, Xavier Novell, cuya renuncia se ha ligado a una relación sentimental con una mujer y se ha relacionado con exorcismos y terapias de conversión homosexual.

"Lo que me duele a mí es que la gente inventa y ha oído una cosa, otra y van haciendo un relato un poco morboso, yo creo que hay que respetar la intimidad de las personas y, junto a esto, añadir que delante de una persona que tiene sus razones para dejar su ministerio o en una familia cuando llega un momento y se divorcian, lo que hay que hacer es respetar y no hacer de eso una novela morbosa y machacar a las personas", ha subrayado Omella en declaraciones a la prensa este jueves en la sede de la CEE, en Madrid.

El cardenal arzobispo de Barcelona ha asegurado que "no sabía absolutamente nada" y que le "sorprendió la noticia, como a todo el mundo". Además, ha señalado que comparte "el dolor de su familia y de la Iglesia de Solsona" donde han quedado "tocados".

También ha indicado que "no" ha hablado con el ya exobispo de Solsona ante las recientes informaciones publicadas sobre los motivos de su renuncia pero ha explicado que "el día que pasó todo esto" le mandó "un correo" ofreciéndole la ayuda de la Iglesia y Novell le contestó agradeciéndole esa oferta de ayuda.

Por todo ello, ha reclamado "respeto" a la "dignidad" del obispo emérito de Solsona y de todas las personas, y ha invitado asimismo a valorar a "tantos obispos, sacerdotes y padres de familia que viven con fidelidad". "Somos pecadores, hay que reconocer el pecado y pedir perdón, pero también valorar a las muchas personas que son fieles y hacen las cosas bien", ha zanjado.

RESOLVER LA SUBIDA DE LA LUZ

Por otro lado, sobre la subida del precio de la luz, el cardenal Omella ha afirmado que es "uno de los dolores que tiene la sociedad hoy" y ha abogado por "resolverlo" porque "las familias más pobres son las que más padecen". Así lo ha expresado, recordando el tuit que publicó esta semana en el que decía que "la situación es insostenible para muchas familias" y se preguntaba: "¿Hasta dónde vamos a llegar?".

Además, preguntado por si ha tenido que cambiar sus hábitos de consumo, ha reconocido que la subida del precio de la electricidad "toca a todos", incluido él mismo que ha contado cómo se lava "los calcetines en el lavabo por la noche" en lugar de ponerlos en la lavadora.

Por otra parte, sobre sus contactos con el Gobierno de coalición, el presidente de la CEE ha anunciado que tienen una convocatoria para reunirse con la ministra de Educación, Pilar Alegría, algo que ha celebrado tras lamentar que con la ley de educación no hubo diálogo con los agentes sociales.

"Se lo hago saber siempre al Gobierno, como lo digo públicamente, que el diálogo es fundamental, con todas las instituciones y asociaciones sociales, no solo en el Parlamento, porque todos trabajamos para el bien común y todos queremos aportar desde nuestro sitio en el respeto a la autonomía de cada uno, y esto creo que no siempre se ha hecho, en la ley de enseñanza no se hizo, así lo denunciaron los padres, los educadores y nosotros", ha recordado.

En todo caso, Omella cree que ahora desde el ministerio de Educación han "recogido" esa invitación a dialogar. "Vamos a ver si logramos mantener ese diálogo que es importante y que quiere decir escuchar, compartir y, a veces, uno cede. Avanzamos juntos por el bien común pero no imponemos", ha puntualizado.

Asimismo, Omella ha indicado que este verano, desde la Conferencia Episcopal han mantenido contacto con el Ministerio de Migraciones para hablar sobre la crisis migratoria en Ceuta y sobre los menores no acompañados que cruzaron la frontera en la entrada masiva de mayo y que fueron acogidos en naves de la ciudad autónoma.

REFUGIADOS DE AFGANISTÁN

También han hablado, según ha apuntado, sobre los refugiados de Afganistán y ha asegurado la disposición de la Iglesia española de acoger a refugiados, a través de centros de Cáritas y familias cristianas y no cristianas.

"El tema de los refugiados de Afganistán también lo hemos hablado y ahí tenemos ese gran principio del Papa que es acoger, acompañar e integrar, ese es el mensaje y el Gobierno de alguna manera también lo recoge y yo le digo que eso no se puede hacer si no es en diálogo y en colaboración con todas las instituciones, también con Cáritas", ha declarado.

Omella ha hecho un paralelismo con la respuesta humanitaria que ofreció España por la crisis cubana de 1959 cuando se acogió "en seminarios y familias" a muchos emigrantes cubanos que llegaron a España. "Es un modelo muy bonito que se hizo entonces y que de alguna manera se quiere también vivir hoy", ha subrayado.

AMP.- El presidente de la Conferencia Episcopal pide no convertir el caso del obispo de Solsona en una "novela morbosa"
Comentarios