26.05.2018 |
El tiempo
Sábado. 26.05.2018
El tiempo
El Diario de Cantabria

SERVICIO CÁNTABRO DE SALUD

Real acusa a Fernández de "falta de respeto institucional, machismo y misoginia"

La consejera de Sanidad, Maria Luisa Real, ha censurado las "descalificaciones" vertidas por el portavoz del PP, Íñigo Fernández,y por estar "cargadas de falta de respeto institucional, machismo y misoginia".

Maria Luisa Real Consejera de Sanidad de Cantabria.
Maria Luisa Real Consejera de Sanidad de Cantabria.
Real acusa a Fernández de "falta de respeto institucional, machismo y misoginia"

Para Real, con sus declaraciones de la semana pasada y de hoy mismo, en las que ha pedido que la Intervención General haga una auditoría de los contratos del Servicio Cántabro de Salud (SCS) y ha señalado que la consejera está "inhabilitada" para ejercer su cargo, Fernández "se retrata una vez más".

En declaraciones a Europa Press, la consejera ha lamentado "la burda y bochornosa provocación" que está haciendo el PP al poner "en duda" de forma generalizada la gestión del SCS, que se ha situado como el "más valorado" de toda España, con "la inútil y clamorosa pretensión de desviar la atención ante sus propias miserias políticas judicializadas".

Real ha mostrado una vez más su "plena confianza" en las instituciones y en sus instrumentos de inspección y control, algo que, según dice, el PP "cuestiona" cuando es a él a quien se le piden explicaciones respecto a la gestión de la etapa correspondiente a sus responsabilidades de gobierno.

La consejera ha puntualizado que desde la Consejería de Sanidad siempre se colaborará, como es su obligación, aportando la información y documentación que demande el Parlamento de Cantabria, los grupos parlamentarios o cualquier otra institución de gobierno o judicial.

"Algo que el PP debería ser el primer interesado en defender, en vez de aducir excusas para no dar la cara, ni la más mínima explicación cuando se trata de su propia gestión", ha recalcado.

Real ha concluido reiterando que el servicio de salud "no se merece" este cuestionamiento público y generalizado de sus procedimientos de contratación, y se ha mostrado convencida de que el "único objetivo" del PP en esta cuestión "no es conocer la verdad, sino levantar sospechas generalizadas sobre un servicio público que tiene como objetivo dar la mejor asistencia sanitaria a los ciudadanos".

Comentarios