22.06.2018 |
El tiempo
Viernes. 22.06.2018
El tiempo
El Diario de Cantabria

BOXEO

Sergio ‘El niño’ García: "Ahora quiero ver si estoy a nivel europeo"

El boxeador cántabro quiere ser campeón de Europa en el 2018.

Su victoria ante Chaca le abrió la puerta de los grandes combates y, de hecho, la pelea del viernes en el Vicente Trueba de Torrelavega ante el italiano Felice Monceli será el último obstáculo antes de ir directamente en busca del cetro continental. Está buscando su techo y por eso ya sólo mira hacia arriba.

Sergio "El Niño" García. / JORGE AYLLÓN
Sergio "El Niño" García. / JORGE AYLLÓN
Sergio ‘El niño’ García: "Ahora quiero ver si estoy a nivel europeo"

PREGUNTA.- ¿Estás preparado?

RESPUESTA.- Sí, claro que sí. Ahora ya sólo queda controlar el peso, esperar a que llegue la hora de pesarme y luego cumplir.

P.- Es la semana de la báscula.

R.- Cierto. El resto del trabajo ya está hecho.

P.- ¿Cómo es Felice Moncelli como boxeador?

R.- Le he estado viendo en vídeos y demás y hemos visto que no es un boxeador con mucho ritmo. Sin embargo, cuando se ve cómodo y le dejas hacer es cuando pega. Eso sí, si le atacas se anula bastante y vamos a trabajar sobre eso.

P.- Si dices que no es un boxeador de mucho ritmo, se ha ido a topar con el peor rival que se puede encontrar porque tú acostumbras a poner un ritmo y una intensidad tremendas a tus combates. ¿Puede estar ahí el camino de la victoria?

R.- Sí, en un principio sí, claro. Ahí puede estar  la clave del combate.

P.- Ya te ibas a haber enfrentado a él el pasado año. ¿Te sirven los apuntes que recogiste entonces?

R.- Sí, claro. Ya le tenía más que visto pero entonces se lesionó y no pudimos enfrentarnos. Ahora se ha dado la ocasión y hay que aprovecharlo.

P.- ¿Cómo es el trabajo de análisis del rival, ves combates enteros de él o te edita algo sobre lo que trabajar Víctor Iglesias, tu entrenador? 

R.- No, lo prepara todo él y luego hago lo que él me dice. La verdad es que no lo he seguido mucho.

P.- ¿Y con qué hay que tener especial cuidado?

R.- Con los golpes curvos en el cuerpo a cuerpo. Cuando le dejas hacer en el cuerpo a cuerpo y él se siente cómodo es cuando puede provocarte algún que otro problema.

P.- Él es la primera vez que va a pelear fuera de Italia y se va a encontrar con un pabellón que estará volcado. ¿Le puede intimidar?

R.- Sí, seguro que sí porque, además, él siempre ha estado muy respaldado allí. Se le ve que le han estado organizando combates para él no sé si la familia y demás. Creo que un poco sí se le va a venir encima en ese sentido.

P.- ¿Cómo está la gente en Torrelavega? ¿La ves con ganas de que llegue el combate?

R.- Sí, lo único que hay que tener en cuenta que esto es Torrelavega, que esto, quieras que no, es un pueblo y tampoco vamos a pedir que reviente el pabellón porque no hay público o habitantes para ello.

P.- Además, habéis elegido el Vicente Trueba, que es bien grande.

R.- Sí, demasiado grande yo creo. Pero bueno, es lo que ha elegido la promotora.

P.- Lo bueno es que da la sensación de que cada vez más gente se ha ido enganchando a tus combates y se genera siempre un gran ambiente. 

R.- Sí, eso creo que está garantizado. Siempre se genera una buena expectación y, al final, se da una buena noche. Eso fijo. Quien vaya seguro que lo va a pasar bien.

P.- Cómo han cambiado las cosas en un año, ¿no? Hace doce meses estabas más para allá que para acá, más fuera del boxeo que dentro, y ahora te ves mirando alto.

R.- Pues sí. La verdad es que yo ya dije que si no se daban oportunidades me parecía una tontería seguir en esto. Y lo sigo diciendo. Si dentro de unos meses no se me dan oportunidades, se me hace una tontería continuar porque no tiene mucho sentido pelear por pelear. Pero bueno, por ahora se van dando peleas buenas y oportunidades de seguir creciendo y hay que aprovecharlo. No nos podemos quejar en este momento.

P.- ¿El primer gran objetivo es el Campeonato de Europa?

R.- Sí, se puede decir que el objetivo es  ese, primero hacer esta pelea y ser aspirante una vez que lo haga. Al menos, que me dejen hacerlo y probar a ver si puedo dar para estar a otro nivel más. Quiero al menos tener la oportunidad de comprobar si doy para estar a niveles europeos o no. Al menos, quiero saberlo.

P.- ¿Confiabas en que te hubieran nombrado aspirante después de ganar a Chaca?

R.- Bueno, soy el tercero ahora y el primero y el segundo se tienen que pegar entre ellos. Estoy de aspirante oficial una vez que ellos lo disputen. Que lo hagan ellos primero y luego me tendrán que dar la oportunidad a mí. Así que ahora nada, sólo me queda cumplir con lo mío, ganar el viernes y esperar.

P.- El combate contra Chaca fue un peleón por tu parte, fue en casa del rival, contra un gran boxeador y, además, televisado. ¿Notas que en el mundo del boxeo te toman más en serio desde ese día? ¿Has notado un cambio ahí?

