Sábado. 19.08.2017 |
El tiempo
Sábado. 19.08.2017
El tiempo
El Diario de Cantabria

VENEZUELA

La ONU hace responsable de las violaciones de DDHH a Nicolás Maduro

El país, próximo a una guerra civil, donde el secretario general de la ONU intervino e instaba a trabajar para «iniciar la negociación política».

Opositor al régimen chavista en una manifestación / ALERTA
Opositor al régimen chavista en una manifestación / ALERTA
La ONU hace responsable de las violaciones de DDHH a Nicolás Maduro

La ONU ha responsabilizado al Gobierno de Venezuela, que preside Nicolás Maduro, de las violaciones de Derechos Humanos que han tenido lugar en el marco de la actual crisis política, entre las que se mencionan torturas, detenciones arbitrarias y uso excesivo de la fuerza contra los manifestantes.

La gran brecha social, económica y política que vive Venezuela desde hace meses se hace evidente en el caos institucional que impera desde hace días en el país caribeño, donde conviven, de manera insólita, dos Asambleas: la Constituyente del presidente Nicolás Maduro y la elegida hace dos años y dominada por la oposición.

Además, los opositores al líder chavista han anunciado un nuevo ‘trancazo’ en las principales ciudades del país para el martes y buscan así reactivar las movilizaciones contra el Gobierno de Venezuela, que ya han dejado más de 125 muertos por los enfrentamientos con los colectivos armados afines al régimen.

Tal es la situación en el país, próximo a una guerra civil, que el secretario general de Naciones Unidas, Antonio Guterres, instaba el lunes a «todos los venezolanos» a trabajar para «iniciar la negociación política». El martes, la Organización de Naciones Unidas se ha hecho eco de testimonios que denuncian un uso sistemático de «fuerza desproporcionada» por parte de los agentes de seguridad contra quienes protestan contra Maduro para «inspirar miedo, acallar a los disidentes y evitar que los manifestantes se reunieran y llegaran a las instituciones públicas para presentar sus peticiones». «Las instancias gubernamentales en muy raras ocasiones condenaron esos incidentes», ha reprochado la ONU.

El Alto Comisionado para los DDHH, Zeid Radd al Husein, ha llamado la atención sobre las acciones contra los periodistas encargados de cubrir las protestas contra el Palacio de Miraflores. De acuerdo con las declaraciones recogidas, «algunos han recibido impactos de cartuchos de gas lacrimógeno y perdigones, a pesar de que llevaban claramente visible su distintivo de prensa, y en varias ocasiones han sido detenidos y amenazados».

Asimismo, Al Husein ha expresado «su grave preocupación por los numerosos casos de allanamiento violento e ilegal de viviendas». «Las víctimas y los testigos dijeron que se habían realizado sin orden judicial, supuestamente en búsqueda de manifestantes (...) e indican que hubo destrucción de propiedad privada», ha contado.

Salvo que ambos sectores enfrentados se sienten a dialogar, parece difícil que se encuentre una solución pacífica cuando incluso en la misma sede, casi puerta con puerta, debaten los fieles a Maduro, por un lado, y los opositores al régimen por otro. En la Asamblea Constituyente anunciaban el lunes la creación de una Comisión de la Verdad que investigue y castigue a los líderes opositores que han convocado los cientos de manifestaciones de protesta por todo el país. Mientras, en el salón de al lado, la Asamblea Nacional reanudaba las sesiones parlamentarias en un intento de contrarrestar y protestar por la instalación de la Constituyente y por las últimas decisiones del gobierno de Maduro, como la destitución de la fiscal general Luisa Ortega, la prohibición de la CNE a la MUD de participar en las elecciones a gobernador en siete estados y el cese, inhabilitación y orden de encarcelación del líder opositor Ramón Muchacho.

El Consejo Nacional Electoral (CNE) de Venezuela ha anunciado el martes que la Mesa de Unidad Democrática (MUD) --coalición opositora-- no podrá participar en las elecciones a gobernador en siete estados por litigios electorales que todavía no se han resuelto.

«En el caso de la organización con fines políticos MUD, ésta deberá abstenerse de inscribir candidaturas en Zulia, Apure, Monagas, Bolívar, Trujillo, Aragua y Carabobo, en cumplimiento de decisiones acordadas por juzgados de esos estados relacionadas con juicios que se vienen adelantando desde el año pasado», ha dicho el CNE.

Comentarios