19.09.2018 |
El tiempo
Miércoles. 19.09.2018
El tiempo
El Diario de Cantabria

VIOLENCIA MACHISTA

Seis años y medio de prisión para un hombre en Cantabria por violar y agredir a una mujer

La Audiencia Provincial de Cantabria ha condenado a seis años y medio de cárcel a un hombre por violar y agredir a una mujer a la que conocía y a la que había invitado a su casa, donde sucedieron los hechos. También le prohíbe acercarse a la víctima durante diez años.

Juicio en la Audiencia Provincial de Cantabria. /ALERTA
Juicio en la Audiencia Provincial de Cantabria. /ALERTA
Seis años y medio de prisión para un hombre en Cantabria por violar y agredir a una mujer

Además, le impone una medida de libertad vigilada de seis años a partir de su salida de prisión y le condena a indemnizar a la víctima con 6.700 euros por las lesiones, la secuela psicológica y los daños morales sufridos.

El tribunal considera al acusado, de 52 años cuando ocurrieron los hechos, en enero de 2016, autor de un delito de violación y de otro de lesiones, después de creer el testimonio de la mujer, de quien subraya su "firmeza, convicción y seriedad al declarar, sin acrecentar lo sucedido ni introducir magnificaciones de lo ocurrido".

Según el relato de los hechos, la mujer se encontraba en la vivienda del acusado, a quien conocía porque ambos frecuentaban un bar, y tras comer éste la invitó a conocer la casa.

Cuando llegaron a un dormitorio, el hombre la instó para que se tumbara en la cama y se quitara la ropa. La mujer se negó, pero el acusado la arrojó sobre la cama y forcejeó con ella, le propinó un puñetazo en el rostro, la sujetó fuertemente de la cara y del cuello y la amenazó con un cinturón.

Luego, abusó sexualmente de ella. Como consecuencia de los hechos, la mujer sufrió lesiones en el rostro y cuello, y necesitó tratamiento odontológico, ginecológico y psiquiátrico.

La sala entiende que el condenado "de forma consciente empleó fuerza física contra la víctima, con la que forcejeó, y a la que no sólo intimidó y amenazó".

Según la sentencia, "tales propósitos los materializa mediante actos inequivocamente atentatorios contra la libertad sexual de la mujer".

Para llegar a esta conclusión, la Audiencia toma la declaración de la mujer, pero también los informes médicos y las "contundentes conclusiones" de los forenses y de los técnicos del equipo psicosocial.

PERSISTENCIA EN LO EXPUESTO

Sobre la declaración de la víctima, la Audiencia subraya que "ha demostrado una persistencia en lo expuesto", y que "siempre ha dicho lo mismo, y cuando esto ocurre generalmente es porque lo que se dice es cierto y ha ocurrido de esa manera".

Junto a su testimonio, las lesiones apreciadas en el rostro "son totalmente compatibles con el relato que de lo sucedido ella ha ofrecido" y "constituyen una rotunda corroboración de su versión".

Contra la sentencia cabe recurso de apelación ante la Sala Civil y Penal del Tribunal Superior de Justicia de Cantabria.

Comentarios