Domingo. 22.04.2018 |
El tiempo
Domingo. 22.04.2018
El tiempo
El Diario de Cantabria

BOXEO

A la espera de tener campeón de Europa para ser aspirante

El trono continental se pondrá en juego en diciembre y, salvo sorpresa, la primera defensa del ganador será ante Sergio García.

Sergio García, durante su combate con Moncelli del pasado viernes. / J. Ayllón
Sergio García, durante su combate con Moncelli del pasado viernes. / J. Ayllón
A la espera de tener campeón de Europa para ser aspirante

Superado el compromiso del pasado viernes por la noche, ahora toca mirar al futuro. No al futuro lejano porque eso nunca ha ido con Sergio García y con todo el equipo que tiene detrás. Éstos siempre han ido paso a paso y sin precipitarse y no les está yendo mal esta manera de actuar. Por eso no la van a cambiar. Han avanzado de una manera tan pausada que incluso estuvieron a punto de aburrirse y hartarse al ver hace un año que no surgían en el horizonte objetivos ilusionantes que alcanzar. Esa etapa ya ha pasado. Ahora han apretado el acelerador y quieren que cada nuevo salto tenga todo el sentido del mundo. Caminar para ir a algún sitio, esa es la nueva premisa que manejan alrededor de la figura de ‘El Niño’. Y el lugar al que quieren llegar es el Campeonato de Europa. De eso no tienen ninguna duda. 

El boxeador torrelaveguense llegó a confiar en que le hubieran nombrado aspirante al cetro continental una vez que ganó con enorme autoridad a un boxeador tan reputado y tan bien rankeado como lo estaba Isaac Real ‘Chaca’ a principios de año, cuando él mismo luchó por recuperar el cinturón de campeón de Europa que tuviera tiempo atrás. Ganar al catalán permitió al cántabro ganar muchos puestos no sólo en el ranking continental, sino también en el mundial de la WBC. Por eso alrededor del púgil torrelaveguense confiaban en haber sido nombrados aspirantes a principios del verano sabedores que Cedric Vitú iba a dejar vacante el título.

Este último fue quien ganó a ‘Chaca’ en enero. No sólo eso, sino que se llegó a convertir en toda una pesadilla para algunos de los mejores súper welter españoles de los últimos años, ya que, antes que con el barcelonés, también puso el título en juego ante Roberto Santos y Rubén Varón. Y a todos ellos los ganó. No va a tener la oportunidad de medirse con Sergio García porque ha preferido echar a volar hacia otros destinos antes de poner su corona en juego ante el torrelaveguense. Vio en directo su combate ante ‘Chac’a porque, curiosamente, tras medirse a éste ambos se hicieron muy amigos. A buen seguro que le ha cogido la matrícula al cántabro aunque, por ahora, lleva varios peldaños de ventaja.

Vitú dejó vacante el título continental para poder iniciar su carrera hacia el Campeonato del Mundo. Su objetivo pasa por disputar eliminatorias que le lleven a lo más alto y, para ello, dejó sin propietario el título continental. La Unión Europea de Boxeo (EBU), que es quien organiza el campeonato, nombró dos aspirantes y, lógicamente, eligió a los mejor rankeados y dispuestos a dar el salto. De esta manera, serán el francés Zakaria Attou (25-6-2), poseedor del título de la Unión Europea desde el pasado año, y el italiano Orlando Fiordigiglio (27-1-0), campeón del título Inter Continental IBF, quienes, el próximo dos de diciembre, se vean las caras en territorio francés para dirimir quién es el nuevo rey de Europa del súperwelter. El segundo de ellos ya aspiró en su día al gran título europeo y encajó la única derrota de su carrera. Fue incluso por KO de manos, precisamente, de Cedric Vitu hace dos años y tres meses.

Sergio García tendrá que esperar a que los dos coaspirantes se midan entre sí para que el ganador tenga que realizar una primera defensa ante el cántabro. Es algo no oficial pero cantado porque el ‘El Niño’ ya no está llamando a la puerta, sino que la ha derribado. La oportunidad va a llegar en el 2018 pero hasta que se concrete, es posible que el cántabro aún dispute una nueva pelea más de transición a finales de este año. Lo bueno es seguir peleando, no parar y seguir enviando mensajes sobre la evolución que mantiene el boxeador del Kronk.

Antes de pensar en esa posible pelea de finales de año, el boxeador cántabro se tomará unas semanas de vacaciones. Sobre todo, para recuperar del todo una mano derecha lesionada y que, aún así, no impidió que pasara por encima de Felice Moncelli el pasado viernes. También aprovechará para descansar y desconectar porque en los últimos cinco meses ha encadenado tres combates con sus respectivas preparaciones. Es bueno parar pero sin dejar de estar atento al horizonte que se le ha abierto después de haber dejado sin opción a dos rivales de categoría. Por ahora, nadie ha sido capaz de poner en serios problemas al cántabro y por eso ha de seguir subiendo a pisos superiores para encontrar rivales de su nivel que le pongan en aprietos y que le permitan sospechar dónde puede estar colocado su techo.

Comentarios