23.05.2019 |
El tiempo
Jueves. 23.05.2019
El tiempo
El Diario de Cantabria

Los médicos cántabros sufrieron 18 agresiones en 2018

Los médicos cántabros sufrieron 18 agresiones en 2018

Los profesionales de la Medicina de Cantabria sufrieron 18 agresiones el año pasado, seis más que en 2017, lo que supone un aumento del 50 por ciento. Por sexo, el 78 por ciento de las agredidas fueron mujeres, según los datos Observatorio Nacional de Agresiones a Sanitarios de la Organización Médica Colegial (OMC).

De esta manera, Cantabria se sitúa como una de las comunidades con mayor incidencia de agresiones por mil colegiados, junto con Extremadura y Andalucía y la ciudad autónoma de Melilla.

En el periodo 2010-2018, Cantabria registro 95 agresiones con una incidencia acumulada de 4,86 por cada mil colegiados, frente a 3,32 en 2017.

Por tramos de edad, la mayoría de los médicos agredidos tenía entre 46 y 55 años (el 33 por ciento) y todas ellas fueron mujeres, seguido por los de entre 36 y 45 años y de menos de 35, ambos con el 28 por ciento y donde las agredidas fueron también mayoritariamente mujeres (el 80 por ciento).

En cuanto a la tipología de agresor, la mayoría eran familiares (44 por ciento); y el ámbito en que se produjeron las agresiones fue, la mayor parte de las veces, el de Atención Primaria (39 por ciento).

Por tipo de agresión, se reparten a partes iguales entre amenazas e insultos, aunque en este último caso se profirieron siempre contra mujeres, y en el primero éstas las sufrieron el 55,6 por ciento de las veces.

DATOS NACIONALES

Estas cifras se han presentado este jueves con motivo del Día Nacional contra las Agresiones a Sanitarios y recogen, a nivel nacional, 490 casos de agresiones en 2018, frente a los 515 del año anterior, lo que supone un descenso del 4,8 por ciento. Por sexos, el 59 por ciento de las agredidas fueron mujeres, alcanzando el porcentaje más alto de toda la década y un 7 por ciento más que el año pasado.

Por comunidades autónomas, las que han registrado un mayor número de agresiones denunciadas en los colegios han sido Andalucía (124), Madrid (85), Cataluña (61).

En cuanto al ámbito sanitario de ejercicio, sigue siendo el público donde se producen la gran mayoría de este tipo de conductas violentas, con un 85 por ciento de los casos, mientras que en el privado se han producido el 15 por ciento, el porcentaje más alto hasta la fecha.

Sobre el nivel asistencial donde se produce la agresión, sigue siendo la Atención Primaria la que se lleva la mayor parte (52%), frente a la Hospitalaria (23%); las urgencias hospitalarias y de Atención Primaria tienen un porcentaje de un 14 por ciento y un 11 por ciento, respectivamente. Sin embargo, si se tiene en cuenta el número de consultas realizadas al año, el área donde son más frecuentes las agresiones es en Urgencias Hospitalarias, alcanzando las 2,50 agresiones por cada millón de consultas.

En cuanto a las causas principales de las agresiones, el 46,1 por ciento se producen por discrepancias en la atención médica, el 11,4 por ciento por el tiempo en ser atendido, el 11,1 por ciento por no recetar lo propuesto por el paciente, el 10,3 por ciento en relación a la incapacidad laboral, el 9,2 por ciento por discrepancias personales, el 6,1 por ciento por el mal funcionamiento del centro y el 5,8 por ciento por informes no acordes a sus exigencias.

93 SENTENCIAS SOBRE AGRESIONES

De los agresores, el 72 por ciento son pacientes (40% pacientes
programados, 30% pacientes no programados y 2% pacientes desplazados) y el 28 por ciento sus acompañantes. Según los datos del Observatorio, en el 61 por ciento de los casos se ha presentado denuncia tras la agresión. Del total de agresiones, en el 14 por ciento de los casos provocaron lesiones, de las cuales el 40 por ciento fueron físicas y el 60 por ciento psíquicas. El 17 por ciento conllevaron baja laboral, cifra superior al 12 por ciento del año anterior.

Respecto a las resoluciones judiciales, hubo 93 sentencias sobre
agresiones, de las que el 64 por ciento fueron consideradas como delito leve y el 36 por ciento delito menos leve. El 77,9 por ciento fueron condenatorias, el 16,3 por ciento absolutorias y hubo acuerdo en el 5,8 por ciento. Según el tipo de condena, el 46,3 por ciento fueron multas, el 20,6 por ciento acarrearon privación de libertad, el 14,7 por ciento supusieron privación de derechos e inhabilitación y el 4,4 por ciento exigieron medidas de seguridad.

Comentarios