Domingo. 19.11.2017 |
El tiempo
Domingo. 19.11.2017
El tiempo
El Diario de Cantabria

CANTABRIA

El turismo vuelve a subir en Cantabria pese al mal tiempo de este verano

El turismo vuelve a subir en Cantabria pese al mal tiempo de este verano

El turismo ha vuelto a crecer en Cantabria por segundo año consecutivo, con un aumento del 12,8 por ciento de visitantes hasta julio, lo que no apunta a un récord como consecuencia de que la climatología no ha acompañado, especialmente este verano, pero que satisface al Gobierno y al sector.

El consejero de Turismo, Francisco Martín, y el presidente de los hosteleros cántabros, Ángel Cuevas, han presentado hoy la "buena" evolución del turismo en la región en los siete primeros meses del año, que se ha reflejado también en un incremento de la contratación en el sector del 7,6 por ciento con respecto a 2016.

Los dos han valorado estos datos como "positivos", con un incremento de visitantes en primavera, lo que a su juicio refleja que "se está consiguiendo la desestacionalización", ha aseverado Martín.

"Hemos robado al calendario fechas que eran malas y las hemos convertido en buenas", ha alegado Cuevas, quien ha destacado que Cantabria tiene "cada vez un público más fiel" y ha trasladado el optimismo del sector de cara al cierre del año, aunque ha reconocido que las cifras no están siendo de récord.

De todos modos, Martín ha recalcado que Cantabria lleva dos años de "franca mejoría" del turismo, con "buenos" resultado entre abril y mayo de este año, especialmente con los visitantes internacionales, y un crecimiento "a pesar de que el tiempo no ha acompañado".

El consejero considera que esto ha hecho que el turismo no se haya quedado en la costa de Cantabria, sino que se ha desplazado al interior, con lo que ha valorado que se reparte el gasto por los establecimientos de toda la región. "La cosa va bien. Seguimos trabajando", ha apostillado Martín.

"Si el tiempo nos hubiera acompañado, el año hubiera sido de récord", ha incidido Cuevas, quien, a pesar de eso, ha asegurado que el sector está satisfecho, con la previsión de que este año sea "ligeramente mejor" que el pasado, que ha recordado que ya fue "bueno". "Lo cual tiene mucho mérito, porque ha habido una chincheta importante que es el tiempo", ha apostillado.

Entre los datos del turismo hasta julio, el consejero ha destacado la evolución "positiva" de los viajeros llegados a Cantabria, con un incremento del 12,8 por ciento, con respecto a 2016, que ha recordado que fue un año "magnifico", con una subida del 6 por ciento en la media anual.

También ha resaltado el incremento de las pernoctaciones en la región en un 9,36 por ciento y ha subrayado especialmente la subida en los albergues, que han experimentado una subida en los viajeros del 43 por ciento y de las pernoctaciones del 65 por ciento, lo que ha achacado al Año Jubilar Lebaniego.

Martín ha señalado además el "sorprendente" crecimiento del turismo rural, con una subida de un 27 por ciento en el número de viajeros y del 27,6 por ciento en las pernoctaciones, mientras que el incremento de clientes en los apartamentos ha sido del 35 por ciento y de un 23 por ciento en pernoctaciones.

Los menores incrementos se han registrado en los hoteles y los camping que han subido en los siete primeros meses del año de media un 8 por ciento, lo que el consejero ha explicado, en el caso del sector hotelero, porque el número de camas en la región es limitado y por que su margen de crecimiento "es menor".

"Son cifras muy abultadas", ha valorado Martín, quien ha afirmado que estos crecimientos "vienen fundamentalmente inducidos" por el incremento de la ocupación en los meses de primavera, al tiempo que ha subrayado el incremento del 14,1 por ciento en el turista nacional y un 7,45 por ciento el extranjero, lo que destacado especialmente.

El consejero de Turismo también ha remarcado el incremento que se ha registrado en la llegada de viajeros a Cantabria a través de Brittany Ferries, del 4,7 por ciento, pero sobre todo el del aeropuertos Seve Ballestesteros, del 16,74 por ciento, el mayor entre las comunidades del norte de España.

Como "buen" indicador de la situación del turismo en la región este año, Martín también ha subrayado el incremento medio del 6,78 por ciento en el número de visitantes en las instalaciones de Cantur hasta julio, si se compara con el mismo periodo de 2016.

Especialmente importante ha sido la subida en Fuenté Dé, con un incremento del 11 por ciento, lo que ha atribuido al Año Jubilar, por delante del Parque de Cabárceno, con una mejora de visitantes del 6,51 por ciento.

En este último caso, Martín ha señalado que habrá que esperar a que finalice septiembre, cuando se cumpla un año de la apertura del teleférico, para conocer cómo puede afectar el canon que se paga a la empresa adjudicataria al resultado económico de esta instalación.

"Esperamos que al menos seamos capaces de empatar", ha confiado el consejero, quien ha apuntado que la sensación hasta el momento es que el incremento del precio de la entrada que decidió el Gobierno de Cantabria para hacer frente a ese canon "no ha echado para atrás al visitante".

Y ha asegurado que no le gustaría tener que volver a subir el precio en caso de que las cuentas no cuadren. "No me gustaría una subida de precios", ha aseverado a preguntas de los periodistas sobre esa posibilidad.

"Los datos indican que este año turísticamente está funcionando", ha incidido Martín, quien ha llamado la atención también sobre los buenos datos de empleo en el sector, con un inicio de las contrataciones pronto este año y que sigue dando síntomas de que se mantiene, con un descenso del paro en agosto, frente a un incremento de la media nacional.

Comentarios