R.- Siempre se hablaba mucho de las posibilidades que podía tener o no o de aquello a lo que podía aspirar. La verdad es que me salió una buena pelea, fue más nuestro día que el suyo y desde luego que ahora estamos los números uno en España. Ahora lo que queda es demostrarlo en Europa. España ya lo hemos dejado a un lado y nada, a esperar a ver qué viene ahora.

P.- Alguno te acusaba de que sólo te pegabas con paquetes. ¿Han quedado tapadas esas bocas tras la contundente victoria ante Chaca?

R.- Al fin y al cabo, eso es lo que menos me preocupa. Yo como en mi casa, como digo yo. Si es que al final, nunca llueve a gusto de todos. Primero que si me enfrento con paquetes, si gano a Chaca es porque Chaca no sé qué y si mañana gano un Europeo será que tenía cagalera el tío. Siempre va a haber algún pero y alguien a quien no le gusta lo que haces, pero con eso cuento y tampoco me quita el sueño.

P.- Es la primera vez que vas a defender un título. ¿Por qué no lo has hecho antes, por ejemplo con el de España?

R.- Aquel lo puse en juego y nadie vino a pedirlo. Lo ofrecí dos veces pero esperaron a que lo dejara vacante para hacerlo. Lo curioso es que una vez que lo dejé, todo el mundo estuvo interesado. 

P.- Vamos, que nadie quería enfrentarse contigo.

R.- Pues no sé. Supongo. Ahora con el Silver ha sido diferente. A Moncelli le ha interesado y ha aceptado hacerlo. Lo cierto es que le interesa porque si gana le viene incluso mejor que a mí porque yo ahora estoy por encima y su intención va a ser aprovechar la oportunidad que se le ha puesto delante. Por eso no hay que confiarse porque él vendrá a por todas.

P.- Para pelear contra Chaca guanteaste con Kerman Lejarraga y Ferino V. ¿Has repetido con ellos para preparar el combate del viernes?

R.- Sí, repetí con Kerman, aunque tuvo una pequeña lesión en la mano y ha estado descansando. La verdad es que ha sido una preparación prácticamente idéntica a la que llevé para el combate contra Chaca. Ojalá dé el mismo fruto. 

P.- Kerman y Jon Fernández ya se han presentado en Estados Unidos tumbando incluso a sus rivales y generando muy buenas críticas. ¿No tienes tú ese gusanillo por cruzar el charco?

R.- Yo voy a donde más me paguen. Esa es la verdad. Si me pagan más en Alemania, me voy antes a Alemania que a Estados Unidos. La verdad es que, al final, Estados Unidos es mucho más lo que venden que otra cosa. Yo sé las bolsas que hay a estos niveles y se gana más en España que en Estados Unidos. 

P.- ¿En serio?

R.- Sí, eso es así. No hay que pensar que porque uno vaya a Estados Unidos vuelve millonario. Hablé con Kerman y la bolsa que me dieron a mí por el combate de Barcelona no sé si era dos o tres veces superior a la suya en Nueva York. Es un buen escaparate, pero cuando aquí puedes pelear por un buen cinturón...

P.-  ¿Has visto muchas veces esa pelea contra Chaca?

R.- Si, claro, la vi después. Siempre, después de pelear, te ves a ver qué tal porque no sabes cómo lo has hecho. Y sí, bien, me gustó bastante.

P.- ¿Sirvió para sacar errores que corregir o salió todo perfecto?

R.- No, siempre hay errores y cosas que mejorar. Y hay que mejorar y aprender de los errores. Aunque fue una buena pelea y llevamos una buena estrategia y demás, siempre se puede hacer mejor. Esto está claro. 

P.- Más allá de lo que has preparado de manera específica para hacer frente a Moncelli, ¿en qué aspectos has estado trabajando últimamente para ser mejor boxeador?

R.- Pues eso, en las cosas que hemos fallado en el anterior combate. Hemos incidido en eso para que no vuelva a pasar el viernes.

P.- ¿Por ejemplo?

R.- Controlar un poco más de derecha, ya que andábamos con una lesión con la mano izquierda y buscando un poquitín más abajo. Un poco, sobre la marcha; sobre el papel. En esa pelea se verá lo que hemos ido mejorando y lo que no. Al final, es la mejor manera de verlo.

P.- ¿Dices que has estado lesionado?

R.- Sí. Cuando me tocó la pelea de Chaca me rompí un cacho de bíceps y peleé con él así. Pero bueno, ya va bien. Poco a poco vas cogiendo fuerza y mejorándolo.

P.- ¿Pelear en casa supone responsabilidad extra al no tener sólo que ganar, sino también intentar que la gente disfrute?

R.- Sí, ya no es sólo una responsabilidad extra... La verdad es que me gusta más pelear fuera porque también es lo que dices... Hay más responsabilidad que peleando fuera. Está claro.

P.- ¿ Y por qué te gusta más pelear fuera?

R.- Principalmente, porque me pagan más. Y, al fin y al cobo, por lo que tú decías. Además, cuando vas fuera ves el apoyo que tiene tu rival pero cuando suena la campana y empiezas a hacer tu boxeo, también oyes cómo toda la grada se va callando y el público ya no arma tanto ruido. Ahí ves que las cosas van bien. Y eso también gusta.

Comentarios