14.12.2018 |
El tiempo
Viernes. 14.12.2018
El tiempo
El Diario de Cantabria

PIÉLAGOS

Verónica Samperio: «Al Ayuntamiento no se le puede echar una pelota que no es suya»

«Dejémonos de atajos, dejémonos de excusas y pongámonos a trabajar cada uno en lo que nos corresponde», reitera la alcaldesa de Piélagos

Alfredo Rodríguez Otero, Verónica Samperio, Roberto Morado y Luis Saiz. / ALERTA
Alfredo Rodríguez Otero, Verónica Samperio, Roberto Morado y Luis Saiz. / ALERTA
Verónica Samperio: «Al Ayuntamiento no se le puede echar una pelota que no es suya»

L

A alcaldesa de Piélagos, Verónica Samperio, ha pedido al Gobierno PRC-PSOE que trabaje «en su ámbito» para elaborar el Proyecto Singular de Interés Regional (PSIR) para el centro logístico de La Pasiega, mientras que el Consistorio trabaja «en el suyo», para aprobar su plan general y al que «no se le puede echar una pelota que no es suya». Samperio compareció en rueda de prensa para dar a conocer que el Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) del municipio ha recibido unas 500 alegaciones en su segundo periodo de información pública, una de ellas de la empresa pública SICAN, «que no tiene competencias», ha remarcado, «ni en urbanismo ni en ordenación».

Esta alegación de SICAN pide que el plan general recoja el ámbito del PSIR de La Pasiega, que, según la primera edil, «ya está contemplado», y que se califiquen los 2 millones de metros cuadrados de suelo que plantea como urbanizables y no de protección agroecológica. A este respecto, la alcaldesa ha explicado que el municipio no puede justificar la necesidad e interés de cambiar la calificación de ese suelo y que el que debe realizar esa justificación es el Gobierno de Cantabria, que es el que pretende desarrollar un PSIR en La Pasiega.

También ha asegurado que el equipo de gobierno municipal (PSOE-PRC), que funciona de forma «compacta», en el que «no existen colores» y trabaja por el bien de los vecinos y de Piélagos, apoya el desarrollo de este proyecto, porque supondrá, a su juicio, riqueza y puestos de trabajo para el municipio.

Afirmó que el Ayuntamiento de Piélagos pondrá «todo lo que esté a su alcance» para su desarrollo, pero «lo que no lo está, no lo puede hacer», dado que, según añadió, le corresponde al Gobierno desarrollarlo y no al Consistorio, que «tampoco puede calificar suelos como le dé la gana». A ello ha sumado que el equipo de gobierno tiene «especial interés» en que salga adelanta el plan general de Piélagos, en el que se trabaja con «rigurosidad» y «seriedad» y con la experiencia de que «los errores urbanísticos se pagan» y que éstos están poniendo en peligro la viabilidad del Consistorio.

Samperio, que compareció junto al primer teniente de alcalde, Alfredo Rodríguez, y los responsables del equipo de redactor del PGOU de Piélagos, señaló que el municipio tiene «poco margen de maniobra» a la hora de calificar suelos y que esta tarea debe estar «bien» justificada.

Asimismo, ha asegurado que el Consistorio no ha recibido ningún documento procedente de áreas con competencias para aprobar el plan general del municipio que señale que «algo se está haciendo mal como para no aprobarlo». «Todo lo contrario. Hemos recibido informes favorables de la Comisión Regional de Ordenación del Territorio y Urbanismo (CROTU)», apuntó la alcaldesa, que ha recalcado que «se trabaja en plena coordinación» desde que se inició la elaboración del nuevo plan general.

También indicó que en la reunión celebrada en octubre en el Ejecutivo regional para tratar este asunto «quedó determinado y claro lo que tenía que hacer cada uno», entre otras cosas, que el Gobierno dispone de las herramientas necesarias para desarrollar el PSIR y que, cuando esté aprobado, se incorporará al plan general. «Dejémonos de rumores y atajos. Que cada administración trabaje, para sacar adelante el PGOU, en el caso del Consistorio, y el PSIR de La Pasiega, en el del Gobierno. Por el bien de todos, también del municipio», destacó Verónica Samperio. También consideró que el Ayuntamiento de Piélagos debe cumplir la legalidad al ordenar el territorio del municipio y el Ejecutivo cántabro, justificar e iniciar los trámites para que el PSIR sea una realidad «lo antes posible». Por su parte, los técnicos, que han distinguido entre el ámbito de actuación municipal y el regional, remarcaron que la clasificación de esos 2 millones de metros cuadrados en el PGOU «no puede ser otra» que de protección agroecológica, de acuerdo a la legalidad vigente y desde el nivel competencial del Consistorio.

Y que el PSIR, enmarcado en otro ámbito de decisión y un instrumento «compatible» con el plan general, se superpone a él, de manera que, cuando el Gobierno desarrolle el procedimiento que debe llevarse a cabo para su aprobación o cuando «se vayan dando pasos susceptibles» de incorporar al documento urbanístico de Piélagos «se hará», aunque éste se apruebe antes. Verónica Samperio ha reiterado, además, que el objetivo del equipo de gobierno es llegar a la aprobación provisional del nuevo PGOU antes de terminar la actual legislatura, aunque ha reconocido que «van a ir a por la definitiva», si bien este paso, según apuntó, ya depende de la CROTU.

Comentarios